Archivo para Abraham

POR SUPUESTO QUE LO PUBLICARÉ, Sr. OLCESE…… ¡Y ADEMÁS, SE LO RESPONDERÉ PUNTO POR PUNTO!

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , on 16/08/2015 by Armando López Golart

mqdefaultca6bhsjoY es que usted, Sr. Olcese, ha respondido a mi escrito anterior (23/07/15) con un nuevo correo y con el especial ruego de que lo haga público en mi blog; un correo que con la apariencia de dialogante, una vez más esconde las malas artes de las que usted es poseedor y olvidándose una vez más (¡mire que tiene usted poca memoria!), de que en cada ocasión que se mete con el “miura” españolillo, la cosa termina siempre en un nuevo “revolcón”. Parece olvidarse de la ajustada semblanza que en su momento y en uno de sus artículos titulado “Don Armando: el “correcaminos” (16/10/11) hizo sobre mi persona, al identificarme como el entrañable “correcaminos” de una conocida serie de dibujos animados (vean ustedes, queridos lectores, un pequeño capítulo de la misma en este enlace, para que tengan una pequeña aproximación de por dónde va la cosa,) y con lo que, obviamente, usted pasó a asumir el papel de “coyote” y que en sus disparatados planes para entrampar al susodicho “correcaminos” cuenta sus intentos por fracasos, pues dicho “pajarito” siempre “se la da con queso” al taimado coyote, lo cual (permítame la observación), no es más que un fiel reflejo de la realidad.

Porque mientras que un servidor, al igual que el simpático “correcaminos”, siempre ando en la línea recta de la lógica y el sentido común al utilizar los textos bíblicos, ajustándolos a su contexto natural o, en su defecto, al general de las Escrituras para saber qué es lo que realmente quieren decir, usted y en su desnortado papel de “coyote” siempre está buscando atajos y extraño vericuetos al torcer los textos bíblicos usados, bien sacándolos de su contexto, bien sea retorciéndolos hasta que aparenten decir lo que a usted en determinado momento le hace falta que digan y claro, como al personaje de ficción, nada le da resultado en su intento de desmontar mis lógicos planteamientos…… o sea y resumiendo, que es usted el que siempre se lleva todas las “tortas”.

Dicho lo cual, Sr. Olcese, me permito recomendarle que vaya haciendo acopio de “árnica” porque de nuevo y en su auto adjudicado papel de “coyote”, se va a llevar todas las “tortas” que se repartan; porque si bien he dicho que de entrada parece que nos encontramos ante un texto conciliador, la realidad es que detrás del mismo hay muy “mala uva” y que como comprenderá, ya soy mayorcito y bastante puesto en las cosas de la Biblia, como para que algún indocumentado me la quiera “dar con queso”…… y mucho menos un “personajillo” de tan ínfima talla en lo escritural, como es usted. Por lo que sin más dilación, pasaré a responderle dicho correo párrafo por párrafo y tal cual me ha llegado (eso es, sin retoque gramatical alguno), para que no me pueda acusar de dejarme algo en el tintero porque, según dice “no sé qué responder” a lo que usted me plantea; empecemos, por lo tanto, con el primer párrafo:

apologista commented on ¡Y MIREN QUE YO NO QUERÍA HACERLO…!

DICEN QUE LOS GENIOS TIENEN ALGO DE LOCOS Y ESTRAFALARIOS…EN CAMBIO ARMANDITO NO DA LA CARA…LA ESCONDE…¿POR QUÉ SERÁ? ADEMÁS, ESA FOTO ESTÁ TRUCADA CON PHOTOSHOP, AUNQUE YO NUNCA HE DICHO QUE TÚ, ARMANDITO, ERES EL CULPABLE DE SEMEJANTE ENGAÑO…TÚ LO DICES, NO YO.”

O sea, que ahora se las da usted de “genio” para justificar sus payasadas…… ¡pues ya me disculpará, Sr. Olcese, pero los Pedro, Juan, Santiago, Bernabé o Pablo entre otros y por no hablar ya del propio Jesús, no me negará que eran unos genios del entendimiento escritural y sin embargo, no me los puedo imaginar de esa guisa con la que se nos presenta usted! Por otra parte, si alguien se caracteriza por “dar la cara” es un servidor, pues a diferencia de usted salgo al trapo de todo aquello que se me pone por delante y respondiendo a cualquier objeción que se me presente y venga de quién venga…… algo que usted, siempre ha sido incapaz de hacer. Por otra parte, yo ya sé que por ese “dar la cara” a lo que usted se refiere es a que no cuelgo mi imagen en el blog, aunque me permito adelantarle lo siguiente: si en su momento decidiera hacerlo y que “no va a caer esa breva”, sería con el decoro debido y ello por el inmenso respeto que tengo por la Persona de la que hablo en mis escritos, eso es, que nunca daría el espectáculo ridículo y bufonesco que usted ha dado constantemente, como queda demostrado en los videos que de su autoría colgué en un artículo anterior y al que se corresponde la imagen que acompaña a este escrito. Porque cuando no ha sido por la cantidad de sombreros usados, ha sido por el amplio despliegue de trajes y corbatas y, cuando no, por el abanico de símbolos religiosos con los que ha adornado su lugar de grabación, bien fuera una cruz, la estrella de David, el símbolo del pez, etc……. en definitiva, un claro ejemplo de “equilibrio” y de “saber estar” y, sobre todo, del “buen juicio” que se presupone debe de caracterizar a una persona sería y entendida en las Escrituras.

Dicho lo cual, permítame añadir que la razón de no incluir mi imagen en el blog y ya que lo pregunta, es porque considero que lo interesante no es mi apariencia personal (bastante mejorable, por cierto y para mi desgracia, pues los años no perdonan y menos, si les ayudas con algunos “kilitos” de más), sino las cosas que explico a quienes me leen; porque uno puede ser alto, bajo, delgado, gordo, calvo, miope y hasta mediopensionista, si mucho me apura, pero nada de ello va en menoscabo de su discurso, siempre que este se apegue fielmente lo que se dice en las Escrituras…… ninguno de nosotros sabe, por ejemplo, cómo era Pablo (aunque todo apunta a que no era un “adonis” precisamente), pero nadie puede negar que sus enseñanzas son geniales y extremo que nos demuestra que la importancia no esté en el “quién”, sino en el “qué”. Ya otra cosa es que uno tenga un ego por las nubes y por ello precise de que se le reconozca como “teólogo”, ingeniero y si se tercia, hasta como presidente de su comunidad de vecinos, como sucede en su caso…… de ahí, su esfuerzo en muchos de sus videos en mostrarnos la pared de su estudio de grabación en donde sobresalen sus diplomas, sus fotografías y todo aquello que hable de usted y en lo que se puede considerar, como un desmedido culto a la personalidad.

También y dado que en ese primer párrafo veo que continúa acusándome de falsear su imagen, no puedo resistirme a preguntarle lo siguiente: ¿y por qué no me acusó de ello, la primera vez que la usé, hace nada menos que la friolera de dos años y medio (22/12/12), o en las posteriores ocasiones (hasta un total de cuatro veces más) en las que volví a hacer uso de ella? Es más, Sr. Olcese, si la imagen original, eso es, antes de mi supuesta manipulación de la misma, existe ¿por qué no la muestra? ¿Por qué, por el contrario, ha desaparecido de su página de videos “cristiano 72392”, la grabación en donde estaba la imagen objeto de disputa y que es de donde la saqué? Porque lo que sí está claro es que siendo que yo la tomé de allí, resulta que ahora ya no está…… por lo que ahí va otra “preguntita” para demostrar lo farsante y desvergonzado que es usted, porque veamos: si yo hubiera retocado la foto mediante “photoshop” o como quiera que se llame y que es de lo que usted me acusa, es obvio que tuve que partir (según me han contado) de una imagen anterior sobre la que poder trabajar para realizar la “chapucilla” en cuestión, luego ¿por qué no saca ese video con la imagen original y demuestra con ello, que no se corresponde con la que yo he publicado, en lugar de borrarla como usted ha hecho?

Pues porque esa imagen sí existió y exacta a como yo la publiqué (prescindiendo de quién la hubiera trucado y que usted sí insinuó que fui yo), pero que para mantener su falaz acusación y a falta de poder hacer frente a mis objeciones, no se le ha ocurrido otra cosa y para desviar la atención de dicha circunstancia, que eliminar el video y acusarme de tramposo, con lo de nuevo ha incurrido usted en su recurso más manido y que es el mentir…… pero como decían nuestros abuelos “se coge antes a un mentiroso que a un cojo”, porque repito: para poder hacer una corrección sobre cualquier imagen, se precisa de un original sobre el que poder trabajar, luego ¿dónde está ese original sobre el que supuestamente yo actué (u otros), que muestre a las claras un antes y un después de dicha imagen, eso es, la diferencia entre ambas imágenes? Por lo tanto y a menos que pueda mostrar la imagen original, queda claro que está usted mintiendo al acusarme de adulterar una imagen suya y por esto la ha borrado, pensando que con ello me dejaba a mí en evidencia, cuando resulta que es todo lo contrario; pero sigamos adelante:

TE PIDO QUE NO ME ODIES, ARMANDITO, PORQUE EL ODIO ES COMO EL PECADO DE ASESINATO. ASÍ QUE NO ME MATES, POR FAVOR, QUE TERMINARÁS ENVENENADO POR DENTRO, Y FINALMENTE SERÁS CASTIGADO POR JEHOVA DIOS POR NO HABER AMADO A TU HERMANITO “DESCARRIADO”.”

Pero es que yo no le odio, Sr. Olcese: sencillamente le desprecio y no por “quién” es usted, sino por lo “qué es” usted, eso es, un fiel escudero de Satanás, pues en todo lo que habla enseña la mentira y aplicándole, por tanto, estas palabras que dijo Jesús:

Ustedes proceden de su padre el Diablo y quieren hacer los deseos de su padre. Ese era homicida cuando principió y no permaneció firme en la verdad, porque la verdad no está en él. Cuando habla la mentira, habla según su propia disposición, porque es mentiroso y el padre de la mentira.” (Juan 8:44).

Y dado que usted está permanentemente instalado en dicha mentira, es obvio que el que va a ser castigado por Jehová Dios no es un servidor, sino usted que en el colmo de la altanería más absoluta se adjudica un título que no le ha sido concedido, como es el da haber sido “ungido” por Dios para representarle en la tarea de la divulgación del “verdadero evangelio de Jesucristo”, cuando resulta que en un video compartido con su hermano Franco (28/06/11) y de más de una hora de inútil verborrea dedicada a explicarnos dicha cuestión, fue usted incapaz de decirnos “cuál era” ese evangelio…… eso sí, lo que en cambio nos quedó perfectamente claro fue que usted es “ingeniero” y “teólogo”. Sin olvidarnos que en sus primeros artículos se presentaba o, en su defecto los firmaba, con el rimbombante calificativo de “Embajador Plenipotenciario del Reino de Dios” (y que ya hay que se fatuo), como tengo denunciado en alguno de mis artículos; pero sigamos adelante “con los faroles”, que diría mi amigo el castizo:

¿QUÉ DIGO QUE SOY UNGIDO Y UN INSTRUMENTO ÚTIL DEL SEÑOR? ¡PUES SÍ! Y LE DOY GRACIAS AL ALTÍSIMO DE QUE MI BLOG, A DIFERENCIA DEL TUYO, ARMANDITO, TENGA MILLONES DE VISITAS, Y MUCHOS SUSCRIPTORES QUE VAN EN AUMENTO CADA DÍA. ¿ES TODO ESTO ALGO FORTUITO? ¡NO LO CREO! ES, MÁS BIEN, UNA BENDICIÓN DEL CIELO QUE HA PERMITIDO QUE MÁS PERSONAS VAYAN APRENDIENDO EL VERDADERO EVANGELIO DEL REINO QUE ES LA ESPERANZA VERDADERA PARA TODOS LOS QUE SOMOS HIJOS DE DIOS Y HERMANOS DE CRISTO.”

Y dado que se reafirma en su condición de “ungido” e “instrumento útil” para Dios, cosa que por otra parte hace cualquiera de esos “tropecientos mil” indocumentado de las distintas organizaciones religiosas cristianas, entre ellas, sus “amigos” del Cuerpo Gobernante de los TJ, permítame recordarle esta reflexión que usted mismo hacía en un artículo titulado “¿Quiénes son los 144.000 de Apocalipsis 7:4 y 14:1?” el 25 de Abril del 2007 y que reproduzco tal cual:

¿Cómo sabe un “T.J” que es un miembro de los 144,000 y no de la “GRAN MULTITUD” y viceversa? Bueno, aquí aparece el subjetivismo puro. Yo, como ex-“T.J”, me hacía la misma pregunta. Una vez le pregunté a uno de la clase de la Iglesia o de los 144,000, lo siguiente: ¿cómo sabe usted que es de la clase ungida?, y me contestó: “Yo siento un llamado celestial” o “Mi corazón me dice que mi paradero final y eterno está en el cielo y no en la tierra”. ¡Punto final! Caramba dije: ¡qué fácil es saber si uno es miembro de la iglesia! Como si nuestro destino final dependiera de lo que a uno le guste o le parezca. Los más de los “T.J” dicen no sentir el deseo de vivir en el cielo sino en la tierra. A éstos les corresponde vivir en la tierra, pues así lo han decidido ellos en su corazón. ¡Qué tontería! ¿Acaso se han olvidado los “T.J” que engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso; y quién lo conocerá?” (Jeremías 17:9). ¿Acaso no recordamos que el Diablo suele usar “el corazón” de los hombres para engañarlos? (Ver Juan 13:2). Por tanto, debemos basarnos en lo que realmente dice la Biblia sobre algún asunto, y no en nuestras propias elucubraciones.” (Negritas mías).

Sin embargo, unos pocos meses después (07/09/07) y en un artículo titulado “No toquéis a mis ungidos, ni hagáis mal a mis profetas” y contrariando lo afirmado anteriormente acerca de lo necesario de basarse en lo que dicen las Escrituras sobre el asunto y no según propias elucubraciones para determinar uno su condición de “ungido” o Hijo de Dios, veamos lo que usted de forma categórica afirmaba sobre su persona y extremo en el que se acaba de reafirmar en el párrafo del correo que estamos considerando:

Yo soy un UNGIDO del Señor, y nadie debe o puede tocarme a mí, o a usted, si en verdad es un cristiano, sin tener luego que pagar un precio muy caro. Yo me considero un UNGIDO del Señor, y si usted no se considera así, entonces usted no ha entendido lo que significa ser un cristiano o un ungido.” (Negritas mías).

Luego y resumiendo, Sr. Olcese, lo que usted nos viene a decir, es que a sí mismo se considera un ungido y si no nos lo creemos…… pues eso, que nos den; porque resulta que el problema está en nosotros, que no entendemos nada de nada y no en usted que no es más que un pobre botarate desquiciado con ansías de notoriedad. Y es que me tendrá que reconocer, que cómo mínimo y por aquello de ser suave, es usted víctima del mismo subjetivismo que les imputa a los supuestos “ungidos” de los TJ, porque ¿cómo ha averiguado usted, de forma tan convincente, su condición de “ungido”? Es cierto que nos afirma estar convencido de su pertenencia, pero…… ¿no le podría engañar su corazón lo mismo que, según dice, les ocurre a los supuestos “ungidos” de los TJ que afirman ser tales? Porque a estos, Sr. Olcese, le aseguro a usted que tienen el mismo “convencimiento personal” que afirma tener usted y que, por otra parte, no hay razón objetiva alguna para dudar que ello sea así. ¿O es que a usted no le aplican las palabras de Jer. 17:9 y su corazón está “blindado”, frente a un engaño potencialmente perverso…… por ello inmune, a las potencialmente peligrosas maquinaciones del diablo? No se olvide que si Satanás ya consiguió influir en el corazón de un discípulo directo de Jesús como fue Judas, según Juan 13:2 y solo por citar un texto que usted mismo usa en su exposición, luego que admite como válido ¿tendríamos que pensar que se cree usted a salvo de tan maligna influencia diabólica?

Porque nos tendrá que reconocer, que el que usted se considere a sí mismo, como depositario de semejante privilegio (nada menos que el ser un “ungido”), le pone exactamente en la misma posición que los TJ (entre otros) y a los que de forma tan vehemente critica. No se puede olvidar, por otra parte, que aunque usted nos diga apoyarse en las Escrituras para llegar a semejante convencimiento, no es menos cierto que los textos que usted usa para avalar su afirmación de pertenencia, son exactamente los mismos que usan los miembros supuestamente “ungidos” de la Watchtower y de la que, dicho sea de paso, servidor fue miembro por más de treinta años, por lo que ¡fíjese si sabré de qué le estoy hablando!…… luego y por aquello de ir resumiendo ¿por qué hay que creerle a usted sobre lo de su supuesta “unción” y a los “ungidos” de los TJ, negarles dicha credibilidad?

Y es cierto, pasando ya a otro tema, que usted tiene mucha más audiencia que un servidor…… es más: de un tiempo a esta parte y para que su gozo sea pleno, tengo que reconocerle que, aunque de forma leve, noto que esta me va menguando; otra cuestión es si eso es bueno o malo y que desde un punto de vista objetivo redunda en mi favor, porque veamos: en un mundo cada vez más alejado de Dios como el actual, un blog que solo hable de Dios y como es este, lo razonable es que vaya perdiendo audiencia de forma progresiva. Todo lo contrario a lo que ocurre con aquellos blogs que en un “tótum revolútum” lo mezclan todo (noticias de prensa, de ovnis, de brujería, etc.) y que encima dicen aquello que la gente quiere oír, como por ejemplo, que todos seremos reyes al lado de Jesucristo, que seremos inmortales, que tendremos poder sobre muchas ciudades y estupideces por el estilo, que es lo que usted propone en el otrora un blog puntero en la red y que en la actualidad, se pasa días sin publicar nada; ni hablemos ya de ese “estropajo” en el que publica bochornosos videos en contra de los TJ, muchos de los cuales con una duración que no llega ni al minuto de duración…… eso sí: de cuando en cuando nos sale con la “machada” de que ya tiene “miles” de videos publicados y así alimentar su sobredimensionado ego.

Sin embargo, Sr. Olcese y ya que hablamos de ello, aquí hay algo que no me cuadra: porque si bien usted me habla de los “millones” de personas que visitan sus blogs y se suscriben a los mismos, cuando uno analiza la cantidad de visitas y comentarios que tiene, por ejemplo, en su blog de videos (en su blog de cabecera, apenas publica nada, repito), resulta que las cuentas no salen…… y si a ello le sumamos que es usted mismo el que continuamente tiene que estar suplicándole al “personal” que no cierre la visualización del contenido de dichos videos a la mitad, sino que haga un esfuerzo para acabar de visionarlos y por su “gran interés”, aunque sea en dos o tres etapas, eso de tantos millones de visitas y de los suscriptores que van en constante aumento, como que no suena demasiado convincente ¿no cree? Dicho lo cual, continuemos avanzando:

YO MAYORMENTE TE HE TRATADO CON RESPETO, Y HE SABIDO SOPORTAR ESTOICAMENTE TUS INSULTOS Y DESPRECIOS, PORQUE HE COMPRENDIDO QUE NO ERES TÚ QUIEN HABLA ESAS PATRAÑAS, SINO EL ENEMIGO DE LOS SIERVOS DE DIOS QUE A VECES SE METE EN EL CUERPO DE SUS VENTRÍLOCUOS INCAUTOS.”

Del respeto con el que usted me ha tratado siempre, se puede encontrar una pequeña muestra en el video que me dirigió el 12/03/13…… entre otros.

FINALMENTE DEBO DECIRTE QUE NO CUESTIONO TU HONESTIDAD, Y SÉ QUE HACES MALABARES INTELECTUALES PARA PODER SOSTENER TUS CURIOSAS “ENSEÑANZAS BÍBLICAS”, TAL COMO LO HACEN LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ, CUANDO TUERCEN LAS ESCRITURAS A SU GUSTO. PERO YA SABEMOS QUE TAMBIÉN DAREMOS CUENTA POR HABER TORCIDO LAS ESCRITURAS PARA SOSTENER ENSEÑANZAS DE DEMONIOS. FELIZMENTE, A DIFERENCIA DE TI, YO ME SACUDÍ DE TODAS LAS FALSAS DOCTRINAS DE LA WATCHTOWER Y YA NO ESTOY CONTAMINADO CON LOS ERRORES QUE DIVIDEN EL CUERPO DE CRISTO. YO CREO QUE DIOS NO HACE ACEPCIÓN DE PERSONAS, Y TÚ SÍ. TU CREES QUE HAY DOS GRUPOS DE CRISTIANOS CON PROMESAS DISTINTAS, Y YO NO. YO SÉ QUE DIOS NO ES PARCIAL, PERO TÚ PARECES CREER QUE SÍ LO ES, Y ESO ES TRÁGICO, SINCERAMENTE.”

¡Hombre, Sr. Olcese, decir que hago “malabares intelectuales” para sostener mis “curiosas” enseñanzas bíblicas, cuando le obligué a retractarse públicamente de una de las suyas y defendida desde que yo le conozco, como era la de los “millones, miles de millones” que según usted tenían que reinar con Cristo en el reino de Dios…… ¿no cree que es pasarse un poco?! Porque recordará que se la estuve rebatiendo por más de dos años (ahí está la hemeroteca para confirmar dicho extremo) y al final tuvo que retractarse de dicha afirmación en un video publicado el 03/01/12 diciendo que, no solo usted realmente “no sabía” si esto era así (minuto 10´55 de grabación), sino que dicha idea “no estaba” contenida en las Escrituras (minuto 16´45 de grabación)…… sin embargo, sorprendentemente, usted lo estuvo enseñando por casi tres años como una gran “verdad” y lo que me lleva a preguntarle ¿qué criterios sigue usted, para sostener las “enseñanzas” que actualmente está proponiendo y que, dicho sea de paso, se las tengo todas objetadas y sin que sea capaz de responder a dichos requerimientos? Por lo tanto, lo menos que puede hacer es callarse y no alborotar “el gallinero”, máxime cuando por el mismo pulula un “gallo” de armas tomar, u séase aquí “el menda”…… pero continuemos:

BUENO, LO CIERTO ES QUE CREO HABER REFUTADO EFICIENTEMENTE MUCHAS DE TUS INTEPRETACIONES PRIVADAS O PERSONALES DE LAS ESCRITURAS, CON LAS MISMAS ESCRITURAS, Y CON ALGO DE SENTIDO COMÚN. SÉ QUE EN TU CORAZÓN YA TE HAS CONVENCIDO DE LA VERACIDAD DE MUCHAS DE MIS CREENCIAS BÍBLICAS, Y AUNQUE NO LO ADMITAS ABIERTAMENTE, SÉ QUE ES ASÍ.”

Y es que usted, le repito, no ha sido capaz de refutarme nada de nada, sino que lo que ha hecho de forma continuada es responder a mis objeciones mediante el sencillamente reafirmarse en sus disparatadas propuestas (como si la repetición continuada de una mentira, llegara a convertirla en verdad), pero sin entrar a desmontar mis argumentos y que es de lo que se trata. Como ejemplo de lo que le digo, tenemos que aún no nos ha aclarado cómo puede ser posible que si los gobernantes con Cristo en el reino de Dios tienen que participar obligatoriamente de la llamada “primera” resurrección (Rev. 20:6), aquellos que sobrevivan a la “gran tribulación” (Rev. 7:14), eso es, que pasan con vida al reino de Dios, luego difícilmente pueden participar de resurrección alguna, puedan en modo alguno sumarse a dichos gobernantes…… máxime teniendo en cuenta que la mencionada “primera” resurrección se produce tres años y medio antes de que aparezcan en escena dichos sobrevivientes, como he publicado en varias ocasiones y sin que usted me negara la mayor; pero continuemos:

ESPERO, SIN EMBARGO, QUE ALGÚN DÍA RECONOZCAS ABIERTAMENTE DE QUE LOS GRANDES HÉROES DE LA FE DEL LLAMADO ANTIGUO TESTAMENTO NO SERÁN MEROS VASALLOS DEL REINO DE CRISTO, SINO REYES Y SACERDOTES QUE GOBERNARÁN LADO A LADO CON EL MESÍAS JESÚS. ESTO DEBERÁS ADMITIRLO CON HIDALGUÍA Y HONESTIDAD EN ALGÚN MOMENTO DE TU VIDA Y NO CALLARLO POR UN SIMPLE ORGULLO BARATO.”

Pero vamos a ver, Sr. Olcese ¿cómo puedo creerme semejante estupidez, como la que nos está proponiendo en este párrafo y que siempre ha mantenido en el tiempo? Y disparate en el que se repite continuamente, en el sentido de afirmar con gran vehemencia que los notables del AT como los Abraham, Isaac, Jacob, David, etc. etc. también reinarán al lado de Cristo en lo que no es más que una verdadera salvajada y producto de una mente obtusa y disparatada como la suya; además usted incide enfáticamente en dicho extremo en el caso de los personajes de David y Abraham, como aquellos que por sus innegables méritos no pueden ser apartados de ninguna manera de gobernar con Cristo en el reino de Dios…… pero resulta que dichos personajes fueron antepasados de Jesús y por lo que según el Sal. 45:16, resulta que no pueden en manera alguna reinar con Cristo, pues en el mismo se nos dice lo siguiente:

En lugar de tus antepasados (o “padres”, según versiones) llegará a haber tus hijos, a quienes nombrarás príncipes en toda la tierra.” (Acotación mía).

Luego si esos antepasados precisan de ser nombrados “algo”, en este caso príncipes, en el momento de levantarse de nuevo a la vida, significa que no han participado de la “primera” resurrección, pues los que en ella lo hacen ya se levantan con la condición de inmortales reyes y sacerdotes y por lo que no precisan de nombramiento alguno…… además del hecho y del que usted en su supina ignorancia nunca ha reparado, como es el que si bien se nos dice que serán nombrados príncipes (que no “reyes” y esta es otra), no así sacerdotes y condición sine qua non según Rev. 20:6, para reinar al lado de Jesucristo:

Feliz y santo es cualquiera que tiene parte en la primera resurrección; sobre estos la muerte segunda no tiene autoridad, sino que serán sacerdotes de Dios y del Cristo y reinarán (luego también son reyes) con él por los mil años.” (Acotación mía).

Por lo tanto, Sr. Olcese, su planteamiento y al igual que lo ya señalado acerca de los “millones, miles de millones” que tenían que reinar con Cristo y del que estaba usted tan “convencido”, no es más que un puro disparate; le recuerdo que sobre Abraham usted siempre ha afirmado que lo del premio “sobremanera grande” significa que dicho personaje reinará al lado de Cristo…… sin embargo, aún espero que dé respuesta a mi escrito del 13/05/15 en el que le muestro bíblicamente qué esto no es así, sino que lo que realmente le fue prometido a dicho personaje es otra cosa muy distinta y que nada tiene que ver con lo que usted afirma; luego ¿por qué será, Sr. Olcese, que usted aún no se ha pronunciado sobre mi planteamiento? ¿ Quizás porque tengo razón…… y mejor “no meneallo”, para que pase desapercibido su nuevo fracaso “teologal”?

Y es que no puede responderlo, porque su planteamiento no es más que fruto de su incapacidad congénita para, no solo entender las Escrituras, sin incluso de aquello que lee, porque veamos: la promesa divina, o pacto, de hacer de algunos individuos reyes y sacerdotes para Dios se gesta muy atrás en el tiempo, concretamente en el momento en que el pueblo de Israel fue liberado de la esclavitud en Egipto y establecido en los siguientes términos:

“…… “Y ahora si ustedes (obviamente, aquellos que en ese momento estaban presentes) obedecen estrictamente mi voz y verdaderamente guardan mi pacto, entonces ciertamente llegarán a ser mi propiedad especial de entre todos los demás pueblos, porque toda la tierra me pertenece a mí. 6 Y ustedes mismos llegarán a ser para mí un reino de sacerdotes y una nación santa”. Estas son las palabras que has de decir a los hijos de Israel.” (Éxo. 19:5-6). (Acotación mía).

Luego la pregunta clave es con quiénes fue establecido dicho pacto y lo que nos lleva al meollo de la cuestión en dónde se nos aclara que ni Abraham, ni Isaac, ni Jacob, ni sus doce hijos y por supuesto, personajes bíblicos anteriores a estos tienen parte alguna en ese gobierno de reyes y sacerdotes prometido por Jehová Dios…… y eso, Sr. Olcese, no me lo invento yo, sino que lo dijo el propio Moisés unos 40 años después de haberse establecido dicho pacto (y personaje que como mediador del mismo, algo sabría del asunto), en el siguiente versículo:

No fue con nuestros antepasados con quienes Jehová celebró este pacto, sino con nosotros, todos nosotros los que estamos aquí hoy vivos.” (Deut. 5:3).

Y que en la versión RVC, entre otras, se transcribe de la siguiente manera:

Este pacto no lo hizo el Señor con nuestros padres, sino con todos nosotros, los que hoy estamos aquí con vida.”

Por lo tanto queda claro que esos personajes mencionados y por ser anteriores al establecimiento del pacto en cuestión, quedan totalmente excluidos del mismo, eso es, no entran a participar en el tal y por lo que no pueden reinar con Cristo en el reino de Dios…… recordemos que los pactos y por su propia naturaleza, no tienen efectos retroactivos, sino que solo atañen a los que participan en el mismo y manifiestan aceptar sus condiciones, así como aquellos que posteriormente decidan apegarse al mismo y que es lo que se plantea en el pacto celebrado entre Dios y Su pueblo Israel en las llanuras del Sinaí. Pero claro, Sr. Olcese, resulta que si ello es así y así es, pues la Biblia no miente y teniendo en cuenta que usted acepta que Dios no hace acepción de personas, sería del todo irrazonable pensar que los antepasados de Jesús posteriores a Abraham, como David y tantos otros (como los profetas) que aparecieron después de Moisés, el mediador de dicho pacto, sí formaran parte de dicho gobierno celestial, cuando a todos se les consideran parecidos merecimientos ¿o es que Abraham es menos merecedor que David? Cuestión irresoluble si no tomamos en consideración lo dicho en el Sal. 45:16, en el sentido de que ningún antepasado de Jesús puede reinar con él en el gobierno del venidero reino de Dios…… de lo contrario y ya que usted afirma que responde a todas las objeciones que yo le planteo ¿cómo nos resuelve este “embolao” y de manera que lo entendamos todos? Plenamente convencido de que no lo hará, continuemos con su correo:

BUENO, AHORA SÍ TE DEJO, AMADO ARMANDITO, Y DESDE HOY EMPEZARÉ A ORAR POR TI PARA QUE EL SEÑOR TE QUITE TODA AMARGURA DE TU CORAZÓN, FRUTO DEL ODIO Y DEL RESENTIMIENTO. ES HORA QUE MATEMOS LA CARNE Y REAVIVEMOS EL ESPÍRITU SANTO. TÚ TIENES LA OPCIÓN DE LLENARTE DEL UNGIMIENTO DEL ESPÍRITU SANTO SI SÓLO LE PIDES AL SEÑOR QUE TE LLENE DE SU ESPÍRITU. RECIÉN ENTONCES DEJARÁS DE DESPRECIARME Y ODIARME, Y POR VEZ PRIMERA SENTIRÁS AMOR POR LOS QUE PARECEN SER ANTIPÁTICOS Y ADVERSARIOS DE UNO.”

Entonces Sr. Olcese ¿le tengo que pedir a Dios que me dé el mismo “espíritu santo” que al parecer le guía a usted, según se deduce de su propia afirmación?:

Ahora bien, “Ungidos con el Espíritu Santo” resalta otras bendiciones colaterales que Dios nos añade cuando nos entrega el Espíritu Santo, PERO LO MÁS IMPORTANTE ES QUE NOS GUÍA A LA VERDAD (Ver Juan 16:13). NADIE PUEDE SER GUIADO A LA VERDAD SIN EL ESPÍRITU OBRANDO EN ÉL.” (Negritas mías).

Afirmación en la que se reitera en otro de sus artículos y en la que nos afirma lo siguiente:

Al contrario, soy un hombre muy feliz y dichoso, ya que por fin tengo la libertad que no gozan ellos para escribir y tener mi sitio web donde puedo exponer mis creencias personales y mis “descubrimientos” bíblicos según me lo revela el Espíritu de Dios. Sólo el Espíritu de Dios nos guía a la verdad.” (Negritas mías).

Ese espíritu “de Dios” que le engaña con lo de los “millones, miles de millones” que tenían que reinar con Cristo y que le hace salir en sus videos con esa pinta de payaso (nada que ver con los dignos profesionales en el arte de llevar un poco de alegría al “personal” y que merecen todo nuestro respeto y consideración) y encima medio borracho, pues de lo contrario no se entiende su comportamiento en el video (13/10/12) que se corresponde a la imagen que encabeza este artículo…… ¿es este el espíritu que, según usted, debo de pedir para que me “guíe”? Porque habrá usted escogido al “espíritu tonto”, pues de lo contrario no se entienden sus disparatadas propuestas; lo que ocurre, Sr. Olcese, es que lo que le guía a usted no es el espíritu santo de Dios y que no se equivoca, sino el espíritu de Satanás y de ahí que sus enseñanzas se cuenten por mentiras y no pueda rebatir ni una sola de las objeciones que sobre las mismas se le plantean…… y es que usted no es más que un pobre hombre que se cree ser el ombligo de mundo bíblico, con un ego exacerbado que no cabe dentro de su cuerpo y lo que le lleva, como hemos visto, a creerse y con esa “pinta” de descerebrado, nada menos que un “ungido”, un Hijo de Dios.

En otro orden de cosas, señalarle que esa afirmación de que un servidor le odia, no es más que un intento de desviar la atención del “personal” del verdadero punto central del asunto: usted es incapaz de poder responder a mis objeciones y cuestión que le deja en el más absoluto de los ridículos, por lo que piensa que haciendo alusión a un supuesto “odio” que siento por usted, la gente entenderá el porqué del que yo me meta con usted. Pero resulta que la cuestión no radica en esto, sino en el hecho de si en lo que yo le discuto tengo razón o no…… y como si la tengo y de ahí que no pueda desmontar mis argumentos, pasa a intentar desmerecer a la persona o, dicho sea de otra manera, en centrar la atención en el mensajero y no en el mensaje que este trae. Por otra parte, usted se apoya en una supuesta autoridad escritural sobre mí persona, por el hecho de que ha cursado estudios en teología y lo cual no le discuto…… en todo caso estudios estos u otros cualesquiera que yo no tengo; y ahí radica su error, pues contrario a lo que usted piensa sus supuestos conocimientos teológicos y en lo cuales se apoya, nada tienen que ver con el que uno entienda lo que dicen las Escrituras, siempre que tengamos en cuanta lo que dijo Jesús en su momento:

En aquella misma hora se llenó de gran gozo en el espíritu santo y dijo: “Te alabo públicamente, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque has escondido cuidadosamente estas cosas de los sabios e intelectuales y las has revelado a los pequeñuelos. Sí, oh Padre, porque el hacerlo así vino a ser la manera aprobada por ti”.” (Luc. 10:21).

Según estas palabras, Sr. Olcese (y algo sabría el Hijo de Dios sobre el tema), el entender las Escrituras no depende de los altos conocimientos que uno tenga en la materia que sea, teología en este caso, sino en el hecho de que Jehová Dios le permita a uno el entender Su Palabra y lo que, ciertamente, no es este su caso; por ello es incapaz de proponer alguna enseñanza ajustada al contexto escritural y tenga que recurrir al campo de lo personal, afirmando que yo “le odio”…… cuando lo más práctico es desmontar argumentos con textos bíblicos y por aquello de “papeles hacen callar bocas”. En el caso que nos ocupa y como ejemplo de lo que le quiero decir, el texto que acabo de señalar de Luc. 10:21 desmonta toda su fantasiosa estructura en el sentido de que por estar diplomado en “teología”, usted ya tiene que saber más que un servidor de lo que nos explica el contenido escritural y que es lo que nos viene a dar a entender.

ESPERO QUE ESTO TAMBIÉN SEA PUBLICADO EN TU BLOG.
SINCERAMENTE,
INGENIERO MARIO OLCESE SANGUINETI (APOLOGISTA)

Esperando que se haya visto complacido en su petición, permítame que le reitere una pregunta que le formulé en uno de mis anteriores artículos y a la que hasta el momento no ha dado atención: ¿qué piensa usted acerca de mí afirmación en el sentido de que entre Septiembre y Octubre próximo se podría iniciar la profética “semana 70” de Dan. 9:27 con la aparición del “anticristo” y con ello, los últimos siete años del mundo como lo conocemos? Porque acabo de visualizar uno de sus videos (11/08/15) en los que critica a los TJ por no concretar para cuando llega “el fin”, pero en el que cae usted en el mismo error de ellos al no pronunciarse tampoco para, en función de las señales que tenemos (“lunas rojas”, caos mundial, destrucción medioambiental, la generación que no pasará a partir del establecimiento de Israel de nuevo como nación, etc.), pronunciarse en dicho sentido…… ¿es que el espíritu que “le guía” no está al tanto de ello, o quizás está de vacaciones, o es que usted es lo mismo que los TJ, eso es, un auténtico farsante al que tampoco le importa un bledo el orientar un poco a sus seguidores, sobre acontecimientos tan cruciales para su inmediato futuro? ¡Haga algo por ellos y oriénteles, hombre!

Por lo que espero que haga pública su respuesta, aunque la circunstancia de que aún no se haya posicionado en contra de mi propuesta y teniendo en cuenta que la primera alerta la di el 22/04/14 y para el 20/02/15 (también en otros escritos posteriores) ya me “arrimé” un poco más y marque el espacio para finales del verano del año en curso, me hace pensar que no tiene usted ni puñetera idea del tema y que, al igual que los TJ, no se quiere “mojar”…… pero en fin, no perdamos la esperanza y esperaremos a ver que nos dice usted.

Armando López Golart

EL PREMIO “SOBREMANERA GRANDE” DE ABRAHAM.

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , , on 13/05/2015 by Armando López Golart

1451438_487103374731696_628979789_nUno de los tremendos errores que cometen determinados “teólogos” y que presumen de “diplomaturas” colgadas de una pared, como uno que nosotros conocemos, tiene que ver con la interpretación que hacen de esas palabras que le fueron dichas al patriarca en cuestión y que según ese “genio” de la teología al que nos referimos (que por aquello de la caridad cristiana y todas esas cosas, obviaremos dar su nombre), ello significa sin lugar a duda alguna que al bueno de Abraham le fue ofrecido el reinar con Cristo en el reino de Dios y no el morar en este “simplemente” en calidad de súbdito del mismo y que tampoco es el caso…… porque según el Sal 45:16 a ese personaje y a otros como él (en todo caso, antepasados de Jesús) les serán dados cargos de alta relevancia dentro del organigrama de dicha gobernación de hechura divina. Lo dicho viene a cuento de un video que ha publicado recientemente el personaje al que nos referimos (07/05/15) y en el que de entrada, como tiene por costumbre, miente más que habla, porque veamos:

En dicho video lo que pretende el autor en cuestión es contra argumentar a las respuestas que sobre 35 preguntas que había formulado a los Testigos de Jehová, se presentaron desde este blog y a petición de uno de nuestros lectores, respuestas que pueden encontrar en nuestro artículo del 07/05/15 y publicado casi un día antes de que fuera subido a la red el video mencionado, lo que ya establece una sospechosa relación causa/efecto…… si a ello le sumamos las veladas referencias que en el mismo se hacen de los autores de este blog, así como el temario de su contenido, está clara la señalada relación de causalidad; ahora bien ¿en que miente el autor del mismo? Pues sencillamente al afirmar que hasta el momento de publicar el video del que estamos hablando, ninguna respuesta a dichas preguntas le había llegado hasta él de parte de TJ, así como tampoco de ex-testigos (min. 25’40-26 de grabación) y en clara alusión a aquí “los mendas”; cuando el caso es que quién visualice dicha grabación, al tiempo que haya leído nuestro escrito, rápidamente se dará cuenta de la estrecha relación existente entre el contenido de la tal, con lo respondido por los autores de este blog y confesos ex-testigos de Jehová…… luego resumiendo: dicho autor si había leído nuestro escrito de respuesta a muchas de sus preguntas y a las que por cierto, objeta a su contenido en el video publicado y por lo que queda claro que miente, al señalar que absolutamente nadie le había podido responder a tan “incisivas” cuestiones.

Dicho lo cual, pasemos a responder al disparate en el que cae el “teólogo” en cuestión y que denotan la total carencia de esa formación teologal de que tanto presume, de la que por cierto apunta al término de dicho video que él “no tiene la culpa” de haber podido estudiar teología y extremo éste en el que los autores de este blog no podemos estar más de acuerdo…… ahora bien, de lo que “sí tiene la culpa” es, a nuestro entender, de haber sacado tan pésimo rendimiento de sus años de esfuerzo estudiantil. Porque de lo contrario, no se entiende la cantidad de disparates teológicos contenidos en dicho video (de hecho en todas sus “enseñanzas”) y que, además, resulta que en 30 minutos de grabación y de deslavazada y repetitiva verborrea en su intento de desbaratar las respuestas que desde este blog se le presentaron y ello con un amplio despliegue de textos bíblicos como apoyo de nuestras afirmaciones, solo cita de un testo bíblico (para meter aún más “la gamba” si cabe y algo de lo que hablaremos más adelante), por lo que mucho “bla, bla, bla”, pero nada de contra argumentar con una Biblia en la mano…… con lo que es del todo apropiada la cita que figura en nuestra imagen de entrada; dicho lo cual, volvamos al tema de Abraham y su supuesto premio como rey en el reino, arguyendo algunas de las razones por las que Abraham no puede reinar con Cristo en el reino de Dios.

En primer lugar y como el propio autor de ese desaguisado perpetrado en el video de referencia reconoce, para reinar en el reino uno tiene que tener la condición reconocida de Hijo de Dios y circunstancia que no concurre en dicho caso…… porque si ello fue así en el caso de Abraham ¿cómo podría ser entonces Jesucristo, el “primogénito” entre muchos hermanos y según nos muestra Rom. 8:29?:

“…… porque a los que dio su primer reconocimiento también los predeterminó para que fueran hechos conforme a la imagen de su Hijo, para que él fuera el primogénito entre muchos hermanos.”

Para ser el “primogénito” (el término ya lo dice todo), entonces, se requería y como se señala en dicho pasaje, que los hermanos de Jesucristo fueran posteriores a este, pues de lo contrario y razonando con un mínimo de lógica y sentido común, no podrían ser hechos “a su imagen” (eso es, el “modelo” a partir del cual “ser hechos”, pues de lo contrario perderían todo sentido esas palabras de Pablo), ya que sería Jesús el que fue hecho “conforme a la imagen de ellos” pues existieron siglos antes que éste hiciera acto de presencia; por otra parte y según las Escrituras, el primer ser humano reconocido por Dios como hijo suyo fue Jesús, a menos, eso sí, que las Escrituras nos cuenten una “milonga”…… pero veamos cómo se produjo la cosa, desde su mismo principio, pues ello nos permitirá captar con más detalle lo que tratamos de exponer:

De modo que el ángel le dijo: “No temas, María, porque has hallado favor con Dios; 31 y, ¡mira!, concebirás en tu matriz y darás a luz un hijo y has de ponerle por nombre Jesús. 32 Este será grande y será llamado Hijo del Altísimo; y Jehová Dios le dará el trono de David su padre 33 y reinará sobre la casa de Jacob para siempre y de su reino no habrá fin.” (Luc. 1:30-33).

La pregunta inmediata de María, que era virgen, pero no tonta, fue la siguiente:

Pero María dijo al ángel: “¿Cómo será esto, puesto que no estoy teniendo coito con varón alguno?”.” (v. 34).

Y a lo que el ángel respondió lo siguiente, según el versículo 35:

En respuesta, el ángel le dijo: “Espíritu santo vendrá sobre ti y poder del Altísimo te cubrirá (o “fecundará”) con su sombra. Por eso, también, lo que nace será llamado santo, Hijo de Dios.” (Acotación nuestra).

Entonces lo que se nos explica, es cómo Dios “engendró” en el vientre de una virgen judía y mediante la poderosa intervención de Su espíritu santo, un hijo Suyo que nacería “santo”, eso es, sin pecado; posteriormente de ese hijo se nos dijo lo siguiente:

Después que Jesús fue bautizado, inmediatamente salió del agua; y, ¡mire!, los cielos se abrieron y él vio descender como paloma el espíritu de Dios que venía sobre él. 17 ¡Mire! También hubo una voz desde los cielos que decía: “Este es mi Hijo, el amado, a quien he aprobado”.” (Mat. 3:16-17).

Eso es, que fue Jehová Dios quién reconoció su paternidad en el caso de Jesús, el hijo nacido de María, por lo que siempre ha sido identificado por generaciones como el “Hijo de Dios”, tal como Este había dicho por boca de su ángel…… y todo esto, no se produjo en el caso de Abraham, ni en el de ningún otro ser humano; pero es que hay más, cuando analizamos las palabras con las que Dios reconoció a Jesús como Su Hijo y que fueron estas: “Este es mi Hijo, el amado, a quien he aprobado”. Prescindiendo que la frase en sí misma ya lleva a pensar en la existencia de un solo Hijo de Dios envuelto en el asunto ¿significa la construcción de dicha frase, de que entre otros supuestos Hijos de Dios existentes y como nos sugiere el “teólogo” mencionado (Abraham y otros), solo éste era “amado” y el único “aprobado”? No y por lo tanto, lo único que se puede entender de dichas palabras, así como del entero relato expuesto, es que Jehová solo reconocía a Jesús como Su Hijo único…… de hecho, lo que leemos en Juan 3:16 y en palabras del propio Jesús y que algo más que ese “genio” de la teología del que estamos hablando, sabría del tema, va precisamente en esa dirección:

Pues Dios amó tanto al mundo que dio a su único Hijo (“unigénito” según versiones, pero que significa lo mismo), para que todo el que crea en él no se pierda, sino que tenga vida eterna.” (NTV). (Acotación nuestra).

Algo que jamás podría haber afirmado Jesús en ese momento y sin incurrir en una mentira, si Abraham ya hubieran adquirido dicha condición en tiempos pretéritos; por lo tanto, en el momento de aparecer Jesús como el Hijo de Dios, no existía ningún otro Hijo de Dios “despendolao” por ahí y anterior a él…… luego Abraham no era un Hijo de Dios y por tanto no puede heredar el reino en calidad de inmortal rey y sacerdote. Pero no obstante, es cierto que lo dicho hasta este momento no explica que es lo que pudo ser ofrecido a Abraham y que se pudiera considerar como un galardón “muy grande” (que es de lo que se trata) y lo que nos retrotrae a los tiempos en que dicha oferta fue formulada; vayamos, por tanto, a las palabras que le fueron dichas a Abraham en su momento y que, de forma disparatada, el autor del video objeto de análisis afirma que solo pueden significar que le fue prometido un puesto de rey al lado de Jesucristo en el reino milenial:

Después de estas cosas vino la palabra de Jehová a Abrán en una visión y dijo: “No temas, Abrán. Soy para ti un escudo. Tu galardón será muy grande.” (Gén. 15:1).

Habría que destacar que la expresión “sobremanera grande” de nuestro titular y que es sobre la que se apoya dicho autor para sacar sus disparatadas conclusiones, solo se encuentra en la RV 1960 y que es la traducción que suele usar dicho personaje como referente…… pero que en todo caso vendría a ser lo mismo: un premio por encima de lo imaginable para una persona como dicho patriarca; dicho esto, lo que procede es averiguar cuál era la situación por la que en ese momento estaba pasando el bueno de Abraham y expresada ésta en sus propias palabras:

A lo que dijo Abrán: “Señor Soberano Jehová, ¿qué me darás, cuando voy quedándome sin hijo y el que poseerá mi casa es un hombre de Damasco, Eliezer?”. 3 Y Abrán añadió: “¡Mira! No me has dado descendencia y, ¡mira!, un hijo de mi casa (el hijo tenido de una esclava egipcia) me sucede como heredero”.” (vs. 2-3). (Acotación nuestra).

Ello significaba que su línea genealógica quedaba cortada y con lo que no habría sido antepasado de Jesucristo, cosa fundamental en aquellos tiempos para esos patriarcas…… recordemos la que se montó entre Esaú y Jacob (Gén. 25:31-35), por los derechos de primogenitura; pero volviendo a donde estábamos, obviamente nos encontramos ante una pregunta directísima y que merecería en justa correspondencia, igual respuesta y por lo que si el plan de Dios hubiera sido el darle un puesto de rey en el gobierno del reino, lo lógico es que se lo hubiera dicho en ese mismo momento…… pero lejos de esto, veamos por dónde iban los planes de Jehová, según los versículos 4-5:

Pero, ¡mire!, la palabra de Jehová a él fue en estas palabras: “Este hombre no te sucederá como heredero; más bien, uno que saldrá de tus propias entrañas, te sucederá como heredero”. 5 Entonces lo sacó afuera y dijo: “Mira hacia arriba, por favor, a los cielos y cuenta las estrellas, si es que se te hace posible contarlas”. Y pasó a decirle: “Así llegará a ser tu descendencia”.”

Pero en todo caso, ésta y aunque parte de ella, no era en sí misma la recompensa “muy grande” prometida al bueno de Abraham, sino lo que encontramos más adelante y en dónde ya Jehová le explica en qué consistiría, realmente, la recompensa que iba a darle…… para ello tenemos que irnos a Gén. 17:3-6 y tomado de la misma traducción que usa esa “figura” de la teología del “mundo mundial”, la mencionada RV 1960:

Entonces Abram se postró sobre su rostro y Dios habló con él, diciendo: 4 He aquí mi pacto es contigo y serás padre de muchedumbre de gentes. 5 Y no se llamará más tu nombre Abram, sino que será tu nombre Abraham, porque te he puesto por padre de muchedumbre de gentes. 6 Y te multiplicaré en gran manera y haré naciones de ti y reyes saldrán de ti” (refiriéndose fundamentalmente, a aquellos que reinarían en el reino de Dios).” (Acotación nuestra).

Y este es el “pacto” o promesa que Jehová Dios estableció con Abraham y que haría de ese personaje una auténtica figura para generaciones futuras (estaríamos hablando del principal antepasado de Jesús y sobre quien se empieza a gestar o edificar, el proyecto divino de restauración mediante el reino de Dios) y ejemplo de ello, es que unos 4.000 años nos contemplan desde esas palabras y todavía continuamos hablando de él, como uno de los personajes de más relumbrón en la historia del mundo y que como tal, será considerado por una eternidad; sin embargo y volviendo al tema que nos ocupa, noten que lo que se le dijo a ese patriarca es que reyes “saldrían de él” y no que él tuviera que ocupar el puesto de rey en cualquier momento de la historia y que es algo muy distinto…… luego todo considerado, la promesa de Jehová nada tenía que ver con el que Abraham participe en ese futuro gobierno del reino en calidad de inmortal rey y sacerdote, sino la pieza fundacional y por llamarlo de alguna manera, de la que arrancaría el proyecto del reino.

Pero es que además, resulta que desde la promesa divina al patriarca en cuestión, hasta llegar al pacto “para un reino” que celebró Jehová con el recién liberado pueblo de Israel del yugo egipcio y que ese sí, ya contemplaba la posibilidad de que algunos y en un futuro aún lejano, llegaran a ser reyes y sacerdotes para reinar junto a Cristo, pasaron más de 400 años y pacto que se estableció en estos términos:

“…… “Y ahora si ustedes obedecen estrictamente mi voz y verdaderamente guardan mi pacto, entonces ciertamente llegarán (tiempo futuro) a ser mi propiedad especial de entre todos los demás pueblos, porque toda la tierra me pertenece a mí. 6 Y ustedes mismos llegarán (de nuevo se está hablando en futuro) a ser para mí un reino de sacerdotes y una nación santa”. Estas son las palabras que has de decir a los hijos de Israel.” (Éxo. 19:5-6). (Acotaciones nuestras).

Luego lo que está claro, es que hasta ese momento no hubo pacto alguno en este sentido, eso es, el de poder llegar a ser designado como rey para conformar ese futuro gobierno divino por aparecer…… luego ¿cómo se puede entender que ya Abraham hubiera recibido, más de 400 años antes, un puesto en ese gobierno del reino? Lo que nos indica la lógica, sencillamente, es que eso no fue eso lo que ocurrió, sino que lo que pasa es que estamos ante un supuesto “teólogo” que muestra estar “más pallá que pacá” en cuestiones bíblicas, pues está clarísimo en el contexto escritural que nada parecido le fue ofertado a dicho patriarca…… por lo que el “teólogo” en cuestión y como nos tiene acostumbrados, se ha “columpiado” de nuevo o, lo que es lo mismo, que no tiene ni puñetera idea de lo que está hablando.

Queda claro, entonces y haciendo buena la leyenda de la imagen que encabeza este escrito, que de nuevo nos encontramos ante grandilocuentes alocuciones sin ningún tipo de “sustancia” y de mucho menos apoyo bíblico, por tanto burdas mentiras por parte del personaje señalado a lo largo de este artículo que, en cuanto a teología, resulta ser una verdadera catástrofe andante y por lo que no puede ser tomado en consideración ninguna de sus proposiciones…… proposiciones ante las que los TJ se “chotean”, pues resulta ser menos creíble el “criticador” que el “criticado”, por lo que ya ni se molestan en contestarle. Y si lo hacemos nosotros, no es por el mero hecho de meternos con dicho “intelectual” (que de teólogo tienen lo mismo que nosotros de curas) y que más bien nos importa “un bledo” lo que diga, pues nada nos puede aportar (excepto ocasiones para “vapulearle”), sino el interés en aquellos de sus seguidores que también nos lean a nosotros (que no son pocos) y que puedan verse perjudicados por las “gansadas” que publica ese “súmmum” de la teología en su blog de videos; además, de la voluntad por parte de los autores de este blog, de subrayar el hecho de que aún continúa habiendo alguien que entiende lo que se dice en las Escrituras…… que eso se lo crea quien nos lee, ya es “harina de otro costal”.

MABEL

Y ES QUE DIOS…… “NO PUEDE SER BURLADO”

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , , on 07/12/2014 by Armando López Golart

imagesAPE6CCMSEstas palabras que encontramos en Gál. 6:7, ya nos indican que al que no las tiene en cuenta, al final se le pasa factura; pero veamos qué es lo que se lee en dicho pasaje y transcrito de la RVC:

No se engañen. Dios no puede ser burlado. Todo lo que el hombre siembre, eso también cosechará. 8 El que siembra para sí mismo, de sí mismo cosechará corrupción; pero el que siembra para el Espíritu, del Espíritu cosechará vida eterna.”

Aplicadas estas palabras a aquellos que toman la delantera en enseñar acerca de Dios, se debería de entender que cuando lo hacen “para sí mismos”, eso es, para satisfacer un deseo innato de prominencia debido a un ego sobredimensionado u otro tipo de ganancia, el resultado es que uno se ve abandonado por Dios (Luc. 10:21) y por tanto, incapaz de dar con la “tecla” que le permita un mínimo de veracidad en aquello que publica o predica. Eso que ocurre con los grandes “gurús”, teólogos, pastores o como ustedes quieran llamarles, en definitiva líderes de las distintas denominaciones religiosas dentro de la cristiandad, es lo que le ocurre a Apologista Mario Olcese y según se desprende de la actitud carente de fuelle y derrengada que nos ofrece en su video de respuesta a nuestro artículo del 28/11/14, en el que hablábamos de cual fue realmente la promesa que Dios le hizo a Abraham según nos lo cuentan las Escrituras y no como nos dice el Sr. Olcese que estas dicen…… que es algo muy distinto ¡claro! Porque en dicho video y publicado el 29/11/14, la imagen que vimos es la de un hombre completamente derrotado ante la imposibilidad de poder rebatir los argumentos que se le presentan en contra de sus planteamientos y que en un intento desesperado por salirse del embrollo en el que se ha metido y en aras de mantener “su verdad” por encima de todo (su soberbia, orgullo y altanería le impiden reconocer que está equivocado), acaba por decir barbaridades más grandes, si ello fuera posible, que las anteriores y como si le estuviera imponiendo constantemente el camino a seguir al propio Jehová Dios.

Digamos de entrada, que dicho “caballero” de nuevo incurre en flagrante contradicción, pues en el video al que nosotros le respondíamos y que fue publicado el 22/11/14, claramente nos afirmaba que el pacto abrahámico tenía que ver solo con este patriarca y su prole para decirnos ahora que ello no es así, sino que aplica también a los antepasados de este, tales como los Abel, Set, Enós, Enoc, Jared, Matusalén, Noé, Sem y tantos otros hasta llegar al propio Abraham; pero recordemos, lo que nos decía en la entradilla de dicho video:

Dios hizo un pacto con Abraham que consistía en darle en herencia a él y a su prole la posesión de un gran terruño llamado mundo. ¿Pero podría Abraham ser un heredero desposeído de sus derechos, y no así su simiente (Cristo y su iglesia)?” (Negritas nuestras).

Luego para nada nos habla el Sr. Olcese en este corto escrito de presentación del video que le sigue ni en el contenido de este, en el sentido de que el pacto establecido fuera extensivo de forma retrospectiva a los antepasados de dicho patriarca…… algo por demás ilógico en un pacto y que solo atañe a aquellos que participan del mismo y dan su asentimiento personal (para ello tienen que estar presentes) a los términos del mismo. Observarán también, que dicho personaje ya empieza a prepararse el terreno para llevar al engaño a la “parroquia”, cuando dice que la posesión a recibir era “un gran terruño llamado mundo” y predisponiendo al “personal” a aceptar su posterior idea de que lo que se le estaba ofreciendo al bueno de Abraham, era la “gobernación del mundo” en calidad de inmortal rey y sacerdote al lado de Cristo…… notarán ustedes que es la misma táctica que usó Satanás para entrampar a nuestros primeros padres y en el caso de la pregunta con la que enredó a Eva; sin embargo, comprueben por ustedes mismos qué es, sencillamente, lo que Jehová le prometió a Abraham que heredaría:

Y Jehová dijo a Abrán después que Lot se hubo separado de él: “Alza los ojos, por favor, y mira desde el lugar donde estás, hacia el norte y hacia el sur y hacia el este y hacia el oeste, 15 porque toda la tierra que estás mirando, a ti y a tu descendencia la voy a dar hasta tiempo indefinido.” (Gén. 13:14-15).

Luego nada que mínimamente pudiera señalar a Abraham como inmortal gobernante en un futuro reino de Dios; sin embargo, Apologista Mario Olcese y a pesar de esta prueba incontestable que nos muestra 1º, que lo que se le prometió a Abraham en herencia era la porción de “tierra” que con sus ojos alcanzaba a ver en ese momento y 2º, que ello solo tenía que ver con él y su descendencia y con nadie más, continúa “en sus trece” en el sentido de que personajes anteriores al patriarca mencionado también serían beneficiarios de dicha herencia. Herencia que, repetimos porque aquí está el quid del asunto, según el Sr. Olcese no es la porción de tierra prometida, sino que en una disparatada interpretación del pasaje de Rom. 4:13 y concretamente del término “mundo” que en el mismo aparece y que sibilinamente ya nos ha intentado colar, lo que se le promete a Abraham y descendientes (en este caso también sus antepasados y contraviniendo con ello flagrantemente el contenido de Gén. 13:14-15) es el gobierno del mundo al lado de Jesucristo en el reino de Dios y en calidad de inmortales reyes y sacerdotes…… y que ya hay que estar “más palla que paca” para perpetrar semejante tropelía, aparte del mostrar ser poseedor de una maldad rayando en lo satánico y que queda plasmada en su intento de engañar a los pocos que ya le siguen, por medio de la alteración brutal del contenido escritural (como hizo Satanás cuando tentó a Jesús) y con lo que ello significa de burla hacia Dios y Su Palabra. Y como prueba de la veracidad de lo que les estamos diciendo, hay que constatar que en este video de respuesta para nada nos habla de los puntos focales de nuestro escrito, eso es, de la promesa “de la tierra” hecha a Abraham, ni de la explicación o interpretación que del término “mundo” hicimos nosotros en el artículo que provocó tal respuesta y que aparece en el pasaje señalado, en palabras del apóstol Pablo:

Porque no fue mediante ley que Abrahán o su descendencia tuvieron la promesa de que él hubiera de ser heredero de un mundo, sino que fue mediante la justicia por fe.”

E interpretación la de los autores de este blog acerca del significado de dicho término que no nos discute el Sr. Olcese, sencillamente porque sabe que nosotros tenemos toda la razón y él está equivocado en su planteamiento. De ahí, que tampoco nos aclare porqué si Jehová ya había llegado a un acuerdo con Abraham para que este reinara sobre el “mundo” junto a su descendencia, pudo 400 años después poner ante los descendientes de aquellos que fueron liberados de Egipto (en todo caso descendientes de Abraham) y ello condicionado a la obediencia a sus decretos o estatutos que como nación deberían de seguir, algo a lo que como descendientes de Abraham ya tenían perfecto derecho y siempre en el bien entendido, que eso fuera lo que se le había prometido al patriarca en cuestión…… y lo cual, repetimos, es totalmente falso; pero veamos lo que se les dijo a estas personas:

“…… “Y ahora, si ustedes obedecen estrictamente mi voz y verdaderamente guardan mi pacto (de lo contrario no había trato y prescindiendo de lo que se le hubiera podido prometer al patriarca mencionado), entonces ciertamente llegarán a ser mi propiedad especial de entre todos los demás pueblos, porque toda la tierra me pertenece a mí. 6 Y ustedes mismos llegarán a ser (noten que la expresión verbal está en tiempo futuro) para mí un reino de sacerdotes y una nación santa”. Estas son las palabras que has de decir a los hijos de Israel.” (Gén. 19:5-6). (Acotaciones nuestras).

Esa condicional relacionada con la obediencia y que no se observa en la promesa a Abraham, deja perfectamente claro que no estaríamos hablando de la misma promesa por un reino, pues la recompensa a dicho personaje se le dio, no por lo que pudiera hacer en un futuro y como es el caso que acabamos de considerar, sino por lo que ya había hecho, mediante ese despliegue de fe que le llevó a abandonar todo para obedecer a Dios; pero es que además, recordemos que Jesús y como “premio” a sus apóstoles por haberle seguido aún en sus momentos más duros, les ofreció también lo mismo:

Entonces Pedro le dijo en respuesta: “¡Mira! Nosotros hemos dejado todas las cosas y te hemos seguido; ¿qué habrá para nosotros, realmente?”. 28 Jesús les dijo: “En verdad les digo: En la re-creación, cuando el Hijo del hombre se siente sobre su trono glorioso, ustedes los que me han seguido (luego no a “otros” que no llegaron a seguirle, como por ejemplo los personajes del AT, pues para cuando Jesús apareció estos ya llevaban siglos, cuando no milenios, desaparecidos en la muerte), también se sentarán sobre doce tronos y juzgarán a las doce tribus de Israel.” (Mat. 19:27-28). (Acotación nuestra).

Es más, en el relato del evangelio de Lucas, Jesús es más explícito con sus apóstoles y esto es lo que se nos narra que les ofertó a estos:

Sin embargo, ustedes son los que con constancia han continuado conmigo en mis pruebas; 29 y yo hago un pacto con ustedes, así como mi Padre ha hecho un pacto conmigo para un reino, 30 para que coman y beban a mi mesa en mi reino y se sienten sobre tronos para juzgar a las doce tribus de Israel.” (Luc. 22:28-30).

Entonces la pregunta sería ¿qué clase de premio o recompensa sería esta, si resulta que como descendientes de Abraham, esos seguidores de Jesús ya tenían el acceso asegurado al reino de Dios en calidad de inmortales reyes y sacerdotes, siempre en función de la supuesta promesa de Jehová a Abraham y que ese “genio” de la interpretación bíblica que es Apologista Mario Olcese, se ha sacado de la manga? Porque en estas palabras de Jesús, hay que contemplar el hecho de que el pacto por un reino (totalmente diferente del “pacto por la tierra” ofrecido a Abraham) fue establecido con Jesús y no con Abraham, pues lo que se lee en ellas es que “mi Padre ha hecho un pacto conmigo para un reino” y afirmación que ya descarta de un plumazo el que Jehová Dios lo pudiera haber establecido anteriormente con otra persona, en este caso con el patriarca Abraham. Pero es que aquí hay otra, pues la mera pregunta de los apóstoles formulada a Jesús ya denota un total desconocimiento por parte de estos del tema en cuestión y por lo que se plantea una derivada, pues ¿cómo es posible que dichos apóstoles no tuvieran el menor indicio de la promesa hecha a Abraham siglos antes, en el sentido de que sus descendientes habrían de gobernar con Cristo en el reino, siendo como era que tenían un amplio conocimiento de las Escrituras existentes en ese tiempo y en la que estaba reflejada dicha promesa? Sencillamente porque eso no es lo que se le prometió al citado patriarca que recibirían tanto él como sus descendientes; por lo que queda claro que estamos ante una nueva payasada de Apologista Mario Olcese y en la que se repite en el mismo disparate…… pero “corregido y aumentado”, porque vean:

En el inicio de dicho video, nos hace una fervorosa proclama acerca de la calidad de “justos” de esos personajes anteriores a Abraham, como los Noé, Lot o Abel entre otros y nos asegura que solo esa cualidad, ya era razón o mérito suficiente para tener acceso a reinar con Cristo en el reino de Dios; no contento con este disparate y para acabar de rematar la “faena”, nos sale en los minutos 5-6 de grabación con la extravagante afirmación de que, puesto que el “cordero” (prefigurando a la persona de Jesús) fue degollado “desde la fundación del mundo” (Rev. 13:8), su sacrificio ya hizo posible que los Adán, Eva (sí, sí, han leído bien ¡Adán y Eva!), su hijo Abel y todos aquellos que vivieron antes de Abraham, también pudieran alcanzar la “salvación” y que como hemos señalado en muchas ocasiones (algo que el Sr. Olcese nos explica también al término de dicho video), tiene que ver con el adquirir la inmortalidad y el reinar con Cristo…… por lo que ¡ojito con la burrada que acaba de soltarnos ese individuo, al incluir a Adán y Eva entre aquellos “justos” que merced al sacrificio del “cordero desde la fundación del mundo”, pasan a reinar junto a Cristo en el reino milenario! Por lo que deja constancia de que no tiene ni la más remota idea de lo que se nos quiere decir en ese pasaje de Rev. 13:8 y por tanto, de las Escrituras en general.

O veamos la cuestión desde otra perspectiva: lo que nos está diciendo ese desquiciado personaje y en el colmo de su indigencia intelectual, es que aquellos directos responsables del sufrimiento, dolor y muerte experimentados por la humanidad por miles de años, así como del tormento indescriptible que culminó en una atroz e ignominiosa muerte en un madero de tormento o cruz (como ustedes quieran llamarle) del Hijo de Dios, serán “recompensados” con un trono para reinar codo con codo junto a él, sobre aquella humanidad a la que en su momento ellos y por su rebelión contra Dios, condenaron a muerte…… ¡y es que ya hay que tener “redaños”, para decir semejante salvajada! Claro, a partir de ahí, la credibilidad teológica de tan estrafalario e ignorante personaje queda totalmente por los suelos, por lo que nada de lo que publique puede ser tomado en consideración por cualquier persona con un nivel razonable de lógica y sentido común…… como, por ejemplo, cuando y repitiéndose en el argumento al final de dicho video nos dice que todos esos personajes, eso es, los anteriores a Abraham y posteriores a este, junto a los apóstoles y resto de seguidores de Jesucristo, todos juntos serán elevados a la condición de inmortales reyes y sacerdotes como coherederos de este en el reino de Dios.

Y con lo que el Sr. Olcese continúa haciendo gala de su total falta de entendimiento de lo que se nos dice en las Escrituras, pues se exigen determinados “requisitos” para aquellos que aspiraran a tomar posesión de dicho privilegio y que planteados a dicho personaje en numerosas ocasiones desde este blog, aún es el momento en que nos haya dicho algo sobre ellos; y es que como dijimos en su momento, no contesta, porque no sabe…… o algo peor y que es lo que nos maliciamos los autores de este blog: que sabiendo que está equivocado y ello queda claro por el mero hecho de no ser capaz de rebatirnos argumento alguno, su exacerbado ego, orgullo y altanería le impiden reconocerlo, lo que a su vez le lleva a decir mayores disparates que los anteriores. Dicho lo cual, vamos a repasar a continuación una relación razonada de tres requisitos imprescindibles para participar en el reino de Dios en calidad de gobernante y que prueban más allá de toda duda que dichos personajes del AT no lo pueden hacer, pues es metafísicamente imposible que puedan reunir los tales y por ello alcanzar tan alta magistratura…… y sacando el primero de ellos de unas palabras que dijo Jesús en su momento:

Jesús contestó: “Muy verdaderamente te digo: A menos que uno nazca del agua y del espíritu, no puede entrar en el reino de Dios.” (Juan 3:5).

Entonces según Jesús, si uno no había recibido esos dos diferentes bautismos, uno el de agua y el otro en espíritu santo, no podía de ninguna manera participar en ese gobierno del reino de Dios en calidad de inmortal rey y sacerdote…… y que para entender lo cual, no se precisa un master en teología; pero dado que dichos bautismos eran desconocidos en tiempos precristianos, pues el bautismo en agua y por expreso mandato divino (Juan 1:33), inició en el I siglo E.C. con Juan el “bautizante” y en cuanto al del espíritu santo, solo pudo ser impartido por Jesús después de ser resucitado, es obvio que dichos personajes no podían estar en posesión de los mismos y por lo que tenían cerrado, en este aspecto, el acceso a dicho reino. Señalado ese primer requisito que, repetimos, razonablemente no podían reunir dichos personajes del AT, veamos el segundo y que tiene que ver con el hecho de que fue el propio Hijo de Dios quien estableció el momento a partir del cual, el acceso al reino en calidad de gobernante se ponía al alcance de los hombres, cuando dijo lo siguiente:

Pero desde los días de Juan el Bautista hasta ahora el reino de los cielos es la meta hacia la cual se adelantan con ardor los hombres y los que se adelantan con ardor se asen de él.” (Mat. 11:12).

Luego toda persona que hubiera existido anterior a los días de Juan “el bautizante” y entre los que se encuentran esos notables del AT, desde Abel hasta el propio Juan y pasando por el mismísimo Abraham, no pudieron participar en esa carrera para la consecución de un puesto en el reino de Dios en calidad de inmortal rey y sacerdote y que, repetimos, es lo que significa la “salvación”. En el caso de Juan “el bautizante” y cómo dato curioso, hay que señalar que él no había sido bautizado en agua, por lo que ya empezaba por no contar con ese primer bautismo; por otra parte, observar que si bien fue el “precursor” de Jesús o el que le abrió camino (Juan 1:31), no pudo ser un “seguidor” de este, pues fue encarcelado y ejecutado poco después de que Jesús diera comienzo a su ministerio y por lo que no estuvo ahí cuando se derramó el bautismo en espíritu santo en 33 E.C. en la fiesta de Pentecostés…… recordemos que el bautismo en espíritu santo que concedía la adopción de uno como hijo de Dios, solo pudo ser impartido después de la resurrección de Jesús y para ese entonces Juan hacía tiempo que había muerto por lo que, obviamente, tampoco contaba con el segundo de los dos bautismos exigidos; visto ya el segundo requisito que tampoco reunían esos personajes del AT, incluido el propio Juan, veamos un tercero y que tiene que ver con lo que se registra en Rev. 20:4:

Y vi tronos y hubo quienes se sentaron en ellos y se les dio poder para juzgar. Sí, vi las almas de los que fueron ejecutados con hacha (eso es, asesinados) por el testimonio que dieron de Jesús y por hablar acerca de Dios y los que no habían adorado ni a la bestia salvaje ni a su imagen y que no habían recibido la marca sobre la frente ni sobre la mano. Y llegaron a vivir y reinaron con el Cristo por mil años.” (Acotación nuestra).

Y está sobradamente aceptado por la inmensa mayoría de autores bíblicos actuales, que con estas palabras se está haciendo expresa referencia a personas que sufrieron una muerte “violenta” a manos de sus perseguidores, por su comisión de dar adelanto a los intereses del reino de Dios; o sea, que solo aquellos que hayan muerto violentamente o asesinados por su servicio a la causa del reino (o al menos, eso es lo que se intentó mostrarle a Juan en su visión), son los que se sentarán al lado de Jesucristo para reinar con él…… de hecho, eso es lo que Jesucristo dio a entender en Rev. 3:21:

Al que venza, le concederé sentarse conmigo en mi trono, así como yo vencí y me senté con mi Padre en su trono.”

Excusamos decir que todos conocemos cuál fue la victoria de Jesús y que consistió en el hecho de que mantuvo su integridad hasta la muerte, lo que marcó un precedente o camino a seguir para todos aquellos que desearan alcanzar un lugar a su lado en el reino de Dios (Rom. 6:5)…… es más, resulta curioso que este necesario requisito de sufrir una muerte violenta para reinar con Cristo y que ahora nos niega el Sr. Olcese con su actual planteamiento, fue contundentemente explicado por él mismo en un video publicado el 12/03/13 y dirigido expresamente al que suscribe (en un más que estúpido tono chulesco), en el que nos decía entre los minutos del 16 al 20 de grabación y en flagrante contradicción con lo que enseñaba antes de publicar dicho video y también, con lo que nos dice ahora acerca de los personajes del AT como reyes en el milenio, que solo aquellos que murieran “asesinados” en defensa de su fe durante la “gran tribulación” (Rev. 7:14) aún futura y en su enfrentamiento con la “bestia”, el “falso profeta”, el “anticristo” y que no permitieran que se les impusiera la “marca” de dicha “bestia” (Rev. 13:16-17) en sus frentes o en sus manos, serían los que reinarían con Cristo durante el milenio. Y que como aval para tan “resuelta” afirmación, usaba el pasaje que acabamos de citar de Rev. 20:4 y con lo que ese ignorante personaje, sin darse cuenta de ello, con tan disparatada sugerencia ya excluía de forma automática de reinar con Cristo en el reino de Dios, no solo a los notables del AT, sino a los propios apóstoles de Jesús y seguidores de estos…… obviamente en una total demostración de no saber ni por dónde le sopla el aire en cuanto a conocimiento de las Escrituras se refiere, pues todos esos personajes yacen muertos hace siglos (cuando no milenios) y la mencionada tribulación aún no ha llegado. Ignorancia esta que le lleva a decir hoy una cosa, mañana otra y pasado mañana ni la una ni la otra, sino todo lo contrario; en definitiva, un exponencial “ejemplo” de lógica y sentido común.

Dicho lo cual y todos de acuerdo con ese punto señalado en Rev. 3:21 y que queda refrendado con el pasaje de Rev. 20:4, acerca de una necesaria muerte en sacrificio para acceder al reino como gobernante, veamos ahora como murieron esos personajes del AT de los que nos habla ese “portento” de la interpretación bíblica y empezando por el profeta Daniel, quién en función de lo leído en el pasaje de Dan. 12:13, nada parece indicar que dicho personaje tuviera una muerte violenta, sino que más bien todo indica que murió en la cama y de vejez o muerte natural…… pero veamos cómo murieron otros insignes personajes del AT y de los que sí tenemos información directa en las Escrituras sobre cómo murieron y que según el “ínclito” Sr. Olcese, también reinarán con Cristo durante el milenio:

Y estos son los días de los años de la vida de Abrahán que él vivió: ciento setenta y cinco años. 8 Entonces expiró Abrahán y murió en buena vejez, viejo y satisfecho y fue recogido a su pueblo.” (Gén. 25:7-8).

Y los días de Isaac ascendieron a ciento ochenta años. 29 Después Isaac expiró y murió y fue recogido a su pueblo, viejo y satisfecho de días; y Esaú y Jacob, sus hijos, lo enterraron.” (Gén. 35:28-29).

Así acabó Jacob de dar mandatos a sus hijos. Entonces recogió los pies en el lecho y expiró y fue recogido a su pueblo.” (Gén. 49:33).

Y después de esto, Job continuó viviendo ciento cuarenta años y llegó a ver a sus hijos y sus nietos… cuatro generaciones. 17 Y gradualmente murió Job, viejo y satisfecho de días.” (Job 42:16-17).

Con el tiempo, Gedeón hijo de Joás, murió en buena vejez y fue enterrado en la sepultura de Joás su padre, en Ofrá de los abí-ezritas.” (Jue. 8:32).

En cuanto a David hijo de Jesé, reinó sobre todo Israel; 27 y los días que él reinó sobre Israel fueron cuarenta años. En Hebrón reinó por siete años y en Jerusalén reinó por treinta y tres años. 28 Y por fin murió en buena vejez, satisfecho de días, riquezas y gloria; y Salomón su hijo empezó a reinar en lugar de él.” (1 Cró. 29:26-28).

Y Noé continuó viviendo trescientos cincuenta años después del diluvio. 29 De modo que todos los días de Noé ascendieron a novecientos cincuenta años y murió (obviamente y a esa edad, de muerte natural y en la cama, como todos los mencionados).” (Gén. 9:28-29). (Acotación nuestra).

Entonces vemos que las muertes de todos estos prominentes personajes y a los que habría que sumar a los Moisés, Lot, los doce patriarcas de la nación de Israel y tantísimos otros como ellos, no se ajustan tampoco al requisito exigido por Jesucristo en el sentido de que para alcanzar el reino como inmortal rey y sacerdote, se tenía que “vencer” como él había vencido (Rev. 3:21), eso es, el sufrir una muerte de martirio. Por lo que ni mucho menos se corresponden los ejemplos mencionados, a la visión que le fue dada a Juan en Rev. 20:4 y en la que con claridad meridiana se le muestran, sentándose en tronos de gloria, a personas que habían muerto asesinadas (“ejecutadas con hacha”) por “el testimonio que dieron de Jesús y por hablar acerca de Dios”; por lo que es evidente que tampoco en este caso los personajes señalados se ajustan a la exigencia demandada y según se deduce de la prueba bíblica hasta ahora presentada. Y por lo que resulta que esos notables del AT, anteriores o posteriores a Abraham y con este a la cabeza, no reúnen ninguno de esos tres requisitos exigidos por el propio Hijo de Dios para gobernar a su lado y por lo que no pueden tener acceso al reino de Dios en calidad de inmortales reyes y sacerdotes…… a menos, eso sí, que las Escrituras se contradigan flagrantemente o que el Sr. Olcese le diga a Soberano del Universo, Jehová Dios, como debe de hacer las cosas.

Por lo que la pregunta a ese “fenómeno” de la interpretación bíblica actual, podría ser la siguiente: ¿cómo nos razonaría él, la presencia entre esos gobernantes de Rev. 20:4 “ejecutados con hacha” o asesinados por defender su integridad a Dios, de otros personajes que han muerto plácidamente en la cama y algunos de ellos, colmados de “riquezas y gloria”, como el caso de David? ¿Deja por ventura la lectura de Rev. 20:4, algún pequeño resquicio que nos permita siquiera elucubrar sobre tal posibilidad? Es más ¿sería razonable en un Dios de justicia como es el Soberano sobre todo el Universo, dar el mismo premio, para tan distinto mérito? Sería interesante conocer cómo nos resuelve dichas cuestiones ese “genio” de la teología y que teniéndolas planteadas desde hace muchísimo tiempo, nada nos ha dicho hasta el momento acerca de la mismas; pero si quieren una información más exhaustiva acerca del tema objeto de análisis, pueden dirigirse a nuestro artículo del 16/10/14 titulado “¿Por qué Daniel y resto de personajes del Antiguo Testamento, como los Abraham, David, etc. etc., no pueden reinar con Cristo en el reino de Dios?” y explicación a la que el Sr. Olcese en ningún momento fue capaz de presentar objeción alguna…… como no fuera el reafirmarse es su disparatado planteamiento, pero sin rebatir en modo alguno nuestros argumentos y que es de lo que se trata, cuando se objeta a determinadas propuestas.

Pero es que ya puestos a hacer el “burro”, lo del Sr. Olcese es que ya no tiene nombre, porque veamos con qué “perla” concluye el video que estamos analizando: después de reafirmarse en que esos notables del AT pasan a reinar con Cristo ya que son coherederos con él “del mundo” y señalando para ello a Rom. 4:13 (sin embargo, nada nos discute de nuestra explicación acerca de qué significa en ese pasaje el término “mundo”, pues no tiene ni puñetera idea de lo que dice), pasa a hablarnos del bueno de Job y al que califica de “gran hombre y paradigma de la fe, un hombre que había pasado por las pruebas más extremas” y por lo que dicho personaje estaba “muy por encima” en cuanto a mérito, incluso de los apóstoles de Jesús. Y con lo que de nuevo queda demostrada no solo la empanada mental de dicho majadero, sino la supina ignorancia en cuanto a conocimiento escritural que le caracteriza, pues pasa por alto un “pequeño” detalle y por el que Job (y reconociéndole sus méritos), no le llegaba ni a la suela de los zapatos a los seguidores de Jesús y cuestión que está relacionada con el tercero de los requisitos antes mencionados, avalado por Rev. 3:21 y que recordemos, dice como sigue:

Al que venza, le concederé sentarse conmigo en mi trono, así como yo vencí y me senté con mi Padre en su trono.”

Luego lo que se les estaba exigiendo a los que desearan reinar con Cristo en el reino de Dios, es que dieran su vida a cambio de dicha recompensa, algo que queda claramente expuesto en Rev. 2:10:

No tengas miedo de las cosas que estás para sufrir. ¡Mira! El Diablo seguirá echando a algunos de ustedes en la prisión para que sean puestos a prueba plenamente y para que tengan tribulación diez días. Pruébate fiel hasta la misma muerte y yo te daré la corona de la vida.”

Sin embargo y hasta donde sabemos, Job en ningún momento vio puesta su vida en peligro, pues esta es la restricción que Jehová le impuso a Satanás:

Y Jehová pasó a decir a Satanás: “¿Has fijado tu corazón en mi siervo Job, que no hay ninguno como él en la tierra, un hombre sin culpa y recto, temeroso de Dios y apartado del mal? Todavía está reteniendo firmemente su integridad, aunque tú me incitas contra él para que me lo trague sin causa”.

4 Pero Satanás respondió a Jehová y dijo: “Piel en el interés de piel y todo lo que el hombre tiene lo dará en el interés de su alma. 5 Para variar, sírvete alargar la mano y toca hasta su hueso y su carne y ve si no te maldice en tu misma cara”. 6 Por consiguiente, Jehová dijo a Satanás: “¡Allí está en tu mano! ¡Solo ten cuidado con su alma misma!”.” (Job 2:3-6).

Eso es, que de ningún modo podía Satanás poner la vida de Job en peligro y por lo que ese paciente y sufrido personaje jamás percibió que su vida estuviera puesta en juego; es cierto que sufrió la pérdida de sus hijos, de sus riquezas e incluso padeció una enfermedad maligna pero, repetimos, jamás sintió que su vida corriera peligro (temor que de alguna manera le podría haber traicionado en su derrotero de lealtad), pues hasta ese grado llegaba la protección de Jehová con respecto de él…… sin embargo, lo que se les dijo a los apóstoles de Jesús y extensivo a los que a estos siguieran, fue esto otro:

Después, Jesús le dijo a Pedro: “Pedro, escucha bien. Satanás ha pedido permiso a Dios (como en el caso de Job) para ponerles pruebas difíciles (hasta la misma muerte y según Rev. 2:10 y 3:21) a todos ustedes y Dios se lo ha dado.” (Luc. 22:31 según la versión TLA). (Acotaciones nuestras).

Entonces siendo que con esas personas no hubo restricción alguna por parte de Jehová con respecto de Satanás, decir que Job fue superior en cuanto a sacrificio personal a los apóstoles y de aquellos que siguieron sus pasos para alcanzar la meta de reinar con Cristo en el reino de Dios, es una nueva patochada del Sr. Olcese…… porque de lo contrario ese personaje del AT tendría que haber recibido la “corona de la vida” (Rev. 2:10) y como hemos visto, este no es el caso porque de lo contrario, entraríamos en una flagrante contradicción escritural ya que nos encontraríamos ante personas que reinarían con Jesucristo en el reino de Dios, sin reunir ninguno de los requisitos que él mismo había impuesto. De ahí, que en el video que estamos analizando veamos a una persona mentalmente tambaleante, que no se cree nada de lo que está diciendo y que se sabe superada en todos los terrenos; por ello hace uso de esa verborrea insulsa y carente de la más elemental lógica y sentido común del que tiene que hacer gala todo aquél que habla o publica acerca de Dios…… algo que constantemente demanda el Sr. Olcese de “otros” y poniéndose como ejemplo de ello, en una clara demostración de la veracidad de aquél proverbio español que dice “dime de qué presumes y te diré de lo qué careces”.

Resumiendo, que dicho personaje no es más que un pobre hombre que con desesperación ve como uno tras otro están siendo desbaratados todos sus planteamientos y ello públicamente (Internet llega prácticamente a todo el mundo), pero que en lugar de detenerse a considerar si está equivocado en sus propuestas y de ser así, hacer los cambios oportunos, ha emprendido una disparatada huida hacia delante y que le lleva a decir salvajadas tales como que Adán y Eva también alcanzarán la “salvación” y lo que (repetimos), según nos dice dicho “caballero” al final de su video, ello significa que alcanzarán la inmortalidad y reinarán con Jesucristo durante los mil años del reino de Dios; o en su defecto, decir que Job tenía más “mérito” que los propios apóstoles. Afirmaciones estas en las que como diría nuestro amigo el castizo ¡ahí “sa pasao” siete pueblos!…… y es que eso es lo que ocurre, cuando uno se burla de Dios al publicar falsedades y pensando que dicha burla, no le será tomada en cuenta; sin embargo, ahí está la advertencia divina y tomada en este caso, de la NVI:

Luego dijo Jesús a sus discípulos: Los tropiezos son inevitables, pero ¡ay de aquel que los ocasiona! 2 Más le valdría ser arrojado al mar con una piedra de molino atada al cuello, que servir de tropiezo (mediante enseñanzas falsas) a uno solo de estos pequeños.” (Luc. 17:1-2). (Acotación nuestra).

MABEL

“Y EN TÚ DESCENDENCIA, SERÁN BENDECIDAS TODAS LAS FAMILIAS DE LA TIERRA”.

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , , , , on 14/03/2014 by Armando López Golart

abraham_y_las_estrellasJehová Dios, nuestro Creador, es el único que con Su poder puede dar vida y forma a las cosas y que todo lo ha hecho con un propósito; en Isaías 45:12, Él mismo nos dice lo siguiente:

Yo mismo he hecho la tierra y he creado aun al hombre sobre ella. Yo… mis propias manos han extendido los cielos, y a todo el ejército de ellos he dado órdenes.”

Sabemos que desde el principio Dios con su Poder creo los cielos y la tierra y todo lo que en ellos hay, en el Salmo 115:16 se nos explica para qué los crea:

En cuanto a los cielos, a Jehová pertenecen los cielos, pero la tierra la ha dado a los hijos de los hombres.”

Después de crear a Adán y Eva (nuestros primeros padres) les dio instrucciones de lo que debían hacer en Edén (El Paraíso) y les dijo:

Sean fructíferos y háganse muchos y llenen la tierra y sojúzguenla; y tengan en sujeción los peces del mar y las criaturas volátiles de los cielos y toda criatura viviente que se mueve sobre la tierra.” (Gen. 1:28).

Para entenderlo, imaginemos a alguien levantando una morada ó casa para una gran familia, así es, nuestro Amoroso creador nos preparó una casa donde ahí podemos vivir y disfrutar de las buenas cosas de la Vida que realmente lo es. Pero lamentablemente antes que nuestros primeros padres llegaran a tener descendencia, la serpiente engaño a Eva y tomó (robaron) del árbol del conocimiento del bien y el mal. Entonces la mujer come del fruto prohibido y persuade a su esposo para que se una a ella en su rebelión, y así se profana Edén por la desobediencia. Dios señala inmediatamente el medio por el cual se realizará su propósito:

Y Jehová Dios procedió a decir a la serpiente (Satanás, el instigador de la rebelión)….. y pondré enemistad entre ti y la mujer, entre tu descendencia y la descendencia de ella. Él te magullara en la cabeza y tú le magullaras en el talón.” (Gen. 3:14-15).

Luego se expulsa al hombre y la mujer del jardín, para vivir en dolor y fatiga laboriosa entre espinos y abrojos, hasta que murieron dejando una descendencia sumida en el pecado, prácticamente moribunda. Solo su prole puede cifrar su esperanza en la Descendencia prometida (Jesús). Más tarde, según se nos dice en las escrituras, todo iba mal… Caín (el primogénito de Adán y Eva) mata a su hermano Abel, ángeles se revelan, los gigantes (hijos de los ángeles) y los hombres comienzan a arruinar la tierra etc. etc. (similar a nuestros Días), hasta que Dios decide eliminar ese mundo impío con el famoso diluvio: allí murieron todos los Gigantes y hombres de Fama de ese mundo antiguo, mientras que los ángeles rebeldes fueron encadenados en prisiones de densa oscuridad para, el día de juicio, ser arrojados al “lago de fuego” (símbolo de destrucción eterna) junto a Satanás y así pagarán por todo el sufrimiento que trajeron a la humanidad.

Pero Jehová Dios, en su amor siguió escudriñando los corazones de los hombres, porque obviamente nuestro Sabio Creador no iba a permitir que una calumnia le impidiera cumplir con su propósito original para con la humanidad; tanto es así, que Jehová no perdió su Fe en el hombre, así que siempre esperaba que apareciera alguien agradable a su corazón… de ahí es que conocemos a los hombres fieles de la antigüedad como Abel, Enoc, Noé, Abrahán, Moisés y muchos más. Así como lo afirmo el Apóstol Pablo hace casi 2000 años en un discurso, donde dijo a los presentes que Dios “no se dejó a sí mismo sin testimonio, por cuanto hizo bien, dándoles (a todos) lluvias desde el cielo y épocas fructíferas, llenando por completo sus corazones de alimento y de alegría.” (Hechos 14:17).

Él mismo escogió y preparo a un pueblo (Israel) y les entrego su ley, con la que mostró al pueblo y a toda la humanidad, que solos no podrían salir de esa condición pecaminosa que los conducía a su propia autodestrucción. Por lo tanto en el plan de rescate que preparo Dios, se nos muestra lo que necesitaba la humanidad para salvarse de una extinción segura, era la vida de un Hombre Justo (Hijo de Dios). ¿Quién sería aquel Hijo del Hombre que cumpliría la Ley de Dios a la Perfección? Así es, estimado lector… ese único hombre fue Jesucristo, aquel de quien se nos cuenta que vino al mundo hace aproximadamente 2000 años y fue directamente engendrado por el espíritu Santo (Poder) de Dios en la matriz de una mujer virgen Judía llamada María. Años más tarde, cuando Jesús ya próximo a los 30 años de edad, es bautizado por Juan el Bautista, quien lo bautizo en agua y en ese momento Dios lo bautizó con Espíritu Santo; Juan pudo ver con sus ojos al Espíritu Santo de Dios descendiendo y reposando sobre Jesús (en ese momento es ungido por Dios) y así este comienza su ministerio impartiendo la enseñanza pura de la Justicia y mostrando a todos la misericordia de Dios, creando así el “camino” que conduce a la vida eterna.

Así nuestro Sabio Creador mediante su Hijo Jesús, habló su justicia e impartió el verdadero conocimiento que da vida eterna; también hizo saber mediante portentos y señales, lo que realmente esperaba Dios de aquellos que decían y afirmaban ser su pueblo, llegando hasta a hacer audible Su Voz desde el cielo, diciendo:

Este es mi Hijo, el que ha sido escogido. Escúchenle.” (Luc. 9:35).

Pero como dice Dios en la Biblia, Israel era un pueblo de “dura cerviz”, pues ellos rechazaron a los profetas, también rechazaron al Mesías y le quitaron la vida; pero Jesús es Justo, así que no podía ser retenido en el sepulcro (la muerte). Por lo tanto, Dios estaba en pleno derecho de devolverle la vida a su hijo, porque lo mataron injustamente: Dios lo resucito a los 3 días y después de su resurrección, Jesús se reúne con sus apóstoles y les deja instrucciones específicas de hablar e informar a todo el mundo, la Buena Noticia, eso es, las cosas vistas y oídas acerca de él y de su Padre, así como Su propósito para con la humanidad. Después de esto, Jesús ascendió al cielo donde tiene que ser retenido hasta la restauración de todas las cosas que el mismo Jehová Dios (el Padre de Jesús) hablo por medio de sus profetas. Esta restauración de la que hablamos, sería el cumplimiento de la promesa que Dios hizo a Abraham, Jehová Dios le prometió:

Por mí mismo de veras juro —es la expresión de Jehová— que por motivo de que has hecho esta cosa y no has retenido a tu hijo, tu único, yo de seguro te bendeciré y de seguro multiplicaré tu descendencia como las estrellas de los cielos y como los granos de arena que hay en la orilla del mar; y tu descendencia tomará posesión de la puerta de sus enemigos. Y mediante tu descendencia ciertamente se bendecirán todas las naciones de la tierra debido a que has escuchado mi voz.” (Gen. 22:16-18).

O sea, que las naciones serán bendecidas cuando Jesús (la descendencia prometida) venga del Cielo, trayendo consigo el Reino de su Padre; y para eso, se tienen que completar los 144000 reyes y sacerdotes que son sus Hermanos, que murieron en el mundo como mártires: estos son los que observan los mandamientos de Dios y tienen la fe de Jesús, estos son tomaron su madero de tormento y no amaron sus almas ni siquiera al arrostrar la muerte.

Según Apocalipsis (leer capítulo 11), la Revelación que Dios le dio a Jesucristo, en el tiempo del fin nos dice que Dios hará que dos mártires (Testigos) profeticen 1260 días (los primeros 3,5 años de los 7), ellos hablaran de Dios y exhortaran a la humanidad que se arrepientan de sus pecados y apoyen el Reino de Dios, pero serán acusados de terroristas y la bestia salvaje (líder del nuevo Orden Mundial) les hace la guerra y los mata (porque son Apóstoles ungidos por Dios y hablan de los juicios Divinos); pero observen que en ese mismo capítulo de la Revelación, se nos da a entender que cuando resucitan (evidencia de la primera resurrección, solo para los Santos, Hermanos de Jesús), se completa el número que forman el cuerpo Santo de nuestro Señor Jesucristo, con lo que se alcanza el número pleno de los 144.000 que serán Reyes y Sacerdotes…… así se inaugura, por decirlo de alguna manera, el Reino de Dios aquí en la Tierra, porque eso nos dice Apocalipsis 11:15:

Y el séptimo ángel tocó su trompeta. Y en el cielo ocurrieron voces fuertes, que decían: “El reino del mundo sí llegó a ser el reino de nuestro Señor y de su Cristo, y él reinará para siempre jamás.”

Ahí dice “mundo” y no “cielo”, por lo que hay que entender que cuando Jesús venga en el Reino de Dios, lo primero que hace es tomar control de este mundo, eso es, de toda la Tierra y lo que hay en ella; ahí comienza a dividir la humanidad en dos grupos, como lo explica el mismo Jesús en la parábola de Mateo 25: 31-33, donde dice:

Cuando el Hijo del hombre llegue en su gloria, y todos los ángeles con él, entonces se sentará sobre su glorioso trono. Y todas las naciones serán reunidas delante de él, y separará a la gente unos de otros, así como el pastor separa las ovejas de las cabras. Y pondrá las ovejas a su derecha, pero las cabras a su izquierda.”

Entonces vemos que hace una separación entre la humanidad, para extirpar a los inicuos y a los corruptos de la existencia, pues ese es el destino de las cabras; también nos da a entender algo así en la “parábola del sembrador” donde Jesús mismo lo explica en Mateo 13: 36-43:

El sembrador de la semilla excelente es el Hijo del hombre; el campo es el mundo; en cuanto a la semilla excelente, estos son los hijos del reino; pero la mala hierba son los hijos del inicuo, y el enemigo que la sembró es el Diablo. La siega es el Fin del mundo (Fin del Sistema Férreo en el que vivimos), y los segadores son los ángeles. De manera que, así como se junta la mala hierba y se quema con fuego, así será en la conclusión del sistema de cosas, El Hijo del hombre enviará a sus ángeles, y ellos juntarán de su reino todas las cosas que hacen tropezar, y a los que cometen desafuero, y los arrojarán en el horno de fuego. Allí es donde será su llanto y el crujir de sus dientes. En aquel tiempo los justos resplandecerán tan brillantemente como el sol en el reino de su Padre.”

Acá vemos que Cristo envía a sus ángeles y limpian el mundo de la corrupción, lo que no sirve es arrojado al fuego eterno (lugar del que nadie puede volver), incluyendo a la bestia (Sistema Político actual ó Nuevo Orden Mundial) y al falso profeta (Sistema Religioso Apostata); a su vez, Satanás es apresado por mil años en el abismo y ya no puede extraviar a la humanidad.

En esos mil años se limpia la tierra, comenzando un tiempo en el que serán restauradas todas las cosas, que hablo por medios de sus profetas de tiempo antiguo, seremos enseñados por Jesús y los Santos (leer Ezequiel 34), la tierra volverá a ser un paraíso, porque Jehová nuestro creador no permitirá que nada nos falte, sino que Él mismo mediante su Hijo Jesús, abrirá su mano y satisfará el deseo de todo ser viviente, en ese mundo resucitaran casi todas las personas de todas las naciones de todos los tiempos empezando de Abel, para tener la oportunidad de vivir para siempre en un mundo donde reinara la Paz y la Justicia de Dios, donde el lobo morara junto con el cordero (leer Isaías 11). Esos 1000 años son como el verdadero Sábado de Dios, también llamado por la hermana de lázaro “el ultimo Día” (Juan 11:24) donde ella creía que resucitaría lázaro; allí también va a estar el ladrón que murió al lado de Jesús y que el mismo, le dijo que estaría en el paraíso.

Bueno, al final de los mil Años con la tierra convertida en el Edén y con la humanidad ya restaurada física y espiritualmente, Satanás es soltado de su prisión y ve todo lo bueno que Jesús y sus Santos han hecho en la tierra, con la bendición de Jehová y como restauró a la humanidad. Por lo que el Diablo, otra vez, intenta adueñarse de la tierra, y sale a extraviar y muchos se ponen de su parte, pero como la tierra ha sido bendecida por el espíritu Santo de Dios, el hace bajar fuego del cielo y los consume, mientras que Satanás y sus secuaces son arrojados al Fuego Eterno (leer Apocalipsis 20:7-10)… y al fin, llega el final de la muerte y de la maldad.

Pero antes que se cumplan todas estas cosas, tiene que suceder lo profetizado por Jesús y sus Apóstoles, cosas que ocurrirían después de su muerte; y lo que más enfatiza el capítulo 24 de Mateo (capítulo muy conocido), es la advertencia que deja a todo el que oye la palabra de Dios y es con respecto a la aparición de impostores que dirían venir en su nombre y hasta afirmando ser el mismo Jesús. Así es, estimado lector, un mundo plagado de falsos cristos o libertadores y falsos profetas… y si no pueden digerir esta realidad, abran los libros de historia del mundo, busquen información (Dios dispuso los medios) y verán lo real que es esta situación hasta en nuestros días: hombres que van según sus propias concupiscencias y buscando su propia gloria (no la de Dios) y sin dejar su mal proceder, imponiendo a su prójimo mandatos de hombres como doctrinas, colocando cargas pesadas sobre los hombros de todos los que buscan a Dios y tienen un verdadero deseo de servirle, convirtiendo a sus feligreses en mercancía y esclavos, utilizando al prójimo para erigir y mantener templos de piedras. En los que por cierto no reside Dios, sino más bien lo que reside en esos templos no es más que toda suerte de putrefacción, codicia y engaño y que como dijo Jesús son sepulcros blanqueados; y que tal como los fariseos hicieron en el tiempo de Jesús, igual hacen hoy todos los que se aferran al sistema religioso Babilónico, leamos Mat. 24:4-5:

Jesús respondió diciéndoles: “Miren que nadie los engañe; porque muchos vendrán en mi nombre diciendo: “Yo soy el Cristo (mesías, ungido o elegido) y engañarán a muchos.”

También lo vuelve a decir en Mat. 24:10-12:

Entonces muchos tropezarán; y se traicionarán unos a otros, y se aborrecerán unos a otros. Muchos falsos profetas se levantarán y engañarán a muchos; y por el aumento de la violación de la Ley, se enfriará el amor de muchos.”

Y nos vuelve a advertir del engaño que vendría, en Mat. 24:23-27:

Entonces, si alguien les dice: ‘Miren, aquí está el Cristo’, o ‘Allá está,’ no le crean. Porque se levantarán falsos Cristos y falsos profetas, y harán grandes señales y maravillas para engañar, de serles posible, aun a los escogidos. Miren que se los he dicho de antemano. Así que, si les dicen: ‘Miren, está en el desierto’, no salgan; o ‘Miren, está en los aposentos interiores (de alguna estructura edilicia), no lo crean. Porque así como el relámpago sale del oriente y resplandece hasta el occidente, así será la venida del Hijo del Hombre.”

Años más tarde que Jesús pronunciara sus Palabras, el Apóstol Pablo se lo dijo a sus hermanos en la carta 2 Tes. 2:1-4:

Ahora, con respecto a la venida de nuestro Maestro Jesús el Mesías y nuestra reunión con él, les rogamos, hermanos, que no se dejen mover fácilmente de su modo de pensar ni se alarmen, ni por espíritu, ni por mensaje, ni por carta como si fuera nuestra, como que ya hubiera llegado el día de Jehová. Nadie los engañe de ninguna manera; porque esto no sucederá sin que venga primero la apostasía y se manifieste el hombre sin-ley, el hijo de perdición. Este se opondrá y se alzará contra todo lo que se llama divino, o que se adora, tanto que se sentará en el templo de Dios, haciéndose pasar por Dios.”

Es por eso que hoy en el mundo las religiones en su gran mayoría, nos quieren hacer creer a todos, que Jehová, Jesús y el Espíritu Santo son lo mismo (o sea, un ser de tres cabezas). El impostor se hace pasar por Dios y tiene el apoyo de todos los Líderes Mundiales, a su vez de las Masas. Además el Falso Reino de Dios que nos proponen en este mundo, la política y la religión y en el que sus líderes instan a sus seguidores y feligreses a ocupar todas sus energías en trabajar para que dicho reino se haga realidad, no es más que una burda imitación de lo que realmente será el Verdadero Reino de Dios; el apóstol Juan también lo dijo en su primera carta:

Hijitos, ya es la última hora; y como oyeron que el anticristo habría de venir, así también ahora han surgido muchos anticristos. Por esto sabemos que es la última hora. Salieron de entre nosotros, pero no eran de los nuestros; porque si hubieran sido de los nuestros, habrían permanecido con nosotros. Pero salieron, para que fuera evidente que no todos eran de los nuestros.” (1 Juan 2:18-19).

Y por último, Jesús fue tajante con respecto y quienes afirmarían estar de su lado en Mat. 12:30:

El que no está conmigo, está contra mí (o es Anticristo); y el que conmigo no recoge, desparrama.”

Miren por ustedes mismos: hoy la cristiandad, está dividida entre miles de iglesias y corporaciones u organizaciones o como se llamen, cada una con su propia interpretación de la verdad, sazonadas con ideas paganas, es por eso que todas las organizaciones sean políticas o religiosas, junto con sus estructuras que erigieron los hombres y que forman parte de este Sistema Corrupto, tienen sus cimientos en la arena y están destinados por palabra de Dios a la destrucción… si no creen eso, vean lo que dice Mateo 7:26-27:

Además, a todo el que oye estos dichos míos y no los hace se le asemejará a un varón necio, que edificó su casa sobre la arena. Y descendió la lluvia y vinieron las inundaciones y soplaron los vientos y dieron contra aquella casa, y se hundió, y fue grande su desplome”.

También, el Apóstol Juan escribió:

No estén amando ni al mundo ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él; porque todo lo que hay en el mundo —el deseo de la carne y el deseo de los ojos y la exhibición ostentosa del medio de vida de uno—no se origina del Padre, sino que se origina del mundo. Además, el mundo va pasando, y también su deseo, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.” (1 Juan 2:15-17).

Nosotros no debemos amar al mundo ni a sus cosas, suficiente es saber que Dios tanto amo al mundo, que dio a su hijo unigénito para que todo el que cree en él, no sea destruido sino más bien (y por su bondad inmerecida), alcancemos la vida eterna (en ese paraíso que tanto anhelamos). Y antes que se queme a Babilonia, hay que hacer caso a la voz de Dios desde el cielo:

Salid de ella pueblo mío para que no participen de sus pecados y para que no reciban parte de sus plagas, porque sus pecados se amontonaron hasta llegar al cielo, y Dios ha recordado sus actos de injusticia.” (Rev. 18:4).

Y a pesar de que vivimos en este mundo caótico, lleno de ideologías, cultos y organizaciones, religiones paganas, que forman parte de Babilonia, Dios mediante su Hijo nos ha dejado instrucciones precisas de lo que debemos hacer para no caer presos, del engaño que tiene cautivos a muchos creyentes. No hay duda que Él nos ha cuidado y mantenido con vida para que lo busquemos, es por eso, que nos dejó como base la enseñanza de Jesús registrada en su Palabra (La Biblia), para tener un ejemplo, así como una guía o tutor mantiene un árbol pequeño derecho y no permite que se incline ni a un lado ni a otro y esto es lo que nos mantiene en el camino de la Vida; pero el problema está en que nos dedicamos más a cosas vanas, en vez de aprovechar el corto tiempo que tenemos en hablar y darnos a entender con estas cosas… que no se para usted, pero para mí son de vida o muerte.

En mi opinión personal, tenemos que amar a Dios por lo que este es y no por las cosas que podríamos llegar a tener de este. En la Biblia, ese libro que está en el rincón de muchas casas, ahí está la prueba de que Dios siempre estuvo, está y estará, que tiene un propósito para todo cuanto ha hecho y hará, sea la versión Valera, Jerusalén, King james, TNM, etc. etc., todas las biblias tocan el mismo tema importante: El apoyo a la soberanía de Dios (su derecho a gobernar) en su Reino por medio de Jesús (su Hijo Unigénito) a quien nombro como Rey de reyes y Señor de señores. Indicó a sus verdaderos discípulos, el lugar que este asunto debería ocupar en su vida cuando dijo:

Sigan, pues, buscando primero el reino y la justicia de Dios.” (Mateo 6:33).

Y que no nos preocupemos tanto por las cosas materiales, porque Dios sabe bien lo que realmente necesitamos (Mateo 6:32). También enseño a sus discípulos a orar de esta manera:

Venga tu reino. Efectúese tu voluntad, como en el cielo, también sobre la tierra.” (Mateo 6:10).

Ahora bien, está en uno como parte interesada el pedirle a Dios entendimiento para lograr discernir estos asuntos “… porque cada uno llevará su propia carga de responsabilidad.” (Gal. 6:5). Además, hoy sabemos que después de morir los verdaderos Apóstoles, los cristianos se comenzaron a fusionar con el estado Romano, fueron absorbiendo muchas creencias paganas. Comenzaron a aparecer en el escenario del mundo personajes que se dedicaron a sacar textos de sus contextos, para apoyar falsas ideas o falsas doctrinas, por ejemplo: adoración a los muertos, el alma inmortal, la trinidad, adoradores de ídolos demoniacos, bien sean del cielo o la tierra, obras y estructuras y todo tipo de cosas viles erigidas por hombres, que no son más, que la sabiduría del mundo. Y de hecho, eso es lo que hizo la iglesia Católica por muchos siglos, de la cual salieron todas las denominaciones religiosas que existen hoy en día. En la carta que el Apóstol Pablo dirigió a los romanos, se nos explica de la siguiente manera:

“….porque, aunque conocieron a Dios, no lo glorificaron como a Dios ni le dieron gracias, sino que se hicieron casquivanos en sus razonamientos, y se les oscureció su fatuo corazón. Aunque afirmaban que eran sabios, se hicieron necios y tornaron la gloria del Dios incorruptible en algo semejante a la imagen del hombre corruptible, y de aves y cuadrúpedos y cosas que se arrastran.” (Rom 1:21-23).

Pero esto no debería ser un obstáculo para encontrar a Dios y entender sus caminos, ya que el mismo dice, a todo el que oye sus palabras en Isaías 55:

¡Oigan, todos ustedes los sedientos! Vengan al agua. ¡Y los que no tienen dinero! Vengan, compren y coman. Sí, vengan, compren vino y leche hasta sin dinero y sin precio. ¿Por qué siguen pagando dinero por lo que no es pan, y por qué es su afán por lo que no resulta en satisfacción? Escúchenme atentamente, y coman lo que es bueno, y halle su alma su deleite exquisito en la grosura misma. 3 Inclinen su oído y vengan a mí. Escuchen, y su alma se mantendrá viva, y prestamente celebraré con ustedes un pacto de duración indefinida respecto a las bondades amorosas para con David, que son fieles. 4 ¡Miren! Lo he dado como testigo a los grupos nacionales, como caudillo y comandante a los grupos nacionales.

5 ¡Mira! A una nación a quien tú no conoces llamarás, y los de una nación que no te han conocido correrán aun a ti, por causa de Jehová tu Dios, y por el Santo de Israel, por cuanto él te habrá hermoseado. 6 Busquen a Jehová mientras pueda ser hallado. Clamen a él mientras resulte estar cerca. 7 Deje el inicuo su camino, y el hombre dañino sus pensamientos; y regrese a Jehová, quien tendrá misericordia de él, y a nuestro Dios, porque él perdonará en gran manera.

8 “Porque los pensamientos de ustedes no son mis pensamientos, ni son mis caminos los caminos de ustedes —es la expresión de Jehová—. 9 Porque como los cielos son más altos que la tierra, así mis caminos son más altos que los caminos de ustedes, y mis pensamientos que los pensamientos de ustedes. 10 Porque tal como la lluvia fuerte desciende, y la nieve, desde los cielos, y no vuelve a ese lugar, a menos que realmente sature la tierra y la haga producir y brotar, y realmente se dé semilla al sembrador y pan al que come, 11 así resultará ser mi palabra que sale de mi boca. No volverá a mí sin resultados, sino que ciertamente hará aquello en que me he deleitado, y tendrá éxito seguro en aquello para lo cual la he enviado.

12 “Porque con regocijo saldrán ustedes, y con paz se les hará entrar. Las montañas y las colinas mismas se alegrarán delante de ustedes con clamor gozoso, y todos los mismísimos árboles del campo batirán las manos. 13 En vez del matorral de espinas subirá el enebro. En vez de la ortiga que causa comezón subirá el mirto. Y tendrá que llegar a ser para Jehová algo famoso, una señal hasta tiempo indefinido que no será cortada.”

Jesús confirmo que él era la Palabra que Dios había enviado, cuando cito la profecía de Isaías:

De modo que se le dio (a Jesús) el rollo del profeta Isaías, y abrió el rollo y halló el lugar donde estaba escrito: “El espíritu de Jehová está sobre mí, porque él me ungió para declarar buenas nuevas a los pobres, me envió para predicar una liberación a los cautivos y un recobro de vista a los ciegos, para despachar a los quebrantados con una liberación, para predicar el año acepto de Jehová”. Con eso enrolló el rollo, se lo devolvió al servidor, y se sentó; y los ojos de todos los que estaba en la sinagoga se fijaron atentamente en él. Entonces comenzó a decirles: “Hoy se cumple esta escritura que acaban de oír.” (Lucas 4:17-21).

Por lo tanto, al leer estos textos nos damos cuenta que Dios no se deleita en la muerte de los inicuos, sino que en verdad se vuelva de sus malos caminos y que las personas que ejercen verdadera Fe en él y su Palabra, hallen consuelo, junto a todos aquellos fieles que verdaderamente lo aman…… tal como dice en Hebreos 11:6:

Además, sin fe es imposible agradar a Dios. Porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que El existe y que el mismo recompensa a los que le buscan.”

Contribuido por Jaime Marcelo (Argentina)

AUNQUE LA MONA SE VISTA DE SEDA…… MONA SE QUEDA.

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , , on 21/08/2013 by Armando López Golart

20081120012006lamonaY estoy hablando de un refrán español, que hace referencia a cualquiera que dándoselas de enterado, adopta posturas, actitudes o apariencia de ser algo, cuando la realidad es que por mucho que intente disimularlo, continúa siendo el mismo ignorante de siempre y por lo que no puede evitar “dar la nota” en cuando se tercia la ocasión…… y es que “de donde no hay, no se puede sacar” que diría mi amigo el castizo. Me estoy refiriendo (y notarán que hablo a título personal) al ínclito personaje que responde al nombre de Apologista Mario Olcese y “súmmum” de la teología y del que el pasado día 18 del corriente mes de Agosto, a las 13’45 de la tarde, recibí el siguiente correo:

¿Qué pasó Don Armandito?¿No sabe cómo responder a mi pregunta crucial sobre cómo Abraham pudo recibir una promesa de un galardón muy grande, mientras que los discípulos de Jesús una que sería simplemente grande?¿Y que hay de los conocidos de Dios que serán hermanos de Cristo y que compartirán su misma imagen en la resurrección para reinar con él? (Rom. 8:28-30). ¿No dice la Biblia que Abraham, Moisés y David fueron pre-conocidos por Dios y bendecidos con su gracia para ser glorificados con su Hijo? Se ha quedado sin palabras. mi amigo detractor. A ver si admite su error de una vez por todas. Esperamos todos su “iluminada respuesta”… y no huya, eh?

Decirle en primer lugar a ese “genio” de la teología, que ni él podría llegar tan alto ni yo caer tan bajo, de quedarme sin palabras ante las estupideces que publica; por otra parte, la respuesta que me demanda sobre dichas cuestiones, desde hace mucho tiempo la tiene publicada en este blog y que solo su constatada estulticia le impiden entender, así como su congénita y patológica ignorancia le impiden objetar a la misma; de ahí que vaya publicando de continuo esas mamarrachadas, en un intento de mediante la repetición y los burdos razonamientos presentados, una mentira adquiera tintes de verdad. Y es que en uno de esos dos temas que me plantea y que hacen referencia a sendos videos, dicho “caballero” mencionaba que para reinar en el milenio, es indispensable ser Hijo de Dios y, por tanto, ser “hermano” del Cristo y algo en lo que estoy totalmente de acuerdo, como lo está la inmensa mayoría de los que publicamos sobre temas bíblicos…… y ahí es en donde surge el problema que le tengo planteado a ese ignorante compulsivo y desde hace bastante tiempo, sin que hasta el momento ese analfabeto integral en conocimiento bíblico (espero que la cosa acabe ahí) haya sido capaz de dar respuesta alguna. Porque si eso es así y lo es, esos personajes que me menciona, como los Abraham, David, Moisés, Daniel, Isaac, Jacob, José, etc. etc. etc. y que fueron “antepasados” o “padres” (según algunas versiones) de Jesús, en el reino de Dios adquieren una nueva condición según el Sal. 45:16 y en dónde leemos lo siguiente:

En lugar de tus antepasados llegará a haber tus hijos, a quienes nombrarás príncipes en toda la tierra.”

Luego si esos personajes y en virtud de la ley divina del derecho de recompra (Isa. 25:47-49), en función del sacrificio de rescate por la sangre derramada de Cristo, fueron “recomprados” por este y como lo hemos sido todos los seres humanos, se convierte así en “Padre Eterno” y título, que previendo dicha circunstancia, le fue concedido por el propio Jehová (Isa. 9:6); por lo que resulta que esos personajes pasan a convertirse en sus “hijos” que no en sus “hermanos” y el texto es clarísimo en este sentido, por lo que no pueden ser entonces Hijos de Dios y lo que les impide heredar el reino en calidad de inmortales reyes y sacerdotes…… luego es obvio que no pueden reinar en el milenio. Y explicación detallada al respecto que con pelos y señales ustedes pueden leer en mi anterior artículo del 04/08/13, bajo el título “El apóstol Pablo, Juan “el bautista”…… y la empanada mental de Apologista Mario Olcese” y del que dicho caballero, no ha sido capaz hasta el momento de rebatir mi planteamiento; pero eso sí, en su lugar manda ese correo infumable y que ofende a la inteligencia. Pero puesto que Abraham es el personaje preferido por ese “teólogo” de a tres el cuarto, como el más merecedor de reinar junto a Cristo, veamos una curiosidad sobre el mismo y pasada por alto por esa “eminencia” de la interpretación bíblica, que contribuye a desbaratar todo el esperpéntico montaje que nos presenta ese “nomber one” de la teología y que la encontramos en Sant. 2:23:

“…… y se cumplió la escritura que dice: “Abrahán puso fe en Jehová y le fue contado por justicia”; y vino a ser llamado “amigo de Jehová”.”

Magnífica ocasión “perdida” por el Altísimo, para hacernos saber que dicho personaje había sido declarado Hijo Suyo y por lo tanto, con derecho a heredar el reino en calidad de inmortal rey y sacerdote; sin embargo, lo que se nos dice de él es que por su fe, llegó a ser considerado como un “amigo” de Jehová…… y nada más. Y sabemos porque así lo dicen las Escrituras, que los que heredan el reino en calidad de inmortales reyes y sacerdotes, son los Hijos de Dios y no los “amigos” de Este; de hecho, Jesús fue reconocido como Hijo de Dios por el mismísimo Jehová (Mat. 3:17) y siéndolo los apóstoles por boca del propio Jesucristo, cuando los identificó como sus “hermanos” y cuando les dijo “asciendo a mi Padre y Padre de ustedes” (Juan 5:17)…… luego a tenor de lo leído y si seguimos el consejo del propio Apologista, en el sentido de que a las palabras de los textos bíblicos hay que darles todo su sentido, estos últimos sí fueron Hijos de Dios, mientras que Abraham no lo fue, pues este solo llegó a ser un “amigo” del Altísimo; y es que no me negarán, que hay una sustancial diferencia entre ser un “amigo” de Dios y ser un “Hijo” de Dios.

Pero es que es más: resulta que el 07/08/13 publiqué otro artículo titulado “Entonces, Sr. Olcese…… ¿en qué quedamos?” en donde demostraba concluyentemente que dicho indocumentado y en un video que publicó el 12/03/13 dirigido a mi persona, afirmaba sin lugar a duda alguna todo lo contrario de lo que nos está diciendo hoy; pero permítanme que les explique en esencia de qué iba el asunto en dicho video, aunque ustedes pueden encontrar más información leyendo el artículo que les menciono: de acuerdo con Rev. 20:4 (nos decía ese “enterao”), solo aquellos que sean asesinados o “ejecutados con hacha por el testimonio que dieron de Jesús y por hablar acerca de Dios y los que no habían adorado ni a la bestia salvaje ni a su imagen y que no habían recibido la marca sobre la frente ni sobre la mano” y esto durante la “gran tribulación” aún futura, son los que reinarán con Cristo o lo que es lo mismo y según nos decía, que aún no se sabe quiénes serán los que ocuparán tronos al lado de Cristo en el milenio…… y esa salvajada, la pueden ustedes oír en el video “No, Don Armando, usted debe responderme esto primero…” (12/03/13) y entre los minutos del 16 al 20 de grabación (si pueden, no se los pierdan) y en el bien entendido que no lo borre, algo a lo que me tiene acostumbrado.

Y afirmación que de una sentada, ya excluye de poder reinar con Cristo, no solo a los Abraham y compañía, sino a los propios apóstoles de Jesús, pues todos esos personajes murieron hace milenios y por lo que no pueden ser “ejecutados con hacha” en una “gran tribulación” aún futura…… con lo que y según la extraña idea de ese “genio” de la interpretación bíblica, no pueden conseguir la preceptiva vestimenta “blanca” que les eleve al rango de reyes en el milenio e idea que apoyaba con el pasaje de Rev. 3:5. Excuso decirles que tampoco me respondió a esta cuestión, pues ni siquiera negó dicha contradicción (ahí tienen mi artículo por si quieren leerlo), pero sin embargo, en su lugar me manda ese escrito pidiéndome explicaciones de algo en lo que él mismo se ha contradicho y sin que se le caiga la cara de vergüenza…… eso sí y en el colmo de la caradura (y es que la tiene como el granito), advirtiéndome de que “no huya” cuando es él el que siempre ha empleado aquello de la “tocata y fuga”, pues en ningún momento ha sido capaz de rebatir ninguna de mis objeciones y ahí está la hemeroteca para comprobarlo, entre las cuales y aparte de la ya mencionada, hay otras.

Porque ese indocumentado se esfuerza en hacernos creer que los componentes de la “gran muchedumbre” de Rev. 7:9, también reinarán con Jesucristo y con el “concluyente” argumento de que en el verso 14 aparecen vestidos de “largas ropas blancas” y simbólica vestimenta que solo significa el que uno tiene la aprobación de Dios, nada más…… de lo contrario y por la misma regla de tres, los ángeles y los caballos del ejército de los cielos, que se nos los presenta siempre de blanco, también tendrían que reinar con Cristo ¿o no? Sin embargo, ese “genio” de la teología pasa por alto el importante dato que ese mismo verso 14 nos da, en el sentido que esas personas son las sobrevivientes de la “gran tribulación” final:

Y, en respuesta, uno de los ancianos me dijo: “Estos que están vestidos de la larga ropa blanca, ¿quiénes son y de dónde vinieron?”. 14 De modo que le dije inmediatamente: “Señor mío, tú eres el que sabe”. Y me dijo: “Estos son los que salen de la gran tribulación y han lavado sus ropas largas y las han emblanquecido en la sangre del Cordero.” (Rev. 7:13-14).

Luego si esas personas “sobreviven” a dicho evento final, significa que pasan al reino de Dios con vida y lo que nos indica que no han muerto y por lo que no pueden participar de la llamada “primera” resurrección y que se produce antes de que aparezca en escena dicha “gran muchedumbre” y que es la que da la inmortalidad y el derecho a reinar con Cristo:

Feliz y santo es cualquiera que tiene parte en la primera resurrección; sobre estos la muerte segunda no tiene autoridad (ello significa la inmortalidad), sino que serán sacerdotes de Dios y del Cristo y reinarán con él por los mil años.” (Rev. 20:6). (Acotación mía).

Y eso que entienden hasta los tontos de pueblo en España (personajes entrañables donde los haya y que serán tontos, pero que no se les escapa una), no entra en la cabeza de esa “eminencia” de la teología y que hasta el momento, ha sido totalmente incapaz de desmontar mi argumento…… pero eso sí: el que “huye” no es él, que da siempre la callada por respuesta, sino que soy yo y que continuamente le estoy desafiando a que me responda, obviamente sin resultado alguno. Pero veamos otra “enseñanza” que también es de aurora boreal y que tiene que ver con las resurrecciones de Juan 5:28-29:

No se maravillen de esto, porque viene la hora en que todos los que están en las tumbas conmemorativas oirán su voz 29 y saldrán, los que hicieron cosas buenas a una resurrección de vida, los que practicaron cosas viles a una resurrección de juicio.”

Según dicho inepto, ello significa que habrá una “primera” resurrección al inicio del milenio y en donde participarán todos los “justos” de todos los tiempos y que son los reinarán con Cristo y una “segunda”, al término de los mil años, en la que se levantarán los “injustos” para ser juzgados por sus hechos anteriores y ser destruidos eternamente; pero claro, una de las muchas pegas que tiene dicha interpretación, tiene que ver con algo que publicó ese “entendido” en las Escrituras y que como no sabe ni de lo que habla, no entiende que toda enseñanza tiene sus derivadas, eso es, que tiene que cuadrar con otras para ser verdad. Y es que en su momento publicó un video diciendo que las mujeres no pueden reinar con Cristo en el reino de Dios y lo cual es cierto…… pero ello significa que no pueden participar de la “primera” resurrección y en la que hemos visto que todos los que participan de ella, reinarán con Cristo en el milenio y con lo que, dado que solo queda la llamada “segunda” resurrección y que según dicho “iluminado” es para juicio y destrucción eterna de los “impíos” o “injustos”, se plantea la gran cuestión: ¿Qué hacemos entonces, con mujeres como Sara, Rebeca, Rut, Raquel, Lea, Noemí y tantísimas otras mujeres fieles a Jehová y que vivieron en tiempos precristianos, o las que vivieron en tiempos posteriores como María (la madre de Jesús) y a la que se le dijo ser “bendita entre las mujeres” (Luc. 1:48), Elizabeth, Marta y María (las hermanas de Lázaro), María Magdalena, Ana la profetisa, Lidia, Loida, Eunice y a todas aquellas que se bautizaron posteriormente en el nombre de Jesús (Hech. 8:12)? ¿Es razonable el pensar, que tengan que ser destruidas en esa “segunda” resurrección, dado que al no poder reinar, no pueden participar de la “primera”? Y si no es así ¿en dónde nos las mete ese “teólogo” de pizarrín? Una vez más les recomiendo y para una mayor información al respecto, que lean mi artículo “¡Y el Sr. “Ingeniero” continúa mintiendo…… y haciendo el ridículo, claro!” del 09/05/13 y a ver si mientras tanto, ese “intelectual” hace gala de sus “conocimientos” en teología y es capaz de hacer lo que no ha hecho hasta el momento y que es responderme a esas interrogantes que le he planteado…… y es que eso es lo que tenemos de malo aquellos que siempre “huimos”: que cuando nos “pinchan”, resultamos ser muy peligrosos.

Por cierto y antes de que se me olvide: en uno de mis últimos escritos, concretamente el del 05/08/13 y bajo el título “Lo que nos suponíamos…… no lee la Biblia, sino las aventuras del Capitán Trueno”, denunciaba el delito cometido por ese esperpento con patas de falso testimonio, al publicar un video acusando a los TJ de omitir la expresión “Rabí” del texto de Mat. 26:49 y que le demostré que eso no era verdad, exigiéndole además que diera explicaciones del porqué hacia semejante afirmación y puesto que había publicado una falaz mentira, que pidiera disculpas a esa organización. Pues bien, ese sujeto que no “huye”, sino que se esconde como una rata, lo que hizo y dándome con ello la razón en mi acusación, en el sentido de que su afirmación era una falacia, fue borrar el video de YouTube y sin decir esta boquita es mía, en una actitud cobarde donde las haya y propia de un sujeto de la peor especie; pero claro, si bien borró el video en YouTube, no así el artículo que había colgado en la página de Lavasori y que si en el mismo tampoco podías acceder al video, ahí continuaba el artículo colgado y lo que permitía acceso a la entradilla que daba pie al mismo y que era el resumen de lo publicado en el video borrado; pues bien, cuando yo le señale en mi artículo dicha circunstancia, lo que hizo arteramente fue borrar también el artículo que figuraba en dicho blog. Y que yo digo la verdad, queda fehacientemente demostrado cuando uno va a Google y busca bajo el siguiente titular “¿Por qué extraño motivo la Traducción del Nuevo Mundo omite el vocablo “rabí” (maestro) en Mateo 25:49?” y que aunque se avise de que este título ya no existe…… resulta que sí existió, pues Google lo tiene registrado como publicado el 02/08/13, aunque ya no exista el contenido del mismo.

Como pueden ver, un indeseable que se mueve entre la mentira y las falsas acusaciones y que nunca da la cara para responder de lo que dice y hace…… y primera regla de todo aquél que escribe en Internet, si es un poco serio ¡claro! Pero lo que más lamento, es que su hermano Franco entre en ese juego, al permitir en su blog episodios como el mencionado; y si eso no es así, que públicamente nos diga el Sr. Franco Olcese que él no tuvo nada que ver en este asunto, sino que todo se lo montó ese impresentable que tiene por hermano. Pero ya puestos, permítanme decir algo a título anecdótico, pues no es una información de primera mano y por ello solo les transmito, lo que me ha venido llegando por parte de algunas personas que afirman conocer a dicho “genio” de la teología: ese señor no es teólogo y que lo más probable, según me dicen, es que no haya pisado jamás un aula de teología en su vida; al responderles a mis comunicantes que yo había visto dicho diploma en un video que me dirigió, así como el título de ingeniero, me sugerieron más o menos que esos “papeluchos” se pueden comprar (al igual que en España, por cierto), en cualquier bazar. Pero puesto que yo vi lo que parecían ser diplomas, por prudencia no puedo suscribir dicha información, pues solo puedo responder de lo que aparentemente vi; pero en todo caso y siendo este un mal menor, la cuestión es que parece que hay cierta propensión entre gente de su alrededor, a pensar que dicho caballero no es lo que afirma ser…… ya si lo juzgamos por las animaladas que publica, la cosa está más clara que el agua. Y que realmente poco importaría que nos “colara” lo de ser teólogo sin serlo, pues yo tampoco soy teólogo, ni ingeniero ni nada que se le parezca (enseñanza básica y va que se mata), si realmente publicara cosas razonables…… pero eso no es lo que hace y a las pruebas me remito; sin embargo, mis artículos (en los que uno podrá estar de acuerdo o no, esa ya es otra cuestión) se apoyan en razonar con lógica y sentido común sobre aquello que leo, siempre intentando verlo desde el punto de vista de Dios y no del mío. Pero que en todo caso, no pueden ser rebatidos por dicho personaje ni por muchos otros teólogos, carentes por lo visto de esa elemental capacidad…… y circunstancia que intento explicar, en uno de mis últimos artículos titulado “La Biblia…… vs. la teología” (09/08/13).

Luego ahí tiene ese indocumentado cuatro cuestiones para responderme y que de nuevo les digo que no lo hará, obviamente porque no puede (pues de poder ya lo habría hecho), sino que como tiene por costumbre dará la callada por respuesta y continuará publicando las mismas estupideces vez tras vez y diciendo de determinada cuestión, hoy una cosa, mañana la contraria y pasado mañana, ni la una ni la contraria sino otra totalmente distinta, pues ese es el pelaje del sujeto en cuestión…… eso sí, continuará afirmando que somos los demás los que “huimos” y no respondemos a sus preguntas. Pero para que no tenga pérdida, por si acaso le da “un aire” y se decide a responder, ahí le resumo las tres cuestiones que le planteo:

1º ¿Cómo nos explica que los notables del AT puedan reinar con Cristo, si el Sal. 45:16 nos dice que no son sus hermanos, sino sus hijos? ¿O no dice eso el salmo mencionado?

2º ¿Cómo puede ser que la “gran muchedumbre” de Rev. 7:9 reine con Cristo, si sobrevive a la “gran tribulación”, luego ya pasan con vida al nuevo mundo y por no morir, no pueden participar de la “primera” resurrección y que es la que da la inmortalidad y el derecho a reinar en el milenio?

3º Si la “primera” resurrección es solo para aquellos que tienen que reinar con Cristo y las mujeres no pueden hacerlo ¿qué hacemos con aquellas que sirvieron a Dios tanto del AT, como del NT, si solo nos queda una resurrección de juicio y destrucción eterna para los injustos? ¿En dónde nos las mete ese “teólogo” de pacotilla?

Y el título de este artículo es el que es, porque no hace mucho ese personaje y respondiendo a un correo que le mandó uno de sus lectores, dijo lo siguiente:

Gracias, Joselin. Trato de estar formal para que me crean más” (Obviamente las negritas son mías).

Así trataba de justificar su cambio de “look”, ante uno de sus seguidores que le alababa lo elegante de su nueva apariencia……. pues lo dicho: “Aunque la mona se vista de seda…… mona se queda”.

Armando López Golart

EL APÓSTOL PABLO, JUAN “EL BAUTISTA”…… Y LA EMPANADA MENTAL DEL “TEÓLOGO” APOLOGISTA MARIO OLCESE.

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , , , , , on 04/08/2013 by Armando López Golart

ciegosDijo en cierta ocasión Jesús y refiriéndose a las falsas enseñanzas de los fariseos, aquella máxima tan conocida que encontramos en Mat. 15:14 y que dice como sigue:

Déjenlos. Guías ciegos es lo que son. Por eso, si un ciego guía a un ciego, ambos caerán en un hoyo.”

Y palabras hechas a la medida del personaje que aludimos en el titular del tema que nos ocupa hoy y a los que le siguen, pues resulta que dicho caballero nos acaba de obsequiar con otra de sus genialidades en uno de sus últimos videos, en donde bajo el título “Pablo y Juan el bautista: los menores de los menores en el reino” (29/07/13), nos intenta demostrar que Mat. 11:11 no niega el que Juan “el bautizante” pueda formar parte de aquellos que tienen que gobernar con Cristo en el reino de Dios y para lo cual, establece una comparación entre las palabras dichas por Jesús acerca de este personaje en el pasaje mencionado y las palabras que dijo de sí mismo el apóstol Pablo, en Efe. 3:8. Nos permitimos señalarles, que el 06/02/11 y bajo el título “¿Qué dice realmente, Mat. 11:11?” ya le probamos a ese caballero que lo que afirmaba en ese momento y en línea con lo que afirma hoy, era un disparate como la copa de un pino, pero que acorde con su estilo cobarde y barriobajero, no respondió a nuestras objeciones, sino que ha continuado publicando todo el tiempo en el mismo sentido vez tras vez, como si la cosa no fuera con él. No obstante en esta ocasión y con la comparación establecida, ese “genio de la teología” de nuevo se pone en evidencia y en una clara demostración de que no sabe ni leer; y es que leer, queridos amigos que nos “ídem”, no solo es el transformar en palabras un texto escrito, sino entenderlo y lo cual ya es harina de otro costal…… capacidad que nos ha demostrado ese “genio” de la teología que es Apologista Mario Olcese que en su caso “brilla por su ausencia”, al no entender lo que se nos dice en esas dos porciones escriturales mencionadas y de las que habrán notado la observación que les acabamos de hacer, en el sentido que en Mat. 11:11 se reflejan las palabras que Jesús dijo acerca de Juan el bautista, mientras que Efe. 3:8 muestra lo que Pablo dijo de sí mismo y lo que hace del contenido de ambos pasajes, algo totalmente distintos el uno del otro; pero veamos primero, el pasaje de Mateo y analicemos que nos dice:

En verdad les digo: Entre los nacidos de mujer no ha sido levantado uno mayor que Juan el Bautista; mas el que sea de los menores en el reino de los cielos, es mayor que él.”

Luego solo el sentido común y un mínimo de capacidad para razonar con lógica nos dice, que si el menor en el reino de Dios, o el “último de la fila” de aquellos que tienen que reinar con Cristo y para entendernos, ya es mayor que Juan, es obvio que este no se puede contar entre ellos; imagínese por un momento, querido lector y para ejemplificar el asunto, al señor que acude a una asociación de ámbito cultural para inscribirse como socio y le dicen algo parecido a esto: “Oiga, es que el más tonto de los que están ahí dentro, ya es mucho más listo que usted”. Es obvio que lo que se le está diciendo al solicitante, es que él no puede formar parte de dicha asociación…… por lo que pensar lo contrario del pasaje mencionado, es sencillamente y como hemos dicho, no saber leer; por otra parte, no olvide tan “reputado teólogo” que las letras componen palabras, las palabras frases y estas a su vez, conforman oraciones que nos transmiten ideas o pensamientos…… y para quién sepa leer, el pasaje en cuestión nos transmite la idea de que Juan no podía en manera alguna, pertenecer al grupo de los que con Cristo tenían que reinar. Y puesto que el Sr. Olcese nos hace referencia en su video, de la versión Traducción en lenguaje actual como de una versión fiable, veamos como vierte dicha traducción el pasaje señalado y en donde queda más claro su sentido:

Les aseguro que todavía no ha nacido un hombre más importante que Juan el Bautista. Pero en el reino de Dios, la persona menos importante es superior a Juan.”

Luego blanco y en botella: Juan “el bautista” no puede contarse entre aquellos que han de acompañar a Jesucristo en el gobierno del reino. Pero claro, para acabar de arreglar las cosas, ese “teólogo” de tres al cuarto, nos relaciona esas palabras dichas por Jesús acerca del personaje en cuestión, con las que dijo Pablo en su momento y en un intento de establecer la rocambolesca idea de que si este dijo palabras parecidas sobre sí mismo y supuestamente, igualándose a Juan con ellas y sin embargo sí reinará con Cristo, de igual modo lo tendría que hacer Juan, pues estaríamos ante dos casos semejantes…… como pueden ver, un razonamiento teológico de “altura” y acorde con tan analfabeto personaje; por lo tanto, vamos qué es lo que realmente dijo Pablo:

A mí, hombre que soy menos que el más pequeño de todos los santos, me fue dada esta bondad inmerecida, de declarar a las naciones las buenas nuevas acerca de las riquezas insondables del Cristo.” (Efe. 3:8).

Lo que Pablo nos está diciendo aquí, es que él se consideraba el más bajo de entre aquellos que componían el grupo de esos santos (porque él era miembro del mismo, pues era apóstol escogido directamente por Cristo y tenía el poder para levantar muertos y efectuar otras obras poderosas) o como hemos dicho y en un rasgo de humildad, se consideraba el último de la fila y probablemente, en función de su pasado como perseguidor de esos seguidores de Jesús (1 Cor. 15:9) y algo que lógicamente le afectaba…… pero no es menos cierto y a diferencia del cuadro que intenta pintarnos el Sr. Olcese, que no solo Pablo fue un apóstol (posición que no alcanzó Juan “el bautista”), sino que fue el apóstol más prominente de todos, no solo siendo el que mayor protagonismo tuvo en las Escrituras, sino que además fue distinguido entre los demás apóstoles al ser escogido para tener una visión sobrenatural sin precedentes, que de nuevo en la Traducción en lenguaje actual y de un Pablo hablando de sí mismo, se nos explica de la siguiente manera:

Nada se gana con hablar bien de uno mismo. Pero tengo que hacerlo. Así que ahora les voy a contar las visiones que tuve y lo que el Señor Jesucristo me dio a conocer. 2-3 Conozco a un hombre que cree en Cristo y que hace catorce años fue llevado a lo más alto del cielo. No sé si fue llevado vivo, o si se trató de una visión espiritual. Sólo Dios lo sabe. 4 Lo que sé es que ese hombre fue llevado al paraíso y que allí escuchó cosas tan secretas que a ninguna persona le está permitido decirlas. 5 Yo podría estar orgulloso de conocer a una persona así, pero no de mí mismo, pues yo sólo puedo hablar de mis debilidades.” (2 Cor. 12:1-5).

Entonces eso que nos cuenta el Sr. Olcese de un Juan “el bautista” en igualdad de condiciones con el apóstol Pablo, es lo más parecido a un huevo con una castaña y una afirmación interesada para llevar “el agua a su molino”, en el caso de estos dos personajes y que prueba su manifiesta incapacidad para razonar las cosas con un mínimo de lógica y sentido común: pero si quieren una información más concreta y exhaustiva sobre el tema, nos permitimos recomendarles que lean un artículo que publicamos al respecto, respondiendo a casi las mismas afirmaciones que el “teólogo ingeniero” nos hace en el video que estamos analizando y artículo publicado el 13/02/11, bajo el título “O sea, que Jesús nos mintió…… ¿no D. Mario?”. Dicho lo cual, veamos ahora que nos dice ese indocumentado, en el sentido de que “algún” ex-TJ de treinta años de estudio de la Biblia y de unos 65 o 70 años de edad, u séase, aquí el menda, Armando López Golart (y que no se atreve ni a mentarme, pues me teme más que a un “nublao”), afirma de forma terca y empecinada que los Abraham, Isaac, Jacob, David y resto de notables del AT, no reinarán con Cristo…… y si bien es cierto que desde este blog mantengo dicha postura, pues eso es lo que dicen las Escrituras (de las que yo algo entiendo y el Sr. Olcese absolutamente nada y a las pruebas me remito), no es menos cierto que eso es lo mismo que el caballero en cuestión nos dijo, cuando en su momento publicó un video en el que afirmaba que las mujeres no podían gobernar con Cristo en el reino de Dios y al que le respondimos, diciendo que si bien esto era cierto, dicha afirmación conllevaba ciertas derivadas que probaban que los personajes mencionados tampoco podían hacerlo…… y si ustedes quieren disfrutar del desarrollo de dicho argumentario, nada como leer nuestro artículo (y al que dicho caballero no respondió, pero que ahora incide de nuevo en su disparata “enseñanza”) del 09/05/13, bajo el título “¡Y el Sr. “Ingeniero” continúa mintiendo…… y haciendo el ridículo, claro!”.

Pero dejando esto aparte, resulta que es el mismo pasaje de Mat. 11:11 y si uno lo lee como hay que leerlo (no como lo hace ese analfabeto integral), el que nos prueba sin lugar a duda alguna que esos personajes del AT no pueden participar en el gobierno del reino junto a Cristo, si razonamos correctamente su contenido y para lo cual, vamos a leerlo de nuevo y recordando que son palabras de Jesús:

En verdad les digo: Entre los nacidos de mujer no ha sido levantado uno mayor que Juan el Bautista; mas el que sea de los menores en el reino de los cielos es mayor que él.”

Hemos dicho, que el hecho de que “el menor” de entre esos que reinarán con Cristo en el reino de Dios, ya fuera “mayor” que Juan “el bautista” y siempre a partir de un razonamiento lógico, obviamente excluía a este de contarse entre aquellos…… pero si por otra parte se nos dice, que de los “nacidos de mujer” y entre los que se contarían los Abraham, Isaac, Jacob, Moisés, David, Daniel, etc. etc. etc., no había sido levantado uno “mayor” o “más importante” (según la versión TLA) que Juan, obviamente todos esos personajes solo podían ser contados como inferiores a este y por lo tanto, con muchísimas menos posibilidades que él (que ya hemos visto que no tenía ninguna), de ocupar tan alto privilegio de reinar con Cristo en el milenio. Conclusión: los citados personajes no pueden participar en el gobierno del reino, pues son menores que Juan; pero veamos otra razón por las que estas personas, no pueden contarse entre los integrantes de ese gobierno milenial, también en propias palabras de Jesús y dichas a continuación del citado versículo 11, o sea, en el verso 12:

Pero desde los días de Juan el Bautista hasta ahora el reino de los cielos es la meta hacia la cual se adelantan con ardor los hombres y los que se adelantan con ardor se asen de él.”

Con lo que nos encontramos aquí y siendo cierto que dicho verso se expresa de distintas maneras según la traducción que uno use, que no es menos cierto que todas ellas coinciden en el hecho de que todo aquello que tuviera relación alguna con el reino, fuera lo que fuera, se produjo a partir de Juan “el bautista” en adelante. Por lo que todos aquellos que vivieron antes de la muerte de Jesucristo (Juan incluido) y a partir de la cual, se empezó a derramar el bautismo en espíritu santo y que era el que convertía a uno en Hijo adoptivo de Dios, por tanto hermano de Jesucristo y en consecuencia, heredero del reino en calidad de rey y sacerdote, no pudieron acceder a dicho privilegio…… luego estaríamos hablando de un asunto de simple oportunidad: estar en el lugar adecuado en el momento oportuno; y algo que tienen perfectamente documentado en nuestro artículo (entre otros) del 17/01/13, bajo el título “Apologista Mario Olcese…… y su problema existencial”.

Pero el Sr. Olcese en ese video objeto de análisis, hace referencia a Mat. 1:1 que nos habla de la genealogía de Jesús y en donde se le presenta como “… Jesucristo, hijo de David, hijo de Abrahán”; luego estaríamos antes dos de sus antepasados más prominentes y poderosos pesos pesados sobre los que dicho “teólogo” apoya su reivindicación, en su afirmación de que esos personajes y por su dimensión histórica, no pueden estar ausentes en el reino de Dios, en función del rollo macabeo que se monta con lo de las descendencias y cosas por el estilo, que a juzgar por lo que dice no entiende ni de lejos…… y es que si su argumento fuera correcto, los textos bíblicos que nosotros usamos serían totalmente incorrectos. Por lo que vamos a analizar otro texto en dónde queda claro que esos antepasados de Jesús, no pueden reinar con él y del que dicho caballero nos prometió un “análisis a fondo” para probarnos que no significaba aquello que afirmamos desde este blog que significa y algo que excusamos decir que no ha hecho, ni hará, pues de haberlo podido hacer ya lo habría hecho:

En lugar de tus antepasados (o “padres” según versiones) llegará a haber tus hijos, a quienes nombrarás príncipes en toda la tierra.” (Sal. 45:16). (Acotación nuestra).

Luego si esas personas, antepasados de Jesucristo y por muy prominentes que fueran, en el milenio pasan a convertirse en “hijos” de Jesucristo (y en su condición de “Padre Eterno”, según Isa. 9:6) y el texto es del todo claro en este sentido, que no en sus “hermanos” (Juan 20:17), es sencillamente porque dichos personajes no son Hijos de Dios (de lo contrario se les reconocería como “hermanos” de Cristo y no como sus “hijos”, como es el caso) y por lo que en consecuencia no pueden heredar el reino en calidad de reyes y sacerdotes…… tan sencillo como esto. Otro detalle a añadir y a lo que el “teólogo” en cuestión no parece darle la menor importancia, es que aquellos que fungirán como reyes con Cristo en el milenio, ya adquirieron dicha condición real en el momento de su muerte en martirio y por lo que no precisan de recibir “nombramiento” alguno de Jesucristo después de su resurrección, pues es el propio Jehová es que les concede levantarse en la “primera” resurrección, ya con la condición de inmortales reyes y sacerdotes…… y que nuestro razonamiento es correcto, queda claro según una porción bíblica que nos relata con quiénes estableció Jesús el pacto por un reino y que encontramos en Luc. 22:20; 28-30:

También, la copa de la misma manera después que hubieron cenado, diciendo él: “Esta copa significa el nuevo pacto en virtud de mi sangre, que ha de ser derramada a favor de ustedes”. (……) 28 Sin embargo, ustedes son los que con constancia han continuado conmigo en mis pruebas; 29 y yo hago un pacto con ustedes (luego no con sus antepasados), así como mi Padre ha hecho un pacto conmigo para un reino, 30 para que coman y beban a mi mesa en mi reino y se sienten sobre tronos para juzgar a las doce tribus de Israel”.” (Acotación nuestra).

Entonces y si estamos hablando de un “nuevo pacto” establecido en ese preciso momento de la llamada “última cena” que celebró Jesús con sus apóstoles, ello solo puede significar que antes dicho pacto no existía, algo que queda confirmado por las propia palabras de Jesús, al decir “como mi Padre ha hecho un pacto conmigo, para un reino” y lo que solo puede significar que esta pacto no pudo ser establecido con Abraham y resto de notables del AT, como disparatadamente nos afirma ese “genio” de la teología, el Sr. Olcese y que lo primero que tendría que hacer antes de meter la pata, es entender correctamente lo que dicen los textos bíblicos. Por lo queda claro y continuando en lo que estábamos, que Juan “el bautista” y resto de notables del AT, quedaban fuera del mismo; y ello queda confirmado, no solo por el sentido común más elemental sobre lo que leemos (entre otras cosas, un pacto no tiene efectos retroactivos), sino por algo que había ocurrido un tiempo antes y en dónde una vez más, el apóstol Pedro tomó la iniciativa para plantearle a Jesús la siguiente cuestión:

Entonces Pedro le dijo en respuesta: “¡Mira! Nosotros (no otros) hemos dejado todas las cosas y te hemos seguido; ¿qué habrá para nosotros, realmente?”. 28 Jesús les dijo: “En verdad les digo: En la re-creación, cuando el Hijo del hombre se siente sobre su trono glorioso, ustedes (o sea, los apóstoles y no otros) los que me han seguido también se sentarán sobre doce tronos y juzgarán a las doce tribus de Israel.” (Mat. 19:27-28). (Acotaciones nuestras).

Por lo que queda claro una vez más, que el pacto “por un reino” tenía que ver y en función del enfoque que daba Pedro a su pregunta, con aquellos que en ese momento estaban “siguiendo” a Jesús (los apóstoles) y a los que en un futuro seguirían a estos (Juan 17:20), en nombre de los cuales él estaba planteando la cuestión y no por aquellos que, por circunstancias de temporalidad no lo habían podido hacer, como era el caso de los notables del AT y del propio Juan “el bautista”. Y algo que de nuevo nos muestra que los Abraham, David y resto de notables del AT, no reinarían con Cristo, tiene que ver con el que si a estos ya se les hubiera concedido semejante privilegio en su momento, como disparatadamente afirma el Sr. Olcese, obviamente los apóstoles y como buenos conocedores de las Escrituras que tenían en ese tiempo a su alcance, ya sabrían de ello; luego ya conocerían el premio por seguir a Jesús y por tanto, la pregunta de Pedro no habría tenido sentido alguno y muchísimo menos, la respuesta de Jesús…… pero por otra parte y si la cosa hubiera sido así ¿qué clase de premio o recompensa sería la oferta de Jesús por seguirle y que era lo que en realidad le pedían los apóstoles a través de la pregunta de Pedro, si lo que les ofrecía como “premio” era algo que ya tenían otros muchos y por hacer muchísimo menos que ellos? Porque no olvidemos y algo que ese indocumentado no nos dice, es que dicho pacto “por un reino” ya Jehová se lo había anunciado a los israelitas y como algo para un futuro lejano, en el desierto del Sinaí y con las siguientes palabras:

Y ahora si ustedes obedecen estrictamente mi voz y verdaderamente guardan mi pacto (sus disposiciones reglamentarias o mandamientos), entonces ciertamente llegarán a ser mi propiedad especial de entre todos los demás pueblos, porque toda la tierra me pertenece a mí. 6 Y ustedes mismos llegarán a ser para mí un reino de sacerdotes y una nación santa. Estas son las palabras que has de decir a los hijos de Israel.” (Acotación nuestra).

Y siendo esta la primera mención de las intenciones divinas al respecto, es obvio que a todos los efectos nos encontramos ante una promesa que hizo Jehová, a cumplimentar en un futuro aún lejano y condicionada a la obediencia del pacto que en esos instantes se estaba estableciendo, entre Él y aquellas personas que en ese momento estaban ante Su Presencia y que por ello, podían mostrar su asentimiento ante el acuerdo o pacto planteado y no con aquellas que no estaban presentes, como los Abel, Abraham, Isaac, Jacob, Noé, José, Benjamín, Lot y tantísimos otros que no pudieron participar del mismo, pues habían fallecido muchísimos años antes. Y siendo evidente como ya hemos señalado, que los pactos y por su propia naturaleza no tienen efectos retroactivos, obviamente dichos personajes no podían participar de esa promesa y que repetimos, era para personas que vivieran en un futuro aún distante; además, que la expresión “llegarán a ser” ya indicaba la realización de dicha promesa en un tiempo aún distante y por tanto, lejos también del alcance de las personas que estuvieron presentes en el pacto establecido a través de Moisés. Súmenle a ello, que el Sr. Olcese y que no tiene ni idea de lo que habla, para reafirmarse en su planteamiento nos hace mención de Rev. 2:26, en donde se nos dice que “al que venza y observe mis hechos hasta el fin (eso es, hasta la misma muerte), le daré autoridad sobre las naciones”…… algo con lo que estamos de acuerdo; y corrobora lo cierto de la pequeña acotación que hemos introducido en el pasaje en cuestión y que nos consta que el Sr. Olcese no comparte, lo que se nos dice en Rev. 3:21 (y del que dicho caballero no nos cita nunca, pues desmonta todo su “chiringuito”) y en donde Jesucristo ya es un poco más explícito, en cuanto a lo que se debe de entender por la expresión “vencer”:

Al que venza, le concederé sentarse conmigo en mi trono, así como yo vencí y me senté con mi Padre en su trono.”

Luego la pregunta es obvia ¿y cómo venció Jesucristo?…… pues guardando integridad hasta la misma muerte, como sabe hasta le tonto del pueblo y por lo tanto, eso es lo que tenía que hacer todo aquél que quisiera sentarse en un trono a su lado, o sea, el morir una muerte de martirio o sacrificio en defensa de su integridad a Dios (Rev. 20:4), pues eso es lo que dijo Jesús; por ello ese “genio” de la teología nos presenta y para ir condicionando la mente del personal, a esos personajes mencionados como los “heroicos” o los “grandes mártires” del AT, cuando la realidad es totalmente distinta a lo que nos pretende hacer creer ese “iluminado”, pues no tiene ni idea de lo que dicen las Escrituras. Porque veamos, por ejemplo, cómo murieron algunos de los más prestigiosos de esos personajes y entre ellos a los “preferidos” del Sr. Olcese (Abraham y David), a los que nos presenta como “heroicos mártires” y por lo que deben ser incluidos como reyes en el milenio junto con Cristo:

Y estos son los días de los años de la vida de Abrahán que él vivió: ciento setenta y cinco años. 8 Entonces expiró Abrahán y murió en buena vejez, viejo y satisfecho y fue recogido a su pueblo.” (Gén. 25:7-8).

Y los días de Isaac ascendieron a ciento ochenta años. 29 Después Isaac expiró y murió y fue recogido a su pueblo, viejo y satisfecho de días; y Esaú y Jacob, sus hijos, lo enterraron.” (Gén. 35:28-29).

Así acabó Jacob de dar mandatos a sus hijos. Entonces recogió los pies en el lecho y expiró y fue recogido a su pueblo.” (Gén. 49:33).

Y después de esto Job continuó viviendo ciento cuarenta años, y llegó a ver a sus hijos y sus nietos… cuatro generaciones. 17 Y gradualmente murió Job, viejo y satisfecho de días.” (Job 42:16-17).

Con el tiempo, Gedeón hijo de Joás, murió en buena vejez y fue enterrado en la sepultura de Joás su padre, en Ofrá de los abí-ezritas.” (Jue. 8:32).

En cuanto a David hijo de Jesé, reinó sobre todo Israel; 27 y los días que él reinó sobre Israel fueron cuarenta años. En Hebrón reinó por siete años, y en Jerusalén reinó por treinta y tres años. 28 Y por fin murió en buena vejez, satisfecho de días, riquezas y gloria; y Salomón su hijo empezó a reinar en lugar de él.” (1 Cró. 29:26-28).

Y Noé continuó viviendo trescientos cincuenta años después del diluvio. 29 De modo que todos los días de Noé ascendieron a novecientos cincuenta años y murió (obviamente de muerte natural y en la cama, como todos los mencionados).” (Gén. 9:28-29). (Acotación nuestra).

Entonces vemos que todos estos personajes y a los que había que sumar a los Moisés, Lot, los doce patriarcas de la nación de Israel y tantísimos otros, no se ajustan al requisito exigido por Jesucristo en el sentido de que para alcanzar el reino como rey y sacerdote, se tenía que “vencer” como él había vencido, eso es, sufrir una muerte de martirio y prescindiendo del instrumento usado para ello, pues lo importante era el por qué moría uno y no el cómo lo hacía; de hecho y según Pablo, que había entendido perfectamente el asunto, si se quería tener una resurrección de gloria e inmortalidad como la de Jesucristo, había que morir igual que este:

Porque si hemos sido unidos con él en la semejanza de su muerte (eso es, ejecutados por su integridad a Dios), ciertamente también seremos unidos con él en la semejanza de su resurrección (con gloria e inmortalidad).” (Rom. 6:5). (Acotaciones nuestras).

Y el que Pablo tuviera tan claro que aquellos primeros seguidores de Jesús tenían que morir violentamente en defensa de su fe, al igual que su maestro para alcanzar una plaza en el gobierno del reino de Dios, tenía que ver con el que Jesús se lo dejó muy claro a estos desde el principio y de ahí que Pablo no tuviera duda alguna de que ello tenía que ser así y dijera esas palabras mencionadas; pero veamos la advertencia de Jesús:

Simón, Simón, ¡mira! Satanás ha demandado tenerlos para zarandearlos como a trigo.” (Luc. 22:31).

Eso es, probarlos hasta la misma muerte y algo que se entiende perfectamente y que el propio Sr. Olcese reconoce, cuando en un video en el que nos hablaba de aquellos que tenían que reinar con Cristo, publicado en su página de YouTube el 18/03/13 y bajo el disparatado título “¡La prueba irrefutable de que la grande muchedumbre reinará con Cristo!”, nos aseguraba que aquellos que han de reinar con Cristo en el milenio (y ahí tienen el video para comprobarlo, algo que les rogamos encarecidamente que hagan, queridos lectores, para que vean la “coherencia intelectual” de tan disparatado personaje), tienen que aparecer en los últimos tiempos, eso es, durante la “gran tribulación” aún futura, pues este “nomber one” de la interpretación bíblica y según nos dice en este video que acabamos de señalar, solo aquellos que enfrentan dicho evento por venir y son “degollados” o asesinados durante el mismo por no aceptar la marca de la “bestia”, son los que han de ocupar tan regia posición…… con lo cual y contrario a lo que nos está diciendo hoy, ya aparta de un plumazo no solo a los notables del AT (Juan “el bautista” incluido), sino a los propios apóstoles y a los que a estos siguieron, de gobernar como reyes al lado de Jesucristo ¡casi nada!; para ello usa como soporte de su argumento, el pasaje de Rev. 20:4 y en donde se lee lo siguiente:

Y vi tronos y hubo quienes se sentaron en ellos y se les dio poder para juzgar. Sí, vi las almas de los que fueron ejecutados con hacha (luego asesinados) por el testimonio que dieron de Jesús y por hablar acerca de Dios y los que no habían adorado ni a la bestia salvaje ni a su imagen y que no habían recibido la marca sobre la frente ni sobre la mano. Y llegaron a vivir y reinaron con el Cristo por mil años.” (Acotación nuestra).

Por lo que en todo caso y algo que reconoce el propio Apologista Mario Olcese en este último video mencionado, queda claro que solo reinarán con Cristo, aquellos que hayan muerto asesinados (repetimos, según afirmación expresa en dicho video por parte de ese caballero) o muertos violentamente “por el testimonio que dieron de Jesús y por habla acerca de Dios” y algo que como hemos visto, no ocurrió en el caso de la inmensa mayoría de notables del AT. Pues los tales ni pudieron dar testimonio de Jesús, pues aún faltaban siglos para que este apareciera, ni la inmensa mayoría de ellos y como hemos comprobado, tuvieron una muerte violenta; luego puesto que no cumplen con ese requisito expuesto en el pasaje de Rev. 20:4 por el propio Sr. Olcese, esos personajes no pueden acceder a reinar con Cristo en el milenio, corroborando con ello el contenido del Sal. 45:16 y del que este “erudito” en artes teológicas, aún no nos ha sabido explicar su significado…… ¿será por ventura, que tan ilustre “teólogo” no lo conoce?

Habrán observado, por otra parte, que hablamos en el titular de este escrito, de la “empanada mental” de ese “genio” de la teología y calificativo que quizás les habrá parecido un “pelín” excesivo y algo que comprendemos…… pero es que visto lo visto, tal parece que nos hemos quedado cortos, porque ¿cómo califican ustedes a un autor que, para no ir más lejos en el tiempo, el 13/01/13 publica en su blog principal el artículo “¿Qué premio recibirán los notables o beneméritos fieles del antiguo testamento?”, acompañado de un video en el que desarrolla la idea de que los notables del AT sí reinaran con Cristo (incluido Juan “el bautista”, por supuesto), para el 18/03/13 y como acabamos de mostrarles, publicar todo lo contrario, pues según nos dice ahí solo lo harán aquellos que sean martirizados o “ejecutados con hacha” en la futura “gran tribulación” y algo que prueba “bíblicamente” con el pasaje de Rev. 20:4…… y que hoy nos sale con el video que da pie a este escrito, en que contradice lo dicho en el anterior, pues de nuevo vuelve a colocar en el reino a los “heroicos mártires” del AT?

Pero claro, es que cuando uno es tan inepto e incapaz como para publicar semejante titular, como eso de “¡La prueba irrefutable de que la grande muchedumbre reinará con Cristo!”, desde luego muchas luces no tiene…… y máxime cuando desde este blog, se le ha señalado en numerosas ocasiones a tan ilustrado “teólogo” que está equivocado en esa afirmación y con un razonamiento que entienden hasta los tontos de pueblo, porque veamos: según leemos de las Escrituras, solo reinan con Cristo aquellos que toman parte de la llamada “primera” resurrección:

Feliz y santo es cualquiera que tiene parte en la primera resurrección; sobre estos (luego no sobre otros) la muerte segunda no tiene autoridad (lo que significa la inmortalidad), sino que serán sacerdotes de Dios y del Cristo y reinarán con él por los mil años.” (Rev. 20:6). (Acotaciones nuestras).

Entonces queda perfectamente establecido, que los que no tengan parte en dicha “primera” resurrección, no alcanzan la inmortalidad ni el poder reinar con Cristo, pues de lo contrario el pasaje nos mentiría…… sin embargo, queridos lectores, vean lo que se nos dice de esa “gran muchedumbre” de la que nos habla ese “genio” de la interpretación bíblica, en Rev. 7:9; 13-14:

Después de estas cosas vi y, ¡miren!, una gran muchedumbre, que ningún hombre podía contar, de todas las naciones y tribus y pueblos y lenguas, de pie delante del trono y delante del Cordero, vestidos de largas ropas blancas; y había ramas de palmera en sus manos (……). 13 Y, en respuesta, uno de los ancianos me dijo: “Estos que están vestidos de la larga ropa blanca, ¿quiénes son y de dónde vinieron?”. 14 De modo que le dije inmediatamente: “Señor mío, tú eres el que sabe”. Y me dijo: “Estos son los que salen de la gran tribulación y han lavado sus ropas largas y las han emblanquecido en la sangre del Cordero.”

Luego estaríamos hablando de personas que sobreviven a dicha “gran tribulación”, pues eso es lo que significa la expresión “los que salen de ella” y no otra cosa, pues el juicio de Jehová no es indiscriminado sino selectivo, ya que según las Escrituras y durante ese gran juicio por venir (Sof. 1:14-18) sobre toda la tierra, “todo el que invoque el nombre de Jehová escapará salvo” (Joel 2:32)…… y que para más información al respecto, pueden leer nuestro artículo “Probablemente se les oculte……” del20/02/13. Entonces y volviendo a lo que íbamos, estaríamos hablando de personas que pasan con vida al reino de Dios, lo que significa que no han muerto…… y si no han muerto, no pueden participar de resurrección alguna y mucho menos de la “primera”, pues esta además se produce antes de que finalice la “gran tribulación” y en consecuencia, antes de que aparezcan en el cuadro dichos sobrevivientes; recordemos que el período tribulacional acaba con la batalla de Armagedón, que según las Escrituras es peleada por Jesucristo junto a sus hermanos, contra las fuerzas satánicas de este mundo:

Estos combatirán contra el Cordero, pero, porque es Señor de señores y Rey de reyes, el Cordero los vencerá. También, los llamados y escogidos y fieles que con él están, lo harán (luego han de participar de dicha batalla).” (Rev. 17:14). (Acotación nuestra).

Entonces si eso es así y como hemos dicho, la “primera” resurrección tiene que producirse antes del inicio de la batalla de Armagedón y que si bien no sabemos cuánto durará la misma, si sabemos que se pelea antes de que aparezca la “gran muchedumbre” de la que se nos habla en Rev. 7:9; 14…… por lo que los miembros de la misma no pueden formar parte de aquellos que gobiernan con Cristo en el reino de Dios, pues el grupo ya está al completo…… y grupo en el que tampoco pueden figurar ni Juan “el bautista”, ni los Abraham, David y compañía, pues como hemos visto y entre otros argumentos presentados, el pacto “por un reino” no fue establecido con ellos, sino que se estableció y según declaración de parte (Luc. 22:29), entre Jehová y Su Hijo Jesucristo y a aquellos a los que este lo extendiera. Dicho lo cual, tenemos que continuar pensando que la empanada mental de ese “teólogo” es de “agárrate y no te menees”, pues de lo contrario y en lugar de enrollarse como una serpiente en cosas que no entiende, como en lo de las descendencias y cosas por el estilo y que no vienen a cuento, desmontaría los textos que estamos publicando y demostrando con ello, que las cosas no son como nosotros siempre las hemos planteado…… mientras no pueda hacer eso y es obvio que no puede, pues de poder ya lo habría hecho (tiempo a tenido), todo lo que dice es sencillamente mentira.

Y con su permiso, nos permitimos un pequeño comentario dirigido a aquellos que solo ven en estos artículos algo parecido a una pelea de gallos y que aparentemente a nada conduce, porque ello no es así…… pues lo que queda claro y dado que decimos cosas totalmente contrapuestas, es que una de las dos partes no dice la verdad y estamos ya muy cerca del momento en el que las personas tendrán que tomar una decisión que significará el salvar sus vidas. Y esa decisión tendrá que ver con el colocarse del lado de la verdad, o del lado de la mentira o lo que es lo mismo, creerse lo que les decimos unos o lo que les dicen otros y como guía o referente para saber qué dirección hay que tomar en un momento determinado; y decisión para la que no habrá una segunda oportunidad, pues según las palabras de Jesús y con las que iniciábamos este escrito, cuando “un ciego guía a un ciego”…… pues eso, el “castañazo” está asegurado.

MABEL

¡Y EL Sr. “INGENIERO” CONTINÚA MINTIENDO…… Y HACIENDO EL RIDÍCULO, CLARO!

Posted in Uncategorized with tags , , , , , , , , on 09/05/2013 by Armando López Golart

Cambio_de_rumboY es que al artículo que publiqué el 28/04/13, bajo el título “¡Y miren que yo no quería!”, Apologista Mario Olcese y como nos tiene acostumbrados (el hombre debe pensar que sus lectores son tontos y algunos de ellos, ya disculparán mi sinceridad, si no lo son, lo parecen), respondió una vez más con la mentira por bandera y haciendo el ridículo al publicar un video (el mismo día, por cierto y lo cual muestra lo preocupado que tengo a ese ignorante, que me teme más que a un “nublao”) titulado “Disintiendo con algunas locas elucidaciones bíblicas…”; porque inicia dicho video afirmado que he dicho cosas “injustas” acerca de él, además de otras que son falsas o “inexactas”, pues resulta que según nos explica ese “genio” de la interpretación bíblica, él “no ha renunciado” a ninguna de sus enseñanzas…… y afirmación con lo que no hace otra cosa, más que empeorar la cuestión.

Porque ello me lleva a recordarle, que en el tema de los “millones, miles de millones” que tenían que reinar con Cristo en el milenio y enseñanza que mantuvo por más de dos años en contra de mis argumentos en sentido contrario, mintió al afirmar públicamente que “jamás” había dicho tal cosa y afirmación en sí misma, que ya es una rectificación en toda línea, cuando, repito y ahí está la hemeroteca para confirmarlo, llevábamos más de dos años enfrentados por dicha cuestión. Lo que me obligó en su momento a refrescarle la memoria, recordándole dónde lo había dicho y pormenores de lo cual, pueden leer en mi artículo del 20/05/12 “Apologista Mario Olcese…… o la mentira, a falta de otros recursos”. Pero enseñanza a la que además ha renunciado en sus últimos videos, pues en los mismos y cuando nos habla de los 144.000 o de aquellos que tienen que reinar con Cristo, nos dice que “no sabe” y que él “no dice” cuál será la cantidad final de gobernantes en el reino…… y a eso en mi pueblo (que diplomados en teología no estamos, pero que “espabilaos” lo somos un rato), se le llama rectificar una enseñanza.

Por otra parte, tenemos otra de ellas mantenida por dicho personaje también por un largo espacio de tiempo y que nos tuvo enzarzados en una larga confrontación, en el sentido y según defendía dicho “genio” de la teología, que los notables del AT, eso es, los Abraham, Moisés, Isaac, David, Daniel y compañía, también reinarían con Cristo en el reino; claro, cuando de pronto y en su video “No, Don Armando, usted debe responderme esto primero…” (12/03/13), nos sale con que “solo” aquellos que salgan vencedores en la “gran tribulación” aún por venir, eso es, de su enfrentamiento con la “bestia”, el “falso profeta” y el “anticristo”, no recibiendo por ello la “marca” de dicha “bestia” (Rev. 13), son los que tienen que reinar con Cristo en el milenio y nuevo planteamiento, además, que nos prueba con el texto bíblico de Rev. 20:4. Comprenderán que a partir de ese momento, yo solo puedo interpretar que ha rectificado su anterior enseñanza al respecto, porque las dos al mismo tiempo no pueden ser…… y pormenores de lo cual, encontrarán ustedes en mi artículo “¡Notición! Apologista Mario Olcese reconoce, implícitamente, haberse equivocado en otra de sus “grandes” enseñanzas.”

Súmenle a ello, que el 24/04/13 colgó un video bajo el título “El gran conflicto” y en donde citando de 1 Tim. 2:11-15, afirmaba sin lugar a duda alguna y a tenor de lo leído en el mismo, que queda claro que la mujer no puede reinar con Cristo en el milenio…… y que cuatro días antes, no hay que pasarlo por alto, ya había publicado otro en el mismo sentido, bajo el título “La Biblia dice que los 144,000 son varones… ¡La Watchtower dice que no!”…… y sin darse cuenta, en su proverbial y congénita ignorancia, que dicha afirmación tiene obviamente unas derivadas que invalidan otras dos de sus enseñanzas fundamentales. Porque si ello es así en el caso de la mujeres y así es (y algo que un servidor ya publicó hace mucho tiempo), que estas no pueden reinar con Cristo en el gobierno milenario, resulta que al pronunciarse en este sentido, ese disparate andante está obviamente negando otras dos de sus enseñanzas fundamentales que le son características y que, a pesar de lo afirmado sobre las mujeres, aún las está manteniendo: que el bautismo en agua convierta a uno en Hijo adoptivo de Dios y que la llamada “segunda” resurrección, ocurra al final de los mil años de gobierno teocrático por Cristo…… tan claro como esto.

Ya otra cosa es, que ese indocumentado afirme que “no se ha retractado” de ninguno de sus anteriores planteamientos, dado que en su nula capacidad intelectual no tiene consciencia de que una determinada enseñanza bíblica, siempre tiene sus lógicas repercusiones y puede muy bien no ser compatible con otras, como resulta en este último caso que les acabo de citar. Porque si las mujeres y como queda probado en el pasaje mencionado de la primera carta de Pablo a Timoteo, resulta que no pueden reinar en el milenio, pero sin embargo sí fueron bautizadas igual que los hombres (Hech. 8:12) y Dios no hace acepción de personas (Hech. 10:34), ello solo puede significar que el bautismo en agua no daba el ungimiento como Hijo adoptivo de Dios a la persona que se sometía al mismo…… pues no hay registro alguno de mujeres expulsando demonios, sanando paralíticos o levantando muertos: en definitiva, haciendo obras poderosas tal como les fue concedido llevar a cabo a aquellos que fueron reconocidos como Hijos adoptivos de Dios. Por lo tanto queda claro, que hacía falta algo más para alcanzar tal condición y que era el recibir el otro bautismo impuesto por Jesucristo y que solo los apóstoles que lo habían recibido directamente de este, podían impartirlo a otros; eso es, el bautismo en espíritu y como queda demostrado unos versículos más adelante:

Cuando los apóstoles que estaban en Jerusalén oyeron que Samaria había aceptado la palabra de Dios, les despacharon a Pedro y a Juan; 15 y estos bajaron y oraron para que recibieran espíritu santo. 16 Porque todavía no había caído sobre ninguno de ellos, sino que solo habían sido bautizados en el nombre del Señor Jesús. 17 Entonces se pusieron a imponerles las manos (forma ritual de bautizar en espíritu santo) y ellos empezaron a recibir espíritu santo.” (Hech. 8:14-17). (Acotación mía).

Pasaje que deja perfectamente claro que si bien esas personas de Samaria fueron correctamente bautizadas en agua en el nombre de Jesucristo y por un poderoso Hijo de Dios como era Felipe, solo cuando los apóstoles administraron dicho bautismo en espíritu sobre ellos, fue que empezaron a recibir el espíritu santo y con ello, la condición de Hijos adoptivos de Dios que este bautismo en espíritu concedía (luego no el bautismo de agua), así como los poderes que le eran consustanciales…… y lo que estaría en línea con la afirmación de Jesús a Nicodemo, en el sentido que se precisaba de dos bautismos distintos para alcanzar dicha condición:

Jesús contestó: “Muy verdaderamente te digo: A menos que uno nazca del agua (bautismo en agua) y del espíritu (bautismo en espíritu santo y que como hemos visto, solo podían administrar los apóstoles), no puede entrar en el reino de Dios.” (Juan 3:5). (Acotaciones mías).

Por lo que si las mujeres que recibieron el bautismo de agua al igual que los varones, resulta que no pueden gobernar con Cristo en el reino de Dios y algo que reconoce el propio Apologista, mientras que sí lo pudieron hacer aquellos varones que recibieron el otro bautismo directamente de manos de los apóstoles, ello significa claramente que no es el bautismo en agua el que transmite la condición de uno como Hijo adoptivo de Dios, sino el otro bautismo en espíritu santo y que, repito, solo podían administrar los apóstoles, siempre según se infiere del registro escritural. Por lo que si el Sr. “Ingeniero” sostiene ahora dicha enseñanza referente a las mujeres, queda más claro que el agua y nunca mejor dicho, que renuncia a su anterior planteamiento de un bautismo en agua como transmisor de la “unción” de uno como Hijo adoptivo de Dios…… o que solo es un bocazas que no sabe ni de lo que habla y que en su más que probada estulticia, sostiene las dos cosas al mismo tiempo.

Y circunstancia que se repite, con su planteamiento de una “segunda” resurrección al final de los mil años para los “injustos” de juicio divino o destrucción eterna y a partir de una esperpéntica interpretación de Juan 5:28-29, así como de Hech. 24:15; pues el hecho de que las mujeres no puedan gobernar en el reino de Dios, también afecta a dicha enseñanza…… pero es que además ¡que quieren ustedes que les diga!, pero ese planteamiento no es más que una salvajada que de un plumazo dejaría vacío de contenido el reino de Dios, tema central de las Escrituras y única esperanza de la humanidad.

Porque si ello fuera así, como pretende hacernos creer ese “iluminado”, nos encontraríamos con la siguiente situación: si la “primera” resurrección de Rev. 20:6 y de eso no hay ninguna duda, es en la que se levantan aquellos que sí reinan con Jesucristo y en la que razonablemente no pueden participar las mujeres, pues ya hemos dicho que ellas no tienen acceso a gobernar en el reino, ello las llevaría a tener que levantarse en la única resurrección que queda, eso es, la “segunda” para los “injustos” y según enseña ese “teólogo” de pacotilla, la cual conlleva la destrucción eterna de los que participan en la misma…… y lo que nos enfrentaría al siguiente problema: ¿Qué hacemos entonces, con mujeres como Sara, Rebeca, Rut, Raquel, Lea, Noemí y tantísimas otras mujeres fieles a Jehová y que vivieron en tiempos precristianos, o las que vivieron en tiempos posteriores como María (la madre de Jesús) y a la que se le dijo ser “bendita entre las mujeres” (Luc. 1:48), Elisabet, Marta y María (las hermanas de Lázaro), Maria Magdalena, Ana la profetisa, Lidia, Loida, Eunice y a todas aquellas que se bautizaron posteriormente en el nombre de Jesús (Hech. 8:12)? ¿Es razonable el pensar, que tengan que ser destruidas en esa segunda resurrección? Y si no es así ¿en dónde nos las mete ese “teólogo” de pizarrín?

No obstante, eso es lo que nos plantea ese descerebrado que va a ocurrir, porque recordemos que en las Escrituras solo se nos habla de dos resurrecciones (Rev. 20:6; 11-13) y que según el disparatado planteamiento que nos presenta, estarían distribuidas de la siguiente manera: una “primera” para los “justos”, que son levantados en inmortalidad y como reyes en el reino de Dios y en la que no pueden participar las mujeres y una “segunda”, la de los “injustos” y en la que resumiendo la cosa, participan todos aquellos que no lo han hecho en la primera…… y con lo que ya tenemos de cabeza en la misma, a todas esas mujeres mencionadas y que según ese espantajo llamado Apologista Mario Olcese, para ser destruidas en ella. Y objeción esta, que ya planteé en mi anterior artículo “¡Y miren que yo no quería!” (28/04/13), a la que dicho indocumentado y en una nueva manifestación de no saber, no solo siquiera leer (pues si acaso lo leyó, no se “enteró” de lo que yo le exponía), sino ni de saber de qué está hablando, ha sido incapaz de rebatir mis argumentos en ese sentido; no obstante, de afirmar mentirosamente que “no ha renunciado” a ninguna de sus anteriores enseñanzas y como si los demás fuéramos tontos, eso …… pero de demostrarlo, obviamente no.

Sin embargo y para que ustedes vean la paranoia mental de semejante esperpéntico personaje, resulta que no solo en este video que estamos analizando y de fecha 28/04/13, al final del mismo nos vuelve a decir que los notables del AT, eso es, los Abraham, David y compañía, están también llamados a reinar con Cristo, sino que acaba de publicar otro (02/05/13) con el expresivo título “¿Quiénes son los genuinos herederos de Dios y coherederos con Cristo? ¡La respuesta lo sorprenderá!” y en donde una vez más, deja patente la errática deriva mental que le caracteriza, al afirmar de nuevo que son los Abraham, David y compañía. Cuando resulta que solo unos pocos videos atrás en el tiempo, concretamente el publicado en 12/03/13 y bajo el título “No, Don Armando, usted debe responderme esto primero…” nos decía exactamente todo lo contrario al afirmar en el mismo y entre los minutos del 16 al 20 de grabación, que solo aquellos que murieran “asesinados” en defensa de su fe en su enfrentamiento durante la “gran tribulación” aún futura, con la “bestia”, el “falso profeta”, el “anticristo” y que no recibieran la marca de dicha “bestia” (Rev. 13) son los que reinarán con Cristo; y algo que nos mostraba y para dar fuerza a su argumento, como ya hemos dicho, citándonos de Rev. 20:4…… pero veamos qué se nos dice en este pasaje:

Y vi tronos y hubo quienes se sentaron en ellos y se les dio poder para juzgar. Sí, vi las almas de los que fueron ejecutados con hacha (o “decapitados”, o “asesinados”, o “degollados” según versiones) por el testimonio que dieron de Jesús y por hablar acerca de Dios y los que no habían adorado ni a la bestia salvaje ni a su imagen y que no habían recibido la marca sobre la frente ni sobre la mano. Y llegaron a vivir y reinaron con el Cristo por mil años.” (Acotación mía).

Sobre estas palabras, es en las que se apoya esa estulticia andante para hacer esa afirmación que les acabo de señalar, cuando es el caso que en los videos que acabo de mencionar (28/04/13 y 02/05/13), nos afirma que Abraham, el padre de la fe y “amigo” de Jehová, así como David el genuino rey de Israel, es impensable que se pueden quedar fuera de reinar junto con Cristo en el milenio y por lo que de todas, todas, reinarían junto a este…… sin embargo y en claro contraste con la condición impuesta en el pasaje citado de Rev. 20:4, para acceder al gobierno del reino en calidad de inmortal rey y sacerdote, eso es, el morir una muerte de sacrificio “ejecutados con hacha por el testimonio que dieron de Jesús y por hablar acerca de Dios”, vean ustedes qué se nos dice de la muerte que tuvieron precisamente esos dos personajes, Abraham y David, por este orden:

Entonces expiró Abrahán y murió en buena vejez, viejo y satisfecho y fue recogido a su pueblo.” (Gén. 25:8).

Y por fin murió en buena vejez, satisfecho de días, riquezas y gloria; y Salomón su hijo, empezó a reinar en lugar de él.” (1 Cró. 29:28).

Sin embargo, hemos visto que el pasaje de Rev. 20:4 no deja lugar a duda alguna (y eso nos señala ese indocumentado, en los minutos del 16 al 20 de grabación en el video mencionado), en el sentido de que los que han de reinar con Cristo tiene que sufrir una muerte violenta en defensa de su fe y algo que queda perfectamente establecido además, en las siguientes palabras de Jesucristo:

Al que venza, le concederé sentarse conmigo en mi trono, así como yo vencí y me senté con mi Padre en su trono.” (Rev. 3:21).

Como no me puedo creer que a nadie le quede duda alguna de como “venció” Jesús, eso es, dando su vida en defensa de su integridad a Dios, razonablemente hemos de pensar que eso es lo se les pide a aquellos que pretendieran en su momento sentarse en un trono a su lado y gozando ya de la inmortalidad. Por lo que esa catástrofe con patas que es Apologista Mario Olcese, mentiroso donde los haya, nos tendría que aclarar esa “pequeña” contradicción entre lo demandado por Rev. 20:4 para reinar en el milenio y la plácida muerte que tuvieron esos dos personajes mencionados y a los que habría que añadir otros muchísimos que también murieron en parecidas apacibles circunstancias, como los Isaac, Jacob, Moisés, Noé, Job, etc. etc. etc.

Y le llamo mentiroso, porque en su endémica desvergüenza, semejante indeseable afirma en este video que él sí ha respondido a mis preguntas por medio de lo que ha ido publicando en los videos que ha ido subiendo, cuando lo único que ha hecho ha sido repetirse en sus planteamientos e ignorando las objeciones que le tengo planteadas sobre los mismos y de las que no ha dicho aún esta boca es mía; y objeciones que le voy a repetir, no esperando que me las responda porque ya sé que es incapaz de ello, sino para ver si lo hace alguno de esos “enteraos” que le van dando coba, como un tal Max Baeza y que comentando precisamente de este video que nos ocupa, dice los siguiente:

Hno Mario, parece que Don Armandito no leyó los capítulos anteriores al 10 de Juan, en donde claramente se comienza a desarrollar la idea de las “otras ovejas” que son ni mas ni menos que los Gentiles, (ver la carta a los Romanos y a los Efesios). Una Gran parte de la casa de Israel rechazó al Mesias. nosotros sin embargo, somos esa ramita de olivo silvestre que se injertará en ese remanente de Israelitas que acepto y aceptará el gobierno del Cristo.”

Y a lo que el Sr. “Ingeniero” respondió lo siguiente:

Así es, Hno. Max. Pero don Armandito no quiere entender razones…QEPD. Un abrazo para ti desde perusalén

Sin embargo, vean lo que opinaba dicho Sr. Baeza, sobre el video “La prueba irrefutable de que la grande muchedumbre reinará con Cristo”, disparate donde los haya que Apologista publicó el 18/03/13 y que ya hay que ser pendejo para proponer semejante planteamiento, pues como animalada no está nada mal…… y que no sé qué pensar, de quien afirma lo siguiente del mismo:

Hola Hermano Mario, La explicación y los textos mostrados por Ud. son más que claros para explicar este punto. La SWT basa sus enseñanzas en un sistema de “castas” o de clases, siende que la biblia en ninguna parte enseña dicha doctrina. El texto de Apocalipsis es claro al identificar literalmente a las tribus de la Casa de Israel, pero la SWT insiste con su doctrina de hombres en decir que es Espiritual, siendo que la biblia no lo dice torciendo su palabra. Un gran abrazo Hno Mario.” (Negritas mías).

Luego si a ese caballero, el Sr. Max Baeza, le pareció tan claro el planteamiento de Apologista, en el sentido que la “gran muchedumbre” de Rev. 7:14 será la que gobierne en el reino de Dios, le estaría eternamente agradecido si me pudiera responder a la siguiente cuestión que le tengo planteada a esa estulticia con patas de la que parece ser admirador y que aún no ha sido capaz de hacerlo:

Si la “gran muchedumbre” de Rev. 7:9 no muere, sino que sobrevive a la “gran tribulación”, por lo que pasa con vida al nuevo orden o reino de Dios y por lo tanto, no puede participar de la “primera” resurrección de Rev. 20:6 y que es la que da la inmortalidad, así como el derecho a reinar con Cristo ¿cómo puede ser, que los miembros de la “gran muchedumbre” pasen a reinar con este?

Me permito sugerirle a dicho caballero y si le parece bien, que me mande un correo con la solución a este contrasentido, que gustoso publicaré en un artículo junto a la opinión que me merezca dicha respuesta…… y es que si está tan identificado con el Sr. Olcese como para aceptar esa salvajada, al menos que lo defienda ya que este y a pesar de sus “conocimientos” en teología, es incapaz de hacerlo por sí mismo; y por supuesto, invitación que extiendo a todos aquellos que “entienden” los planteamientos de ese ignorante estructural que es Apologista Mario Olcese y ninguno de los cuales, se ha “mojado” en su momento rebatiendo los argumentos de mis artículos, en defensa de su “teólogo” de cabecera. Pero es que tenemos a otro, un tal Alex Saile que respondiendo a un tema de los 144.000 publicado por el Sr. “Ingeniero”, decía lo siguiente y transcrito tal cual de su comentario, para que vean el “nivel” intelectual de los alabadores de tan preclaro “teólogo”:

Una de las caracteristicas de los 144.000 que menciona la Biblia es que en su boca NO se halló Falsedad. Sin embargo los lideres de los Testigos si en una cosa se han Destacado es en su “”Falsedad””sistemática..En este documental relata solo algunas y muy graves.

¿Como eran y que decian los verdaderos Apostoles como por ejemplo Pablo? El Apostol Pablo en 1 Tesalonicenses 2:3 dice: Porque nuestra “enseñanza NO proviene del Errór, NI de la inmundicia,NI con engaño.¿A quien creerémos?

Desde luego, escribiendo de esa manera se puede esperar cualquier cosa de ese caballero, en cuanto a su capacidad de entender algo de aquello que lee; pero lo más chocante es la respuesta de Apologista:

Buen punto, Alex!

Sin darse cuenta el hombre, de la “puñalada trapera” que le asesta dicho caballero (figurativamente hablando, por supuesto) inconscientemente, al mencionarle la característica de los 144.000, en el sentido de que en su boca “no se halló falsedad”, o al citar de 1 Tes. 2:3 y en dónde Pablo afirma que “porque la exhortación que damos no proviene de error, ni de inmundicia, ni con engaño”…… eso es, exactamente todo lo contrario de lo que hace Apologista Mario Olcese Sanguineti. Volviendo a este, decir que como máximos poderes para defender su capacidad de entendimiento escritural, en el video en cuestión hace alarde de todos sus diplomas y sobre todo del que le acredita como “teólogo”…… aunque antes de continuar, me permito una pequeña observación sobre el por qué le llamo “ingeniero” y que parece ser que le ha “molestado”. Pero el caso es que si yo he pasado a llamarle de esta manera, es sencillamente porque él me pidió expresamente que le llamara así y de ahí, la razón que yo lo ponga entre comillas…… veamos el correo en el que me hacía dicha petición, fechado el 02/04/13:

Sr. Olcese no!…¡ingeniero es Mejor! Además, ¿se dio cuenta que Ananías no fue apóstol pero impuso sus manos sobre Saulo para que recibiera el Espíritu Santo? Eso tumba su absurda tesis de que sólo los apóstoles impusieron las manos…jajajajaja” (Negritas mías).

Incidiendo en la ostentación que hace de su diplomas y sobre todo, del de teología, decirle que la Biblia no fue escrita para teólogos (que no han hecho otra cosa que complicar el asunto, como es obvio que está haciendo él), sino para pastores, ganaderos, pescadores, agricultores…… en definitiva para personas sin estudios, porque en aquellos tiempos la cultura no estaba al alcance del personal en general, sino solo de los poderosos. Aunque no alcanzo a entender, qué es lo que con esta ostentación ha querido demostrar con respecto de un servidor, pues yo siempre he afirmado que no los tengo y no me avergüenzo de ello, máxime cuando resulta que en capacidad de razonar con lógica y sentido común sobre aquello que leo, le doy cien patadas a tan “ilustre” teólogo y de ahí que, en lugar de responderme a las objeciones que le tengo planteadas, saque a “pasear” sus diplomas como si con ello solventara la situación…… cuando a tenor de las Escrituras, es todo lo contrario:

En aquella misma hora se llenó de gran gozo en el espíritu santo y dijo: “Te alabo públicamente, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque has escondido cuidadosamente estas cosas de los sabios e intelectuales (o “entendidos” según versiones) y las has revelado a los pequeñuelos (o a los humildes). Sí, oh Padre, porque el hacerlo así vino a ser la manera aprobada por ti.” (Luc. 10:21). (Acotaciones mías).

Luego queda claro que hay una directa intervención divina en la capacidad de uno para entender las Escrituras, pues mientras Jehová y según palabras de Su propio Hijo, esconde expresamente el entendimiento de las mismas a aquellos que, en un rasgo de altanería, se apoyan en sus propios conocimientos para discernirla y como ha quedado claramente acreditado en la actitud de Apologista, pues lo que ha venido a decirnos mediante esa ostentación de diplomas, es que él tiene la razón porque tiene estudios superiores y yo no la tengo, porque sencillamente no los poseo (de lo contrario no se entiende)…… cuando resulta que es precisamente a estos, a los que no tenemos tales conocimientos, a los que el Altísimo les permite entender porque nos apoyamos en Él para adquirir conocimiento de Su Palabra.

De ahí el que yo reconozca que si comprendo algo de los escritos sagrados, es sencillamente porque se me permite entender y no por mis méritos personales, caso que sucede por igual en miles de personas esparcidas por el mundo y prescindiendo que publiquen en un blog como yo o no lo hagan, entienden exactamente igual que un servidor: lo verdaderamente importante radica en el que a uno se le permita entender el mensaje divino y algo que solo está en manos del Altísimo el otorgarlo o no, a tenor de ese pasaje de Luc. 10:21. Por esta razón, es que ese indocumentado no puede en manera alguna rebatir mis planteamientos, ni responder a mis objeciones; o sea, que Jehová no lo permite entender Su Palabra y de ahí que hoy diga una cosa y mañana la contraria, tal como he demostrado en este escrito (así como en muchos otros anteriores) y que pueden comprobar, solo con contrastar entre sí los videos que les he citado…… prueba más clara imposible.

Por otra parte, nos hace una afirmación en ese video que solo un inepto de su talla puede formular, cuando nos dice que en mi artículo al que hace referencia “al fin he tratado de responder” a su pregunta acerca de que hay de aquellos TJ que mueren antes de la “gran tribulación”…… para acto seguido decir, que “no he dicho ni pio” sobre el particular y afirmación que repite al final del video que estamos analizando, refiriéndose al artículo ya mencionado “¡Y miren que yo no quería!”. Pero claro, una cosa es que en mi intento de tratar de responder al tema en cuestión y que el mismo afirma que sí he hecho, no le haya convencido con mi respuesta y, otra muy distinta, que yo no haya dicho nada sobre el particular…… porque será una cosa o la otra, pero las dos al mismo tiempo como él nos plantea, obviamente no puede ser. Sin embargo y como yo nunca miento, vean lo que respondo sobre esta cuestión en dicho artículo, en el párrafo quinto y empezando por el final del mismo:

Pero es que además y algo sabré del tema, después de más de treinta años de militancia en dicha secta, resulta que esos señores jamás han enseñado nada semejante. Porque lo que esa secta ha enseñado siempre, es que los miembros de dicha clase de sus “otras ovejas” que se enfrenten a dicha tribulación, serán los que sobrevivan a la misma, mientras que los miembros de dicha clase que hayan muerto antes de que esta se produzca, se levantarán en la mencionada resurrección que acontecerá durante el período milenario…… eso es todo. Por lo que el mentiroso compulsivo que es ese infecto personaje Apologista, nos tendría que mostrar en dónde los TJ hacen semejante afirmación, en el sentido que los ya muertos de su clase de las “otras ovejas”, serán también “sobrevivientes” de dicha “gran tribulación” y lo que en sí mismo, ya es un brutal contrasentido…… sin embargo, eso es lo que entiende esa caricatura intelectual que dicen los TJ y que le pueden oír expresándolo de viva voz, en su video “Sr. López, ¿qué hacemos con las “otras ovejas” finadas que no podrán salir de la futura tribulación” del 16/04/13.”

O sea, queridos lectores, que yo sí respondí y como tengo por costumbre, a la cuestión que se me planteó, mientras que esa catástrofe con patas que es el Sr. “ingeniero” aún tiene seis preguntas sueltas por ahí a las que no dado aún respuesta y que vuelvo a plantear con la completa convicción de que no recibirán contestación, ni por parte de ese ignorante, ni por parte de los indocumentados que le aplauden las salvajadas que publica; no obstante y por aquello que la esperanza es lo último que se pierde, a ver si a alguno de ellos le queda un poco de vergüenza torera y se atreve a decir algo; aunque ¡vamos, que ni todos juntos son capaces de ello!…… y si no, al tiempo.

: El significado concreto del Sal. 45:16.

: Lo que se nos representa y la idea que se nos transmite en Rev. 14:1, a la luz del Sal. 2:6.

: Si Jehová había rechazado al Israel natural del acceso al reino, según Mat. 21:43 ¿a cuál Israel se refería Pablo en Gál. 6:16, cuando habló del “Israel de Dios”?

: Si la “gran muchedumbre” de Rev. 7:9 no muere, sino que sobrevive a la “gran tribulación”, por lo que pasa con vida al nuevo orden o reino de Dios y por lo tanto, no puede razonablemente participar de la primera resurrección de Rev. 20:6 y que es la que da la inmortalidad, así como el derecho a reinar con Cristo ¿cómo puede ser, según afirma usted, que los miembros de la “gran muchedumbre” pasen a reinar con este?

: Si según su enseñanza en el sentido que tanto los notables del AT, como los cristianos de todos los tiempos tienen que reinar con Jesucristo en el milenio…… ¿sobre quiénes reinarán entonces?

: ¿De cuántos grupos de personas se nos habla en Rev. 7 y que estarán presentes en el reino de Dios, tan pronto como este eche a andar…… y ya puestos, qué posición ocupará el uno, con respecto del otro?

Y respuesta a dichas preguntas que de ser formuladas de forma correcta, tumban todas y cada una de las barbaridades que ha publicado dicho personaje, instalado de manera permanente en la mentira y por lo que no es más que un sicario de Satanás (Juan 8:44)…… y si no, prueben ustedes de respondérselas a sí mismos con el debido apoyo bíblico y ya me contarán a que conclusión llegan.

Armando López Golart