Archivo para 06/01/2012

ENHORABUENA A D. FRANCO OLCESE.

Posted in Uncategorized with tags , , , , on 06/01/2012 by Armando López Golart

Y es que una vez más, dicho caballero y al que no tenemos el placer de conocer personalmente, autor del blog de “Lavasori”, ha publicado un impecable video de denuncia contra la organización de los Testigos de Jehová y en el que desde esta página, nos mostramos por completo de acuerdo hasta en la última coma de su escrito. Porque D. Franco, de nuevo ha hecho gala de un exquisito tratamiento de la verdad, apoyada en incontestables pruebas documentales, para presentar a los TJ como lo que realmente son: una formación religiosa fraudulenta en la mayoría de sus doctrinas, tendentes todas ellas a la dominación y expolio económico de sus militantes. Dicho caballero incide, con gran acierto a nuestro entender, en lo que podríamos considerar el “tendón de Áquiles” de dicha fraudulenta organización: todo el montaje realizado en torno al año de 1.914, que al final reconocen como erróneo (y con todo lo que ello implica), en La Atalaya del 15 de Junio de 1.970, si bien es cierto que de forma muy suave o disimulada, por lo menos en la versión que se publicó en nuestro país.

No obstante, el hecho es que en esa Atalaya los TJ reconocen haberse equivocado y algo que, con el permiso de D. Franco Olcese, vamos a transcribir tal como apareció publicado en la revista que fue distribuida en España; estamos citando del tema de estudio “Paz con Dios en medio de la “tribulación grande” ”, de fecha 15/06/70 y en donde desde el final del párrafo 10 hasta el 12, leemos lo siguiente:

Allá en 1925 la medida bíblica del tiempo según se explicó en el libro “The Time Is at Hand,” publicado en el año 1889, todavía se consideraba correcta. Por lo tanto no se había calculado que seis mil años de la vida del hombre en la Tierra no habrían de terminar sino hasta durante los años 1970. Por supuesto, el viejo cálculo de tiempo para poner en horario los acontecimientos de la Biblia y el cumplimiento de profecías afectó el entendimiento de los asuntos por los Estudiantes Internacionales de la Biblia. Pero ahora la cronología ha sido reexaminada.

11 Si, como se explicó en 1925, la primera parte de la “tribulación grande” empezó en 1914 y terminó en 1918, entonces el intervalo de tiempo por el cual “aquellos días” de la tribulación se acortan se ha extendido por cincuenta y un años y todavía no ha terminado. Muchos del resto ungido que fueron testigos del fin de la I Guerra Mundial en noviembre de 1918 y otros que han sido añadidos al resto desde entonces han envejecido, y algunos han sido muertos en persecución o han muerto de edad avanzada o por otras causas. Por ejemplo, en el año 1948, de 376.393 personas que celebraron la Cena del Señor, solo 25.395 participaron del pan y el vino en testimonio de que eran de ese resto ungido. Pero el 1 de abril del año de 1969, de 2.719.860 que celebraron, solo 10.368 participaron del pan y el vino. En esto estuvo incluido un número bastante grande de personas del resto que experimentaron el “principio de dolores de aflicción” durante la I Guerra Mundial. Algunos de éstos deben sobrevivir todavía por más tiempo para ver la guerra del Armagedón y pasar a través de ella, en armonía con las palabras de Jesús, en Mateo 24:33-35:

12 “Cuando vean todas estas cosas, conozcan que él está cerca, a las puertas. En verdad les digo que de ningún modo pasará esta generación hasta que sucedan todas estas cosas. El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras de ningún modo pasarán sin cumplirse”.” (Negritas nuestras).

Sin embargo y como D. Franco ha señalado en alguna ocasión, la susodicha afirmación que se pretende sostener con el texto en cuestión, acerca de una “generación” que tendría que ser testigo de los dos acontecimientos (principio y final de la misma), fue rechazada cuando en 1.995 y en el artículo de estudio “Salvados de una generación perversa” (1 de Noviembre), se le dio un nuevo sentido a la “generación” que por tantos años había marcado un límite para la realización de los sucesos profetizados…… pero claro, una vez más, el inexorable paso del tiempo condicionó su falsa enseñanza. Pero volviendo al tema de 1.914, recordemos que como nos señala el Sr. Franco Olcese en su video, esto que vamos a leer, es lo que esa organización siempre ha enseñado acerca de lo que ocurrió al término de esa primera parte de la tribulación grande:

En 1.918, cuando Jesucristo inspeccionó a los que alegaban ser sus esclavos, halló a un grupo internacional de cristianos que publicaba verdades bíblicas que se usaban tanto dentro de la congregación como fuera de ella en la obra de predicar. En 1919 sucedió exactamente lo que Cristo había predicho: “¡Feliz es aquel esclavo si su amo, al llegar, lo hallara haciéndolo así! En verdad les digo: Lo nombrará sobre todos sus bienes.” (Negritas nuestras).

Y eso lo leemos, en el artículo de estudio de La Atalaya del 15/03/90 “El “esclavo fiel” y su cuerpo gobernante” (párr. 21)…… notemos que estamos hablando de una Atalaya de 1.990, en donde se nos afirma algo, que veinte años antes se había aceptado como un error y algo que queda de manifiesto en el párrafo 13 del artículo de estudio citado del 15/06/70, en donde leemos lo siguiente:

13 Si fuera cierta la sugerencia que se hizo en 1925 de que los días de la “tribulación grande” fueron acortados en el medio, “por causa de los escogidos” (Mat. 24:22), ¿entonces qué? Entonces el intervalo de tiempo entre el comienzo de la “tribulación grande” y la parte del Armagedón de ésta, que sería su cierre, resultará ser unas cinco veces mayor que el largo de la “tribulación grande” misma. No obstante, para corresponder con los acontecimientos del primer siglo, desde el tiempo de la partida de Jesús al ascender al cielo en 33 E.C. hasta la destrucción de Jerusalén en 70 E.C., la “tribulación grande” antitípica no comenzó en 1914 E.C. Más bien, lo que aconteció sobre el antitipo moderno de Jerusalén en 1914 a 1918 fue meramente “principio de dolores de aflicción” para ella y sus aliados políticos. La “tribulación grande” como la cual no ocurrirá una de nuevo todavía está en el futuro, porque significa la destrucción del imperio mundial de la religión falsa (incluso la cristiandad) seguida por la “guerra del gran día de Dios el Todopoderoso” en el Armagedón contra los aliados políticos de la religión falsa babilónica. En esa “tribulación grande” el sistema de cosas actual tiene que terminar en sus fases religiosa y política.” (Negritas nuestras).

Pero como señala el Sr. Olcese, este reconocimiento tiene un “problemilla” y que se observa cuando uno lee con atención el pasaje de Mat. 24:29:31:

Inmediatamente después de la tribulación de aquellos días el sol será oscurecido y la luna no dará su luz y las estrellas caerán del cielo y los poderes de los cielos serán sacudidos. 30 Y entonces (o sea, después de esa gran tribulación final) aparecerá en el cielo la señal del Hijo del hombre y entonces todas las tribus de la tierra se golpearán en lamento y verán al Hijo del hombre viniendo sobre las nubes del cielo con poder y gran gloria. 31 Y él enviará sus ángeles con un gran sonido de trompeta y ellos reunirán a los escogidos de él desde los cuatro vientos, desde un extremo de los cielos hasta su otro extremo.” (Acotación nuestra).

Y claro, si esos señores nos dicen que esa “tribulación grande” está aún por acontecer, cuanto más la aparición de la señal de la “presencia” del hijo del hombre y que, según el citado pasaje de Mateo, es posterior a la citada gran tribulación y por lo cual no se ha producido tampoco, la selección “de los escogidos” a cargo de los ángeles. Sin embargo y a lo largo de mucho tiempo, eso es, desde 1.919 hasta nuestros días (recordemos el pasaje citado de la Atalaya del 90), los TJ de Jehová han estado aplicando a su “cuerpo gobernante” las siguientes palabras:

¿Quién es, verdaderamente, el esclavo fiel y discreto a quien su amo nombró sobre sus domésticos, para darles su alimento al tiempo apropiado? 46 ¡Feliz es aquel esclavo si su amo, al llegar, lo hallara haciéndolo así! 47 En verdad les digo: Lo nombrará sobre todos sus bienes.” (Mat. 24:45-47).

Pero puesto que este nombramiento o identificación es posterior a la “gran tribulación”, como ha quedado perfectamente probado y ésta aún no se ha producido, entonces Jesucristo aún no ha delegado ninguna responsabilidad en nadie y por lo tanto, queda todavía pendiente el cumplimiento de ese pasaje citado de Mateo…… entonces ¿en manos de quiénes están los militantes de dicha secta? ¿En manos de quiénes estuvimos los que por más de treinta años militamos en ella, los que nos precedieron y los que nos siguieron? ¿Quiénes son los responsables, mediante criminales enseñanzas como la de la sangre, de la muerte de tantas personas; o de la destrucción de tantas familias mediante su fanático adoctrinamiento; o de la perdida de relación con tantos amigos y familiares, como consecuencia de sus procesos de expulsión y causa de más de un suicidio? Porque si esas personas no han sido elegidas por Jesucristo para representarle y los hechos expuestos por D. Franco Olcese, no dejan lugar a dudas…… ¿al servicio de quién están?

Y esto, es lo que deberían intentar que se les respondiera, aquellos que actualmente se asocian con lo que, desde este blog, calificamos en su día como “el mejor invento de Satanás” para extraviar a las personas, eso es, la organización de los TJ. Y que el Sr. Olcese intenta que sea conocido por aquellos que, o bien se relacionan, o bien pueden llegar a hacerlo en un futuro con semejantes personajes; y eso a través de un denodado esfuerzo, pues el recopilar tanta información, el contrastarla debidamente y el llevarla a sus artículos o videos, con la veracidad de la que siempre ha hecho gala……no se hace de hoy para mañana. Y ennoblece el trabajo de D. Franco, el que su ímprobo esfuerzo solo tiene como recompensa, el que cada vez más personas se libren del brutal peligro que significa la citada secta para los que se acercan a ella.

Y es cierto, que alguna vez hemos mencionado desde este blog (en las pocas veces que nos hemos pronunciado sobre dicha secta), que diferimos con el citado caballero, en cuanto al tratamiento dado a sus militantes de base y que nosotros distinguimos de aquellos a los que consideramos el primer peldaño de su escalafón de mando, eso es, de anciano para arriba y a los que consideramos como los verdaderos culpables de ese desaguisado diabólico. Porque siempre hemos mencionado la calidad como personas de la inmensa mayoría que compone su militancia de base, pues nos consta que a pesar de sus limitados recursos intelectuales, son personas eminentemente honradas, sinceras y esforzadas en mantener mediante una buena actitud, una correcta relación con su Creador y eso, repetimos, nos consta. Sin embargo, también tenemos que señalar, que si algunos de esos miembros de base, acceden al video del Sr. Olcese o a este artículo que en total apoyo del mismo publicamos nosotros…… y no toma una acción inmediata al respecto, o sea, mandando automáticamente a hacer puñetas su relación con tan diabólica secta, estará haciéndose corresponsable con la misma de sus abominaciones en contra de Jehová. Recuerden esos miembros de base, que estamos hablando de una estructura religiosa de hechura humana y por tanto, parte de “Babilonia la Grande” (Rev. 17:5) y nombre con el que se identifica al conjunto de religiones falsas del mundo y de manera especial a la cristiandad…… y Jehová es claro en su mandado:

Y oí otra voz procedente del cielo decir: “Sálganse de ella, pueblo mío, si no quieren participar con ella en sus pecados y si no quieren recibir parte de sus plagas. 5 Porque sus pecados se han amontonado hasta llegar al cielo y Dios ha recordado sus actos de injusticia.” (Rev. 18:4-5).

Y dicho esto, solo nos resta felicitar de nuevo a D. Franco Olcese por tan excelente video, aparte de decir a los mal “intencionadillos” (que de todo hay en la viña del Señor), que estamos hablando de una persona con la cual no hemos tenido nunca el más mínimo contacto, al contrario de su hermano gemelo, D. Mario y con el que nos las tenemos tiesas día sí y día también…… aunque intentando evitar siempre que se rebasen las formas. Y el mejor elogio que desde este blog, siempre orientado a la crítica (esperamos que constructiva), le podemos hacer a Lavasori, es el certificar que nunca le hemos podido pillar en un renuncio, eso es, en un error, pues siempre ha dicho la verdad y encima la ha demostrado; por lo tanto…… enhorabuena de nuevo, D. Franco.

MABEL

Anuncios